nación

En marzo llegaron al país cerca de 600 colombianos deportados de EE. UU.

Migración Colombia confirmó la cifra y aseguró que la medida es autónoma del Gobierno de Joe Biden y obedece a la migración irregular desde la frontera de México con Estados Unidos.


La migración masiva, que se ha intensificado en los últimos meses en la frontera de México con Estados Unidos, está generando reacciones en el gobierno de Joe Biden contra los extranjeros que violan su legislación para ingresar a este país.

Ante esta situación, Migración Colombia confirmó que durante el mes de marzo esta entidad ha recibido a cerca de 600 ciudadanos colombianos, todos mayores de edad, deportados desde los Estados Unidos. Estos ciudadanos arribaron al país en seis vuelos, los cuales han sido costeados por las autoridades americanas.

El ente migratorio colombiano aseguró en un comunicado de prensa que la medida de deportación funciona de manera coordinada a través de una comunicación permanente entre el Homeland Security de los Estados Unidos y Migración Colombia. En este sentido detallaron que mensualmente se realiza un vuelo denominado vuelo de deportados, en el que llegan en promedio cerca de 90 personas.

Familias separadas
El migrante cubano Alain Ríos, a la izquierda, recibe la ayuda de su esposa, Katia Maden, mientras caminan hacia una brecha en el muro fronterizo en Yuma, Arizona, el miércoles 9 de junio de 2021, en busca de asilo en los Estados Unidos. La pareja caminó principalmente, en el transcurso de cuatro meses, desde Venezuela, antes de que Ríos se torciera el tobillo a pocos pasos de llegar a los EE. UU. La pareja se unió a docenas de otros solicitantes de asilo este día que pasaron por la brecha a los agentes de la Patrulla Fronteriza de EE. UU. Foto: AP / Eugene García. - Foto: AP

En relación con las medidas tomadas por los Estados Unidos, así como por cualquier otro país, Migración Colombia aclaró que estas “son decisiones autónomas y soberanas”, que desde Colombia respetan y acatan.

Indicaron que actualmente, y conforme a su legislación, los Estados Unidos vienen tomando dos tipos de medidas con quienes violan su legislación, independientemente de su nacionalidad. La primera de ellas, que se viene aplicando desde hace más de 10 años, y que está sustentada en el Título 8, es la medida de deportación. Esta medida se aplica para aquellos migrantes que han cometido delitos y han cumplido su pena o bien, que han sido extraditados y deben regresar a Colombia o para quienes se encuentran en condición irregular en los Estados Unidos.

“Ahora bien, más recientemente, y como lo evidenciamos en nuestra visita a los Estados Unidos hace aproximadamente 15 días, se viene registrando un aumento en la migración irregular de diferentes nacionalidades, incluida la colombiana, en la frontera entre México y Estados Unidos. En ejercicio de su autonomía y soberanía, buscando mantener una migración regulada y salvaguardar la integridad de los migrantes, las autoridades de los Estados Unidos han decidido aplicar una medida de retorno a su país, a los extranjeros que hayan ingresado de manera irregular a los Estados Unidos, en medio de la actual pandemia, soportada en el Título 42 de su legislación”, precisa Migración Colombia en el comunicado.

En Imágenes: Caravana de migrantes avanza hacia Ciudad de México
Migrantes, de Haití, Sudamérica y Centroamérica descansan en Huixtla antes de continuar en una caravana que se dirige a la Ciudad de México para solicitar asilo y estatus de refugiado, en Huixtla, México el 26 de octubre de 2021. Foto REUTERS / Jacob García - Foto: REUTERS

La autoridad migratoria hizo un llamado a los colombianos para que no expongan su vida en este tipo de travesías migratorias, como la de la selva del Darién para llegar a Panamá y posteriormente a México, para ingresar a Estados Unidos.

“Continuaremos trabajando con todas las autoridades migratorias de la región, con el fin de mantener una migración ordenada y segura, la cual permita proteger a las personas”, acotaron desde Migración Colombia.

El pasado 2 de febrero, la Casa Blanca confirmó que comenzó a “deportar” a Colombia a venezolanos que habían residido en este país y que habían intentado “entrar de manera irregular a Estados Unidos”.

“Lo que estamos intentando es asegurar que los venezolanos que vinieron desde un tercer país regresen a ese país”, explicó en ese momento la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, en alusión a los migrantes venezolanos procedentes de Colombia.

Así pues, desde la administración del presidente, se está devolviendo a estos ciudadanos al país “donde habían estado viviendo antes”. Psaki ha detallado que está previsto que estos vuelos se realicen “de manera regular” y serán operados por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos.