Marriott abre su hotel número 300 en Latinoamérica y consolida su expansión en la región

Tras más de 60 años de presencia en Latinoamérica, Marriott recién inauguró su hotel número 300 en la región: el Ritz-Carlton Mexico City. Su estrategia, en plena época de reactivación, apunta a ofrecer experiencias exclusivas para sus clientes más fieles.


No es de extrañar que el hotel número 300 de Marriott esté en uno de los lugares más emblemáticos de Ciudad de México: la Avenida Reforma. Se trata del recién inaugurado Ritz-Carlton, que cuenta con una envidiable vista al bosque de Chapultepec y a otros lugares emblemáticos de la capital mexicana, y que, por supuesto, conserva el sello inconfundible de esa cadena.

Federico Greppi, vicepresidente de Operaciones de Franquicia y Relaciones con los Propietarios de la región del Caribe y Latinoamérica de Marriott International, destaca esto como un logro que confirma el interés de la compañía en expandirse en la región. La apertura del hotel, ocurre en el marco de una reactivación que, de acuerdo a las flexibilidades de cada país se empieza a dar luego de una de las crisis más grandes para el sector turístico. “Ha repuntado mucho la categoría de viajantes de vacaciones, sobre todo a zonas costeras. Personas que habían esperado más de un año para salir, y que ahora lo están logrando gracias a la vacunación”, explica.

De cara al futuro y las tendencias que se esperan, Greppi explica que los segmentos están cambiando y se están combinando. “Hay quienes por su tipo de trabajo de remoto viajan por negocios y hacen viajes de ocio al tiempo. Para atender esos nuevos perfiles estamos adaptándonos”.

Uno de las estraegias emblemáticas de la compañía es el programa de lealtad Mariott Bonvoy, que actualmente cuenta con 153 millones de miembros. “Aquí es importante destacar el que 55 por ciento de la ocupación global de los hoteles Marriott una noche promedio es de miembros de ese programa. Sin duda es uno de los canales de atracción y ventas más fuertes para nosotros y uno de los focos de la mayoría de nuestras iniciativas”, explica Greppi.

Marriott Bonvoy no solo es una aplicación desde la que los usuarios pueden buscar, elegir y gestionar cada uno de los detalles de su estadía en cualquiera de las 30 marcas Marriott en todo el mundo, sino un sistema de fidelización en el que a través de estadías o comprar de productos o servicios pueden ganar puntos para redimir en estadías futuras, productos de lujo o acceso a Marriott Bonvoy Moments, que ofrece experiencias exclusivas.

El JW Marriott de Ciudad de Panamá es el único hotel con vista al mar de la ciudad.
El JW Marriott de Ciudad de Panamá es el único hotel con vista al mar de la ciudad. - Foto: Marriott International

Marriott Bonvoy Moments

Utilizando los puntos Marriott Bonvoy acumulados en viajes y otras actividades, los socios del programa pueden obtener acceso VIP a experiencias únicas en todo el mundo. A propósito de la inauguración del Ritz-Carlton en Ciudad de México, por ejemplo, los socios tuvieron la oportunidad alguna de las experiencias exclusivas que incluía al Gran Premio de México en el autódromo Hermanos Rodríguez.

Disfrutar de la emoción de la Fórmula 1, desde la Suite de Marriott Bonvoy en el Autódromo Hermanos Rodríguez es uno de los Marriott Bonvoy Moments.
Disfrutar de la emoción de la Fórmula 1 desde la Suite de Marriott Bonvoy en el Autódromo Hermanos Rodríguez es uno de los Marriott Bonvoy Moments. - Foto: Marriot International

Así, los socios podían disputar un fin de semana compartiendo con el equipo Mercedes-AMG Petronas de F1, o disfrutar de algunas de las suites con alimentos en ubicaciones exclusivas para disfrutar de la competencia. Experiencias que los usuarios también pueden disfrutar de manera similar en las carreras de Estados Unidos, Arabia Saudita y Abu Dhabi durante el 2021. Ese es el nivel de exclusividad al que un socio de Marriott Bonvoy puede aspirar.

Experiencias únicas de hospedaje

Un servicio inigualable es algo característico de Marriott; en cambio, lo que hay que saber a la hora de elegir alguna de sus marcas, es que cada una tiene un estilo diferente. Por ejemplo, los hoteles W buscan explorar elementos tradicionales e icónicos de cada ciudad.

El Hotel W de Cuidad de México, por ejemplo, los húespedes además de los servicios de spa, pueden disfrutar de un temazcal, un tradicional baño de vapor de la región.

El temazcal, un baño de vapor ancestral de comunidades del centro de México, puede ser una manera de relajarse desde la comodidad del W Mexico City.
El temazcal, un baño de vapor ancestral de comunidades del centro de México, puede ser una manera de relajarse desde la comodidad del W Mexico City. - Foto: Marriot International

Hospedarse en un Hotel W es conectarse con la ciudad y el país que se visita. Otro gran ejemplo es el W de Ciudad de Panamá, que cada muro ayuda a contar los elementos más icónicos y representativos del país centroaméricano. Además, cuenta con una piscina con una vista envidiable de los rascacielos panameños.

Como cada uno de los hoteles W, el de Cuidad de Panamá tiene un diseño que homenajea elementos tradicionales de la ciudad, como los contenedores que a diario atraviesan el Canal.
Como cada uno de los hoteles W, el de Cuidad de Panamá tiene un diseño que homenajea elementos tradicionales de la ciudad, como los contenedores que a diario atraviesan el Canal. - Foto: Marriot International

El W de Bogotá, uno de los 18 hoteles con los que cuenta Marriott en Colombia, por su parte, combina elementos tradicionales como la Leyenda del Dorado o alusiones en la literatura colombiana de manera vanguardista.

‘Jairo’, uno de sus restaurantes, además, está inspirado en los ingredientes y cocina colombiana, así que será la oportunidad especial de probar sabores tradicionales de una forma novedosa. Además, el hotel cuenta con un relajante servicio de spa y una mística piscina de hidroterapia.

A propósito de Colombia, Greppi destaca el rol que tiene el país en los planes de la compañía y destaca la esperada apertura del Marriott de Barranquilla para el 2022.

El Hotel W de Bogotá está inspirado en la Leyenda del Dorado, que se refleja en cada uno de los detalles de cada rincón.
El Hotel W de Bogotá está inspirado en la Leyenda del Dorado, que se refleja en cada uno de los detalles de cada rincón. - Foto: Marriot International