nación

Caso Marymount: ¿en qué va el caso contra Mauricio Zambrano, prófugo de la justicia?

Para la Fiscalía, el profesor Mauricio Zambrano, enredado en las denuncias de abuso sexual en el colegio Marymount, es un prófugo de la justicia.


Luego de un tira y afloje en los juzgados de Bogotá por definir la necesidad de una medida de aseguramiento en contra de Mauricio Zambrano, en su momento profesor del colegio Marymount, la Fiscalía sacó ventaja y logró que un juez ordenara su reclusión en una cárcel. El problema es que nadie lo encuentra.

Lo único que se sabe del profesor Zambrano es que, al enterarse de la medida de aseguramiento y que tendría que volver a la cárcel, huyó. Nadie, se supone, sabe de su paradero, algo que en criterio de la Fiscalía lo convierte en un prófugo de la justicia. Sin más arandelas, es buscado por la ley.

Mauricio Zambrano resultó involucrado en el caso de abuso sexual de menores ocurrido en el reconocido colegio Marymount en el norte de Bogotá. Los señalamientos en contra del docente son explícitos en las declaraciones y aberrantes en detalles. Todos los expuso la Fiscalía en una audiencia de imputación de cargos.

“La Fiscalía recaudó material probatorio contundente que permitió que un juez de la República emitiera la orden de captura para que en las últimas horas esta persona fuera puesta a disposición de un juez de control de garantías, la captura que fue legalizada”, explicó el fiscal general Francisco Barbosa, cuando fue capturado el docente.

Para el ente acusador y para las víctimas, no hay duda de que Mauricio Zambrano sería el responsable de los abusos ocurridos en el colegio, y que las directivas del plantel, aunque conocieron los hechos, no tomaron las medidas de control necesarias, solo hasta que el caso se hizo público y ahí sí advirtieron lo ocurrido.

“Los elementos probatorios recaudados permitirán que en las últimas horas se impute el delito de acceso carnal en contra de persona puesta en situación de inferioridad y acto sexual en persona puesta en incapacidad de resistir”, advirtió el fiscal

Tras recaudar el material de prueba, la Fiscalía solicitó la captura del profesor Zambrano, y la noticia la entregó el propio fiscal general Francisco Barbosa. En audiencias concentradas y reservadas, las pruebas fueron entregadas a los jueces y la conclusión, en ese momento, es que debía estar en una cárcel, pero el juez no lo entendió así y lo dejó en libertad.

“Fue capturado el señor Mauricio Zambrano el hoy capturado era profesor de educación física de este colegio en el norte de Bogotá, siendo la víctima una menor de edad de 14 años que habría sido puesta en situación de inferioridad y accedida carnalmente”, dijo fiscal Barbosa.

La Fiscalía apeló esa decisión del juez. Para el ente acusador era necesaria la medida de aseguramiento en contra del docente, para que estuviera en la cárcel mientras avanzaba el proceso en su contra. Otro juez coincidió con la Fiscalía, revocó la libertad y ordenó enviarlo a una cárcel. Fue en ese momento cuando Zambrano desapareció.

Ahora lo que quedan son las diligencias de cara al juicio en su contra, pero su ausencia y que permanezca en la clandestinidad, complica su situación jurídica, no solo porque se aplazan las audiencias, sino por la necesidad de declararlo como persona ausente. De modo que se pueda avanzar en el proceso y obtener una condena en su contra, aun sin su presencia.