Tendencias

Home

Política

Artículo

Gustavo Bolívar defendió al líder de su movimiento, Gustavo Petro, en un debate realizado en la Universidad Javeriana.
El senador Gustavo Bolívar es uno de los principales alfiles del presidente Gustavo Petro - Foto: Semana

política

Gustavo Bolívar, “no están cuidando al presidente”: el senador del Pacto Histórico reaccionó muy preocupado por millonarias compras en Presidencia que generan escándalo

La compra incluye un televisor Samsung de 85 pulgadas, una licuadora digital de diez velocidades y edredones de plumón de ganso.

El senador Gustavo Bolívar salió este lunes en defensa del presidente Gustavo Petro, en medio de la polémica por la millonaria compra hecha por la Presidencia de electrodomésticos de lujo y lencería de hogar para el jefe de Estado y la vicepresidenta Francia Márquez, adquisición que le costó a los colombianos 127 millones de pesos.

Una de estas compras fue la adquisición de un televisor Samsung de 85 pulgadas, por un valor de 27.499.900 pesos. Así mismo, otro televisor Samsung de 70 pulgadas, por 10.867.000 pesos; una licuadora digital de diez velocidades, por 1.846.000 pesos; unas cubiertas de vitrocerámica eléctrica Le Cuisine, por 7.338.400 pesos; y dos cubiertas de vitrocerámica inducción Le Cuisine, por 34.815.000 pesos. Todos los objetos suman 93.084.400 pesos.

También hay una segunda compra, con el número 96479, con lencería de hogar para la Casa de Nariño y la Casa de Huéspedes de Cartagena, por un valor de 79.999.800. Dicha compra incluye dos plumones de ganso por 8.159.800 pesos, cuatro Duvet de 500 hilos por 11.560.000 pesos, ocho duvet king tela 300 hilos por 15.200.000 pesos, y cuatro juegos de cama de tela de 500 hilos, por 8.440.000 pesos, entre otros. El proveedor, igualmente, es la firma Polyflex.

El asunto ha generado polémica debido a que algunos consideran que estos son bienes de lujo que no son indispensables para el desempeño del gobierno, sobre todo cuando los colombianos piden austeridad en medio de la situación que vive el país.

Pero, además, también se ha denunciado que habrían existido sobrecostos en estas adquisiciones, hechas a través de la plataforma de Colombia Compra Eficiente.

SEMANA averiguó las especificaciones de cada uno de los televisores. Llama la atención que a pesar de que el Samsung de 85 pulgadas (TV Samsung 85″ Pulgadas 215,9 cm QN85QN800B 8K NEO QLED MINI LED Plano Smart TV) costó 27,5 millones de pesos en el contrato del Dapre, en varios comercios del país su valor es de 21.999.900. Es decir, un colombiano que quisiera comprar el mismo televisor lo podría encontrar en ese valor, 5,5 millones menos que lo que le costó al director del Dapre, Mauricio Lizcano.

No obstante, en medio de la polémica, el senador Bolívar, uno de los principales alfiles de Petro, salió a defender al presidente Petro al asegurar que el jefe de Estado no habría tenido conocimiento de estas adquisiciones.

“No creo que él tenga tiempo de hacer compras. Sus reuniones van hasta media noche. Apenas tiene tiempo de dormir y lo comprado no se ajusta a su nivel de exigencia”, apuntó Bolívar desde su cuenta de Twitter.

El senador, además, se mostró molesto con los funcionarios del gobierno al considerar que no están “cuidando” al jefe de Estado.

“Creo que algún funcionario se quiso lucir. No están cuidando al presidente”, indicó el senador.

Uno de los que ha sido responsabilizado en medio de esta controversia es el director del Departamento Administrativo de la Presidencia (Dapre), Mauricio Lizcano, quien salió en defensa de las dos compras hechas en los últimos días para el presidente Gustavo Petro y la vicepresidenta Francia Márquez.

“Amoblar las casas privadas es un deber del Dapre luego de previas solicitudes de los jefes administrativos de cada casa y todas las compras, como en este caso, se hacen a través de la tienda virtual de Colombia Compra Eficiente, un mecanismo transparente”, dijo Lizcano, en Twitter.

Presidencia compra televisores de 27 millones de pesos, plumones de ganso de 4 millones, entre otros lujos, para el presidente Gustavo Petro y la vicepresidenta Francia Márquez

En dos compras realizadas en los últimos días, a través de la tienda virtual de la plataforma Colombia Compra Eficiente, la Presidencia adquirió electrodomésticos de lujo y lencería de hogar para el presidente Gustavo Petro y la vicepresidenta Francia Márquez. Todo se realizó a través del Departamento Administrativo de la Presidencia (Dapre).

La orden de compra 96358 incluye, entre otras, un televisor Samsung de 85 pulgadas, por un valor de 27.499.900 pesos. Así mismo, dos televisores Samsung de 70 pulgadas, por 10.867.000 pesos; dos licuadoras digitales de diez velocidades, por 1.846.000 pesos; una scubiertas de vitrocerámica eléctrica Le Cuisine, por 7.338.400 pesos; y dos cubiertas de vitrocerámica inducción Le Cuisine, por 34.815.000 pesos. Todos los objetos suman 93.084.400 pesos.

La fecha de orden de esa compra, por 93.084.400 pesos, es del pasado 26 de septiembre y su justificación dice: “Contratar la adquisición para reposición y dotación de electrodomésticos de hogar para las Casas Privadas del Señor Presidente y Señora Vicepresidente de la República del Departamento Administrativo de la Presidencia de la República”. El proveedor seleccionado fue Polyflex, una firma con sede en Bogotá.

Así mismo, hay una segunda compra, con el número 96479, con lencería de hogar para la Casa de Nariño y la Casa de Huéspedes de Cartagena, por un valor de 79.999.800. Dicha compra incluye dos plumones de ganso por 8.159.800 pesos, cuatro Duvet de 500 hilos por 11.560.000 pesos, ocho duvet king tela 300 hilos por 15.200.000 pesos, y cuatro juegos de cama de tela de 500 hilos, por 8.440.000 pesos, entre otros. El proveedor, igualmente, es la firma Polyflex.

Orden de compra 96479, del Departamento Administrativo de la Presidencia
Orden de compra 96479, del Departamento Administrativo de la Presidencia - Foto: Colombia Compra Eficiente

Ambas compras, por un total de 173.084.200 pesos, se conocen en momentos en que el Gobierno ha dicho que quiere enviar mensajes de austeridad en el gasto.