Home

Nación

Artículo

Santa Marta fue uno de las ciudades escogidas para viajar sin necesidad de tener pareja.
Santa Marta fue uno de las ciudades escogidas para viajar sin necesidad de tener pareja. - Foto: Getty Images / pxhidalgo

magdalena

Los proyectos que se estudian en Santa Marta para solucionar el problema de agua en la ciudad

Se estima que serían beneficiados más de 500.000 habitantes.

La Alcaldía de Santa Marta y la Gobernación de Magdalena confirmaron que en este año se pondrán en marcha las obras de infraestructura que aliviarán el problema del agua en esa ciudad. Los trabajos, inicialmente, beneficiarán a medio millón de habitantes, así como al sector turístico.

Se trata del Sistema de Acueducto El Curval. “Hoy son más o menos 1.300 litros por segundo y se lograrán tener 2.600 litros por segundo con el proyecto Curval”, señaló Patricia Caicedo, gerente de la Empresa de Servicios Públicos del Distrito de Santa Marta (Essmar).

El proyecto, que fue planificado a mitad de 2021, es la solución del agua, según Caicedo. La gerente puntualizó en aquel momento que su prioridad es la “renovación del modelo de disposición de residuos y la revisión de la concesión del servicio de aseo”.

Los trabajos, que están en fase de estudios, forman parte de un convenio entre la Alcaldía de Santa Marta, con la participación directa de Essmar, la Gobernación del Magdalena y Cenit Transporte y Logística de Hidrocarburos, filial de Grupo Ecopetrol. Cenit destinó más de 16.000 millones de pesos para contratar los estudios y diseños.

Por el momento, según Caicedo, los estudios están paralizados mientras se resuelve la intervención de la entidad de parte de la Superintendencia de Servicios Públicos. Essmar fue intervenida el 22 de noviembre por supuestas carencias en su “capacidad técnica, operativa, administrativa y financiera para garantizar la debida calidad, cobertura y continuidad de los servicios de acueducto y alcantarillado”.

Sin embargo, el pasado 15 de diciembre, en primera instancia, el juez segundo administrativo del Circuito de Santa Marta ordenó suspender la intervención por cuatro meses, al fallar una acción de tutela. La SuperServicios no atendió la orden de levantar la medida en un plazo de 48 horas.

Sobre el particular, Caicedo advirtió que “vamos a seguir dando la pelea jurídica y esperaremos el fallo en segunda instancia, para poder avanzar con los proyectos que quedaron aplazados por la intervención”.

Por otra parte, en el segundo semestre del año, Essmar intervino las redes de acueducto y alcantarillado en más de 30 barrios de la ciudad, así como se inició la ampliación de la Planta de Tratamiento El Roble en ciento cincuenta litros por segundo. “Con eso se ayuda a mejorar las condiciones del déficit de agua que tiene el corredor turístico y todos los barrios del sur”, dijo Patricia Caicedo. Esta es otra de las obras que se terminarán una vez se suspenda la intervención.

Otro de los programas bandera es el impulso a la economía circular, con la que se busca implementar estrategias y alternativas en cuanto al uso y reducción del consumo y contaminación de materiales desechados en la ciudad.