Tendencias
Báscula en plaza de mercado
El aumento del costo de vida está obligando a que las familias modifiquen sus hábitos de consumo. - Foto: Guillermo Torres /Semana

canasta familiar

Estos son los productos de la canasta familiar que más consumen los colombianos

Pese a los golpes de la inflación, el consumo en el país ha crecido a lo largo del año.

Si bien la situación actual está llevando a muchas personas en el país a modificar sus hábitos de consumo y buscar nuevas alternativas para echarle al canasto, la inflación al parecer no está frenando el consumo en los hogares colombianos, que, por el contrario, viene creciendo a lo largo del año, obligando a que se tenga que gastar más.

Así se evidencia en el más reciente estudio sobre tendencias, elaborado por la firma NielsenIQ, según la cual la canasta de consumo en el país presentó un crecimiento en su valor del 16,8 % durante el periodo enero-julio de 2022. Gran parte de esta disparada obedeció al incremento en el precio de algunos productos.

Camilo Escobar, Customer Success Leader de NielsenIQ para Colombia y Ecuador, indicó que julio ha sido el mes con el mayor reporte de aumento en el consumo, con 4,6 %. Cabe aclarar que esto no quiere decir que las personas estén comprando más, sino que están teniendo que gastar más dinero para llevar las cosas.

“El crecimiento del consumo en los supermercados de cadena se ve impulsado por las industrias de alimentos y bebidas, que vienen presentado un crecimiento a corto plazo en 41,2 %, respecto a junio de 2022″, explicó Escobar.

Durante los primeros siete meses del año, las industrias con mayor crecimiento en el volumen de ventas fueron Confitería (8,6 %); Alcohólicas y Tabaco (5,45 %); Aseo del Hogar (3,14 %), y Tocador (2,05 %), mientras que Bebidas para Preparar (-5,65 %) se comportó como la canasta con mayor afectación.

En este punto es bueno tener presente que aseo del hogar y bebidas ready to drink fueron las canastas que presentaron incrementos en el último año móvil a junio de 2022. Sin embargo, en el mes de julio, frenaron esta dinámica y pasaron a contraerse durante el mes. En general, hay un apretón generalizado en el bolsillo de las familias”, agregó.

Este sondeo también dio un vistazo al comportamiento del consumo por distintos tipos de canales, tras el cual se pudo hallar un aumento en el volumen, en el último año móvil, para los Supermercados de Cadena (11,68 %), Droguerías (2,60 %) y Tradicionales (0,41 %). Entre tanto, según NielsenIQ, los Superetes (canal conformado por Supermercados Independientes y Minimercados) presentaron afectaciones con un decrecimiento del -7,85 %.

Los efectos de la inflación quedan claros en este informe, puesto que en el mes de julio, la mayoría de las categorías presentaron contracciones en el consumo, en donde la industria de aseo del hogar, por ejemplo, mostró un cambio en tendencia durante el mes con una contracción en ventas, a diferencia de su desempeño en lo corrido del año. La canasta de Bebidas Alcohólicas y Tabaco compensó la contracción con un incremento de 14,64 %.

Un panorama poco alentador

Según la Encuesta de Opinión Financiera de Fedesarrollo, el pronóstico de crecimiento para 2022 se ubicó en un rango entre 6,8 y 7,8 %, con 7,4 % como respuesta mediana. Esta cifra se traduce en un crecimiento, puesto que en agosto pasado, este mismo indicador se encontraba en apenas 6,5 %.

El dato que llama la atención tiene que ver con el crecimiento que, por ahora, se espera para 2023, ya que esta cifra se ubicó en 2,1 %, situándose en un rango entre 1,8 y 2,9 %. Así las cosas, se reporta un descenso en las expectativas, puesto que, para el sondeo anterior, el porcentaje de crecimiento esperado era del 6,5 %. Asimismo, los analistas esperan que la tasa de intervención se ubique en 11,0 % al cierre de 2022.

Además, de acuerdo con la Encuesta de Opinión Empresarial, en agosto, el Índice de Confianza Comercial se ubicó en 26,9 %, lo que representa una reducción de 3,8 puntos porcentuales (pps) frente al mes anterior. La disminución de la confianza se explicó, principalmente, por una disminución de 9,6 pps en las expectativas económicas para los próximos seis meses de las empresas del sector.