Tendencias

Home

Nación

Artículo

SAE vendió la primera empresa en proceso de extinción de dominio por $11.000 millones
Según los hallazgos de la Contraloría, no hay certeza sobre la cantidad de bienes que están en poder de la Sociedad de Activos Especiales. - Foto: Sociedad de Activos Especiales

nación

Increíble: la Sociedad de Activos Especiales no tiene certeza de cuántos bienes tiene en su poder; hay caos y desorden

Según la Contraloría, no se sabe cuántos bienes incautados hay en total, su ubicación y estado físico. La mayoría no tienen avalúo comercial.

En un reciente debate de control político en la plenaria del Senado, Antonio Correa, senador del partido de la U, hizo una escalofriante revelación: “la Sociedad de Activos Especiales -SAE- resultó peor que la DNE”.

Correa se refería a la Sociedad de Activos Especiales -SAE-, que reemplazó a la Dirección Nacional de Estupefacientes - DNE- y que administró por años los bienes incautados al narcotráfico, hasta llegar a su liquidación, por sus constantes escándalos de corrupción en donde los depositarios resultaban ser funcionarios públicos y políticos.

Al parecer, el senador Correa no se equivocó. SEMANA tuvo acceso a un documento de 126 páginas en el que la Contraloría Delegada para el Sector Justicia hace un descarnado análisis de la gestión de la SAE entre los años 2019 y 2021.

El documento que saldrá a la luz en los próximos días revela, entre muchas cosas más, que la entrega del inventario de bienes por parte de la DNE a la SAE fue documental y no material, lo que implicó un desconocimiento del total de los bienes, su ubicación, el avalúo y el estado físico de los mismos.

Según la Contraloría, la SAE pasó de tener, en el 2019, 26.778 bienes inmuebles, a 28.343 en el 2021, un crecimiento de 5.84 % en tres años.

Y es aquí precisamente donde comienzan los problemas, pues, según la Contraloría, el inventario actual de los bienes incautados tiene información incompleta y desactualizada: 16.283 bienes inmuebles no reportan estado físico y 29.109 registros carecen de avalúo comercial, lo que dificulta su control y administración con el objetivo de hacerlos productivos y rentables, evitar su deterioro y así contribuir con los programas sociales del gobierno.

Depositarios y estado de los bienes

Al analizar quiénes son los depositarios de los bienes que administra la SAE, la Contraloría dejó en evidencia que un solo depositario, “Consultores Santo Domingo, supera en todos los años, los 600 bienes inmuebles que le han sido asignados” y en cuanto a las sociedades, “se encontró que 24 de ellas superaron el tope de 5 sociedades establecidas por la entidad”.

Y advierte el informe: “Esta situación genera incertidumbre sobre el control y seguimiento que realiza la entidad, en la forma cómo se designa un inmueble, ya sea rural o urbano a un depositario, así como sobre el manejo que dan dichos depositarios a los bienes asignados; pues ello puede ocasionar que el gran número de bienes que se les adjudica, sobrepasen su capacidad física, financiera y administrativa para gestionarlos en forma adecuada eficiente y eficaz”.

Pero hay más: el documento sostiene que sobre 496 bienes no hay información sobre quiénes son sus depositarios. Es decir, no se sabe quién los tiene.

Sobre el reporte del estado físico de los bienes, advierte la Contraloría que no se conoce el estado de más de la mitad de ellos, 16.283. Lo que implica, dice el informe, que no se puedan tomar acciones correctivas a tiempo, que impidan que los bienes se deterioren y pierdan su valor comercial.

Avalúos irrisorios

La Contraloría también analizó los avalúos catastrales y comerciales de los bienes administrados por la SAE y allí encontró varias sorpresas.

Se encontraron casos en donde dichos avalúos no superan los cien mil pesos ($100.000) en casas y lotes rurales.

Aquí algunos ejemplos: una Finca de 112 hectáreas por un valor de 64 mil pesos ($64.0000) y un Lote con Construcción de 780 m2 por 4 mil 300 pesos ($4.300).

“Asimismo, sucede en algunos casos para avalúo comercial, dónde, por ejemplo, para un lote urbano sin construcción, en buen estado, de 99,48 m2, aparece registrado por un monto de $1.318 y un garaje de 12 m2 en buen estado, localizado en el sector de Unicentro en Bogotá, por $35.000; situaciones que permiten cuestionar también la confiabilidad de la información suministrada en el Inventario”, revela el informe.

En su informe, la Contraloría no entiende cómo la SAE calcula los arrendamientos de los inmuebles, ya que la entidad no registra el avalúo comercial para el 77 por ciento de los bienes (21.946).

La Contraloría concluye que no hay una articulación efectiva de todas las entidades que participan en la extinción de dominio y que no existe un sistema de información centralizado que permita hacer ágil el proceso.

“Cada Entidad tiene su propio sistema de información, que no es compatible con las demás. Por ejemplo, el SIGMA de la SAE ; el SIERJU de la rama judicial y el sistema SPOA de la Fiscalía General de la Nación”.

Inventario y ubicaciones

En el informe, la Contraloría entrega el inventario de bienes a diciembre de 2021: lotes 6.677, casas 5.082, garajes 3.743, fincas 3.597, apartamentos 3.282, locales comerciales 2.184, otros 3.778.

Todos estos bienes están ubicados en Valle: 7.550, Antioquia: 4.369, Bogotá: 2.777, Cundinamarca: 1.684, Meta: 1.343, Córdoba: 1.318, Atlántico: 1.227 y 8.075 en otros departamentos.