inflación

¿Qué piensan los bancos en Colombia sobre una posible recesión económica en EE. UU.?

La inflación ha mermado con mucha fuerza la productividad en este país.


Uno de los temas más mencionados en todo el mundo desde que se empezó a disparar la inflación ha sido el de la posible recesión a la que se enfrentan países como los Estados Unidos, donde la Reserva Federal y la Casa Blanca hacen incontables esfuerzos por frenar el aumento del costo de vida, mientras la producción industrial y la actividad económica se desaceleran.

Si bien los efectos más fuertes de la crisis económica se sienten en Estados Unidos, varios países miembros de la Unión Europea no se salvan y ya están contra las cuerdas, afectados por una constante alza en los precios de alimentos, servicios y combustibles, que ha mermado el poder adquisitivo de los empresarios y demás personas del común.

El cierre de las exportaciones en China, la guerra en Ucrania y la inestabilidad de los precios internacionales del petróleo; son algunos de los factores que están influyendo en esta disparada de la inflación. Ante esta situación, varios bancos centrales optaron por aumentar las tasas de interés como una contra, que parece no dar los resultados esperados.

Ahora bien, antes que nada, es necesario explicar qué es una recesión económica. Andrés Moreno, analista bursátil, explicó que básicamente este fenómeno se da cuando la economía de un país deja de crecer y empieza a contraerse. Este experto agregó que esto se mide tomando como referencia el Producto Interno Bruto.

“Una recesión se da cuando un país tiene dos períodos consecutivos de crecimiento negativo, dos trimestres, en un periodo de un año. Cuando dos periodos de tres meses seguidos muestran cifras en rojo en lo que respecta al PIB, se habla técnicamente de que hay una recesión. Esto normalmente viene acompañado de pérdida en la generación de empleo o desequilibrio de la balanza comercial”, dijo Moreno.

Por ahora Colombia está lejos de esta situación por el momento, puesto que su PIB sigue marcando números en verde. De acuerdo con el Dane, este indicador en Colombia creció 8,5 % en los tres primeros meses del año. Esta entidad aseguró que la dinámica de gasto y el buen papel desempeñado por Colombia, en medio de la crisis internacional, ayudó a este buen resultado.

¿Habrá recesión en Estados Unidos?

La Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) abordó este tema en una edición especial de sus informes de economía global y aseguró que pese al temor que hay en los mercados por culpa de la inflación, aún es muy pronto para decir si ese país entró o no oficialmente en una recesión.

“La economía estadounidense se encuentra en un punto de inflexión. El debate está centrado en si hay o no actualmente una recesión. Los indicadores presentados dan una respuesta ambigua. Por un lado, la producción, la confianza del consumidor, el mercado de capitales y la finca raíz han pasado un trago amargo durante el primer semestre del año. Por el otro, sin decir que el panorama sea sencillo, hay espacio para el optimismo si se miran los resultados del mercado laboral, en los que se lee una economía robusta y sostenida bajo el empleo, que es hoy más generalizado que nunca”, dijo este gremio.

Esta agremiación, que reúne a los principales bancos e instituciones financieras del país, recordó que la economía se compone de ciclos y en muchas ocasiones las crisis son necesarias para crecer. No obstante, advierte que es innegable que existen señales de riesgo sobre el ciclo económico actual.

“En cuanto a la pregunta abordada durante el Informe, la respuesta tendrá que esperar. Es el NBER (Oficina Nacional de Estudios Económicos de Estados Unidos), por medio del BCDC (Comité de Fechado del Ciclo de Negocios), el organismo encargado de dar fin al debate y calmar las aguas. Una recesión en Estados Unidos, la economía más importante del mundo, no pasará desapercibida en el resto del globo”, agregó.

Mañana miércoles -10 de agosto- el gobierno de Estados Unidos revelará el dato de inflación en este país para el mes de julio, el cual podría ser tomado como el punto de partida para pensar que este ítem ya tocó su pico y empezará a bajar, teniendo en cuenta los últimos indicadores, como el de desempleo.