especial banca sostenible

Lo que debe tener en cuenta antes de pedir un crédito este 2022

Así como un préstamo es un trampolín para acceder a las oportunidades, el crédito puede convertirse en un dolor de cabeza si no se planifica y administra adecuadamente. Estas son algunas recomendaciones de los expertos.


El crédito ha sido uno de los grandes aliados a la hora de adquirir bienes muebles o inmuebles y de cumplir los sueños de estudiar, viajar o invertir en otro tipo de proyectos. En la pandemia, muchos colombianos utilizaron tarjetas de crédito para evitar el contacto físico con el dinero, y ahora, tras haber recuperado la confianza, retomaron sus proyectos apalancados en el crédito, a pesar del incremento en las tasas de interés.

Esta dinámica se refleja en las estadísticas de la Superintendencia Financiera, que reporta desembolsos de crédito por más de 442,5 billones de pesos durante 2021 (a corte del 30 de noviembre), con un crecimiento de 22 por ciento con respecto a 2020. El rubro de mayor incremento fue el de consumo: 51 por ciento.

Aumentó, asimismo, el uso de tarjetas de crédito: las compras durante 2021 alcanzaron los 84 billones de pesos, un 32 por ciento más que las registradas el año anterior. Crecieron también los sobregiros y los créditos especiales, así como los créditos de vivienda. Todo ello demuestra la confianza y el buen momento que experimenta la economía para acceder a las oportunidades.

Cada vez más fácil

La transformación digital de la banca ha desempeñado un papel fundamental en el acceso al crédito, pues reduce los trámites, facilita las solicitudes de crédito en línea y mejora los tiempos de respuesta, lo que motiva a indagar por los nuevos servicios para acceder a ellos. Según Felipe Rojas, vicepresidente de Asuntos Corporativos de Asobancaria, La digitalización de la banca ha permitido que el proceso de vincular a nuevas personas sea más sencillo, seguro y a un menor costo, a través de canales digitales”.

Entre los productos ofrecidos por las entidades financieras, por medio de aplicativos móviles o páginas web, se encuentran los créditos móviles, cuya apertura se realiza ciento por ciento digital. “Cabe destacar que una de sus principales características es la gratuidad en la mayoría de los servicios asociados a su uso”, señala Rojas.

Gracias a la inclusión financiera, dice Andrés Vásquez, director de Negocio Nequi, la entidad registra actualmente alrededor de 11 millones de usuarios, que tienen la oportunidad de gestionar sus finanzas personales y acceder a diversos tipos de crédito. Resalta que en 2021 más de 114.000 personas accedieron a un préstamo, de las cuales unas 39.400 sin experiencia crediticia obtuvieron desembolsos.

¿Cómo elegir la mejor alternativa?

Cuando se va a decidir qué tipo de crédito escoger, es importante conocer las tasas de interés en los mercados, tener claro para qué necesita el crédito y saber que las condiciones y tasas de interés varían entre un crédito comercial, hipotecario o de consumo, entre otros. Los bancos, generalmente, poseen ofertas que se adaptan al perfil de cada cliente y comportamiento de pago.

Jaime Alberto Upegui, presidente de Scotiabank Colpatria, afirma que la mejor forma de acceder a tasas de interés competitivas es mediante un historial crediticio extenso, con servicios bancarios de muchos años, en el que se hayan manejado las transacciones por medio del sector financiero formal; seguramente así, comenta, el crédito que se reciba será el más conveniente posible.

Analistas del BBVA dicen que para elegir la tasa de interés más acorde con el crédito se debe tener en cuenta una combinación de factores, como plazo, monto y condiciones generales. Es vital saber cuál es la capacidad de pago con el fin de escoger el plazo más adecuado, dado que esta variable determina en gran parte la tasa final que otorgará el banco.

Plazo y mejor tasa de interés

Es vital saber cuál es la capacidad de pago con el fin de escoger el plazo más adecuado.
Es vital saber cuál es la capacidad de pago con el fin de escoger el plazo más adecuado. - Foto: Getty Images

Así como es un trampolín para acceder a las oportunidades, el crédito puede convertirse en un dolor de cabeza si no se planifica y administra adecuadamente. Estas son algunas recomendaciones de los expertos:

  • Una persona con amplia capacidad de pago debería adquirir créditos a mediano plazo.
  • Una persona de menor capacidad de pago, a largo plazo.
  • Para vacaciones: tomar el plazo más corto y saldar la deuda lo más rápido posible.
  • Para comprar vivienda: adoptar un plazo de 15 o 20 años.
  • Para estudios: tener en cuenta que la tasa de retorno o ingreso adicional que reciba después de cursados los estudios le sirve para pagar el crédito. En ese caso, la mejor opción es un préstamo a mediano plazo.
  • Para compra de vehículo: a mediano plazo, debido a que, como se actualiza constantemente el parque automotor, tiene mayor posibilidad de realizar una retoma (entrega como parte de pago para financiar uno nuevo) o cambio de vehículo.

Un impulso a la economía en 2021

  • 51% creció la línea de préstamos para consumo.
  • +84 billones de pesos sumaron las compras que hicieron los colombianos con tarjeta de crédito.
  • 57% aumentaron los créditos para compra de vivienda.
  • 53.839 billones de pesos en sobregiros registraron las entidades bancarias.
  • 22 % fue el incremento en la solicitud de préstamos.
  • +442,5 billones de pesos reportó la banca en desembolsos en 2021.

Fuente: Superintendencia Financiera.

Lea también: Microcréditos, el respaldo de la banca a más de 2,7 millones de pequeños empresarios en pandemia

Le puede interesar: Comunidades trabajadoras de los estratos 1, 2 y 3 recurren a las microfinanzas para progresar