economía

Colombia tendrá acceso a la principal red empresarial en turismo de lujo

El turismo de lujo se entiende como un segmento dirigido a personas que buscan viajes únicos, de alta calidad y con un nivel elevado de exclusividad.


Colombia fue aceptada como miembro de Traveller Made, de la que hacen parte 3.200 agentes de viaje y 445 empresas internacionales especialistas en este tipo de turismo que se caracteriza por ser de alto gasto.

El turismo de lujo se entiende como un segmento dirigido a personas que buscan viajes únicos, de alta calidad y con un alto nivel de exclusividad. Ahora Colombia estará más cerca de este tipo de viajeros con su oferta de naturaleza y cultura como nuevo miembro de Traveller Made, una de las principales asociaciones de este tipo de turismo a nivel mundial.

La organización tiene presencia en 70 países, por lo que Colombia podrá tener acceso a 445 empresas de turismo, más otros 3.200 agentes de viaje, para presentar sus experiencias y lograr atraer viajeros internacionales, principalmente de Europa, en donde recae el 44 % de la red de Traveller Made.

“Esta nueva membresía para el país es un gran paso hacia la reactivación del sector porque nos permitirá mostrarles a los principales empresarios del mundo el inmenso potencial que tenemos para el turismo de lujo, un segmento que se caracteriza por los viajeros de alto gasto, que buscan experiencias y destinos con la riqueza y la diversidad natural y cultural como la de Colombia, y que aportan al desarrollo social de las regiones”, dijo la presidenta de ProColombia, Flavia Santoro.

La red de Traveller Made nació en Europa en 2013 y parte de sus miembros, denominados diseñadores de viaje se enfocan en ofrecer lujo experiencial hecho a la medida a clientes con un híper alto nivel adquisitivo que, de acuerdo con la asociación, son cerca de 220.000 familias en todo el mundo que juntas poseen US$31 billones en activos.

“Colombia es un país de exuberante riqueza natural que ofrece experiencias a sus visitantes incluyendo expediciones a varios destinos remotos como Ciudad Perdida, volar sobre el Parque Nacional Natural de Chiribiquete, visitar el Parque Arqueológico de San Agustín y mucho más”, señaló el presidente y fundador de Traveller Made, Quentin Desurmont.

Hay que señalar que en el país es posible hacer expediciones en helicópteros privados en destinos remotos como Ciudad Perdida en las costas del Caribe, un sitio arqueológico en donde se encuentran poblaciones indígenas; sobrevolar el Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete, uno de los lugares naturales más hermosos de Colombia; o conocer el Parque Arqueológico de San Agustín, en donde existen vestigios precolombinos que reúnen parte de la historia aborigen del país.

En cuanto a experiencias enfocadas en cultura, el activo gastronómico colombiano toma mucha relevancia. En el país es posible encontrar productos autóctonos y de alta calidad. Las condiciones climáticas de las cinco regiones de Colombia hacen que se encuentre una gran variedad de ingredientes como el ñame, pitaya, guama, camu-camu, copoazú, asaí, chontaduro, borojó, entre muchos otros, que hacen creativa la cocina colombiana, sumándole a esto la historia y la tradición que siempre están detrás del proceso de elaboración de cada plato.

Entre las experiencias gastronómicas que muestran la riqueza del país son las visitas a las plazas de mercado como Paloquemao en Bogotá, Bazurto en Cartagena y Silvia en Cauca, o visitas a plantaciones de café en el Paisaje Cultural Cafetero o a las haciendas cacaoteras en Santander.

Es importante resaltar que también existen restaurantes de alto nivel como Leo, de la chef Leonor Espinosa, el cual entró en la lista de los World’s 50 Best Restaurants. Además, la organización de los 50 Best escogieron a Colombia como sede para 2018 y 2019 de su ceremonia de entrega de premios a nivel latinoamericano.

Por otro lado, existen alojamientos no convencionales como glampings, villas, haciendas y casas privadas que cuentan con todos los servicios a la medida.

En experiencias en glamping, por ejemplo, existen varios lugares en el país que ofrecen este tipo de alojamiento municipios aledaños a Bogotá como Guatavita o Suesca; o en el Eje Cafetero como Salento, Guatapé o Calarcá, Tayrona, Barichara, Villa de Leyva. Estas experiencias son muy conocidas, pues el contacto con la naturaleza es único, además que los clientes pueden ver cielos estrellados dentro de sus habitaciones, ya que estas son construidas con techos transparentes.

También existen hoteles convencionales orientados a la calidad del servicio tales como Four Seasons Casa Medina y W (Marriott), ambos en Bogotá; además de Casa San Agustín y Sofitel Legend Santa Clara (Accor), ubicados en Cartagena y, finalmente, Las Islas, ubicado en Barú, a 45 minutos de Cartagena. Dichos hoteles hacen parte del catálogo de Virtuoso, otra de las importantes redes de turismo de lujo en el mundo.