Home

Política

Artículo

.
. - Foto: Esteban Vega/ Twitter Gustavo Petro

política

“La foto de Cesar Gaviria abrazado con Gustavo Petro es la cereza del pastel de la ignominia”: Sergio Fajardo

En una dura misiva, publicada horas antes de la posesión del nuevo Congreso, el excandidato presidencial se despacha contra la nueva era: el gobierno del Pacto Histórico.

En su mordaz arremetida contra lo que llamo “la era Petro”, Sergio Fajardo la emprendió especialmente contra dos personajes: Roy Barreras y Cesar Gaviria. Al primero le dedicó varios párrafos y al expresidente, una crítica corta, pero contundente.

“La foto de Cesar Gaviria abrazado con el presidente electo es la cereza del pastel de la ignominia”, escribió el excandidato presidencial. Fajardo se refiere a las vueltas políticas con las cuales el líder de la casa liberal pasó de haber apoyado a Iván Duque en la pasada elección presidencial a Gustavo Petro en esta.

Reunión entre Gaviria y Petro en Italia.
Reunión entre Gaviria y Petro en Italia. - Foto: Twitter: @PartidoLiberal

Fajardo se refiere a la imagen que dejó el encuentro del presidente electo con el expresidente en Impruneta, una región de Florencia, Italia. Allí, ambos conversaron sobre el acuerdo nacional, que tiene como uno de los principales objetivos garantizar el apoyo de los proyectos y reformas que presentará el nuevo Gobierno ante el Congreso.

Según detalló el Partido Liberal, el encuentro entre el mandatario electo y el expresidente Gaviria se centró en los acuerdos para hacer alianzas con el nuevo gobierno.

Hasta el momento se sabe que este primer encuentro duró cuatro horas. Almorzaron en la Toscana italiana, en una casa cerca de Florencia. Luego de la reunión, concluyeron que habrá más encuentros para seguir conversando y terminar de definir la alianza política.

Desde el Partido Liberal quieren que haya una armonía con el gobierno para trabajar en conjunto y sacar adelante las reformas que consideran necesita el país. En medio de la conversación hubo temas de agenda legislativa y se habló de las distintas iniciativas que adelantará el nuevo mandatario en estos cuatro años y que los liberales podrían respaldar.

El hecho llamó la atención en varios sentidos. Uno es que desde las elecciones Gaviria y Petro no se reencontraban, luego de que el líder del Partido Liberal decidiera apoyar a Federico Gutiérrez en la primera vuelta, tras una puja en la que Petro salió derrotado, pero que buscó hasta el final.

Tras el encuentro, los liberales se declararon partido de gobierno.

La despachada de Fajardo

A Sergio Fajardo, a quien por años han acusado de ser “tibio”, ese calificativo ya no le queda. El excandidato presidencial dejó claro que no se guardará nada en la “era Petro”, que comienza a su juicio este 20 de julio con la posesión del Congreso.

“Ahora la política es “el arte de tragar sapos” por doquier, se dice que es dinámica y cuando alguien se atreve a hablar de principios le descalifican por una supuesta superioridad moral. Este 20 de julio se acaba la luna de miel y empieza en firme la era Petro”, trinó antes de esa ceremonia.

Junto a ese mensaje, Fajardo publica un manifiesto en el que repudia la forma cómo se está haciendo política en la actualidad y, especialmente, sobre las alianzas que a juicio suyo se han dado por conveniencia política ante la victoria de Gustavo Petro.

“Este miércoles 20 de julio, con la inauguración del nuevo Congreso, se acaba la luna de miel y empieza en firme la era Petro. Atrás quedan las simbólicas y sonrientes fotos de la primera semana”, comienza la misiva.

El eje de esas volteretas políticas, que en el pasado habrían sido inconcebibles, es Roy Barreras, a quien él describe como un “destacado practicante del todo vale en política, sutilmente reciclado como expresión del cambio”. Como se sabe el parlamentario ha militado en todas las toldas políticas: el uribismo, el santismo y ahora el petrismo.

Barreras, quien ha logrado el apoyo de muchos clanes políticos, al primer gobierno de izquierda de Colombia, es al que peor le va en la despachada de Fajardo. Con su habilidad singular dejó tirados en la lona a los representantes de la izquierda, a quienes les va a tocar humildemente ver cómo Barreras le pone la banda presidencial a su líder máximo”, dice el excandidato.

Contra Barreras, Fajardo no guarda adjetivo. “Los mandamases de los principales partidos políticos tradicionales, seducidos por Roy, han visitado a Petro para rendirle pleitesía: se postraron a los pies de quien era su principal enemigo y le van a apoyar las reformas que jamás habían apoyado”, dice.

Y pronostica, en tono sarcástico, lo que para él viene: “Ver para creer: aprobarán las reformas tributaria y agraria y, como si fuera poco, una reforma política que en palabras de Barreras: ‘¡Va a acabar con el sistema clientelar corrupto!’”.

Al final asegura que nada bueno saldrá de lo que está pasando. “Creo que el camino que se escogió hace imposible la lucha seria y decidida contra la corrupción. El congreso es, o debería ser, el principal escenario de la lucha contra la corrupción, ¡allí debería empezar el Acuerdo Nacional contra la Corrupción!”, sostiene.