bogotá

Denuncian que hombre dejó a su perro atado al carro, al parecer durante horas, para ingresar al club El Nogal

Según la persona que hizo la denuncia en redes sociales, la mascota permaneció sin agua ni alimento.


A través de la red social Twitter se conoció la denuncia hecha por el usuario Salomón Figueroa, quien presenció el caso de un perro que estuvo durante un largo tiempo amarrado a un lujoso auto, al parecer, mientras su dueño ingresaba al club El Nogal, en Bogotá.

El hecho habría ocurrido el domingo 7 de agosto. Según se lee en el trino que expone el caso, “un señor dejó su mascota durante mucho tiempo, amarrada, sola, sin alimento y sin agua”.

En las imágenes se observa al perro acostado sobre el asfalto, incapaz de realizar movimientos libres, pues estaba amarrado con una correa roja a la puerta del vehículo. La extensión del lazo era de aproximadamente un metro, por lo que la mascota apenas alcanzaba a recostarse sin quedar colgando.

Llamamos a la policía y el dueño fue muy grosero”, enfatizó Figueroa en su denuncia hecha en Twitter.

Como era de esperarse, el trino ha llamado la atención de cientos de internautas, quienes han dejado todo tipo de comentarios.

“Hay gente peligrosa que no puede ni debe tener a su cargo animales ni otro ser humano”; “Qué rabia me da esto. Qué costaba llevarlo consigo? No permite el club mascotas? Pa’ que lo lleva entonces?”; “Qué terrible. Qué le pasa a la humanidad?”, escribieron algunos usuarios de Twitter.

Por vender perros y gatos en Bogotá, mujer fue judicializada por maltrato animal

Un total de 26 perros y gatos que se encontraban en condiciones precarias y que estaban para la venta fueron rescatados gracias a la tarea conjunta de la Fiscalía General de la Nación y el Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal (IDPYBA).

En esta operación realizada en la localidad de Chapinero, la propietaria del local ―donde permanecían los animales en cuestión― fue detenida; le será imputado el delito de maltrato animal, ya que las mismas condiciones de los perros y gatos eran prueba suficiente para demostrar su delito.

Por su parte, las autoridades respectivas informaron que el operativo se realizó luego de una denuncia al Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal, en la que se afirmaba que en dicho establecimiento vendieron una mascota que murió al poco tiempo.

En ese sentido, las autoridades realizaron una serie de visitas en las que verificaron el estado de las mascotas y encontraron que estaban sin vacunas y eran comercializadas. Además, las condiciones de salud no eran las más adecuadas y no tenían agua a su disposición.

“Fiscales del Grupo Especial para la Lucha contra el Maltrato Animal (Gelma) presentaron ante jueces de control de garantías a dos personas que habrían causado graves afectaciones animales en Cundinamarca y Santander. Por un primer hecho, fue imputada por el delito de maltrato animal Gladys Alicia Enciso Caballero, propietaria de un local donde comercializaban animales en Bogotá”, detalló Alejandro Gaviria, fiscal coordinador de Gelma.

Entre mayo y agosto de 2021, el Instituto Distrital de Protección y Bienestar animal adelantó una serie de visitas al lugar, luego de haber recibido una denuncia por la muerte de un animal comprado en el establecimiento. “A pesar de los compromisos adquiridos por Enciso Caballero, la autoridades en las diferentes visitas rescataron a más de 25 animales que, al parecer, se encontraban en pésimas condiciones de salud”, anotó el funcionario.

Otra de las razones por las cuales se dictó la detención de la mujer fue por encontrar que esta los vendía sin que los animales tuvieran el mínimo de 3 meses y, dicho esto, los esquemas de vacunación de los animales no estuvieran completos.

“En las visitas se constató que muchas de las especies estaban sin vacunas, en malas condiciones de salud, sin agua a disposición y, al parecer, eran ofrecidas con menos de tres meses de vida, algo que prohíbe la normatividad ambiental. Fueron recuperados 26 gatos y perros”, dice la Fiscalía en su cuenta oficial de Twitter.