especial construcción

Tres lecciones de negocios que le dejó la pandemia a la constructora Apiros

Por: Jorge Luis López Esguerra*

Aprender a releer los nuevos contextos, atreverse a innovar y migrar a la virtualidad sin perder la confianza de los compradores. El presidente de la compañía comparte sus reflexiones.


El covid-19 cambió la manera de relacionarnos, nos enfrentó a retos de transformación digital y transformó para siempre el cómo hacer las cosas, desde la forma de comunicarnos y abordar los procesos en un mundo en constante cambio. El sector de la construcción es un dinamizador de la economía, por eso asumimos el reto de ser pioneros en reactivarnos y así cumplirles a nuestros clientes, colaboradores y al país. Quisiera compartir tres lecciones que nos han dejado estos meses de pandemia:

Aprender a leer y releer los nuevos contextos

En medio de la incertidumbre solo salimos adelante si sacamos lo mejor de las personas y de las organizaciones; para eso debemos conocer los equipos y sus fortalezas y hacer de ellas la base de la gestión empresarial. Reconocer al cliente, comunicarnos mejor para lograr llevar a la virtualidad experiencias tan importantes como la compra y la gestión comercial de un nuevo hogar, buscar alternativas para dar a conocer los proyectos desde el mundo digital, acompañar el proceso de compra de manera remota para quienes van a cumplir el sueño de tener vivienda propia sin desplazarse, y con la certeza de invertir en lo que realmente querían las familias.

En Apiros asumimos el gran reto de dar vida a un proceso, por naturaleza presencial, personal, casi íntimo, y darle la confianza y credibilidad que requiere a distancia. Esto implicó un trabajo multidisciplinario de coordinación entre los equipos propios, proveedores y autoridades. Y ¡Lo logramos!

Atreverse a innovar

En el sector, la transformación digital ya se adelantaba y se aceleró desde la virtualidad para pasar de los planes a la realidad, lo que ha permitido un trabajo más eficiente y eficaz. Aprendimos a hacerlo y hoy, en medio de los cambios, las familias siguen viviendo la felicidad de llegar a casa y construir en ella sus sueños. Pasamos de planes a la implementación inmediata y logramos con tecnología alcanzar resultados rápidos, rentables y seguros. El sector registró cifras récord en uno de los años más retadores de la historia.

Virtual pero real

¿Cómo alcanzar la sensación de felicidad al ver un apartamento por primera vez en una pantalla? ¿Cómo desde lo virtual sentir la emoción de salir de la notaría con las escrituras y las llaves de un nuevo hogar? Entendimos que la clave era un abordaje híbrido. Logramos, y lo digo con orgullo, tejer los hilos de la confianza que le permite a una persona o a una familia depositar sus ahorros y sus sueños con nosotros, en una compra que muchas veces es única en su vida.

Por último, la clave es recordar que las empresas no son entes aislados, están hechas de personas y sirven a personas que hacen parte de un engranaje económico y social donde las acciones de cada uno llevan a la construcción de un mejor país. Somos las personas quienes soñamos, trabajamos y creamos; por eso, la lección es que detrás de todo está la gente, y es a ella a quien nos debemos. Podrá cambiar la forma de relacionarnos, podrá ser virtual, pero siempre será entre personas.

* Presidente de Apiros.

*Contenido con el apoyo de Apiros.

Lea también:

Proyectos sostenibles !y adaptados a cada estilo de vida!

A buen ritmo avanza la reactivación de construcciones y proyectos no residenciales en Colombia

¿Qué buscan los compradores de vivienda en Colombia?