mundo

Continúan los tiroteos en Estados Unidos; un muerto y cuatro heridos en Chicago

No para la ola de violencia por cuenta de personas armadas en el país norteamericano.


Nuevamente, Estados Unidos se ve envuelto en un tiroteo producto de la libertad de las personas para tener un arma de fuego. Esta vez fue reportado en la ciudad de Chicago, donde lamentablemente una persona murió y cuatro más resultaron heridas.

Según lo informado por los reportes de la Policía de Chicago, una persona comenzó a disparar desde el interior de un automóvil cuando se encontraba en un callejón. Al parecer el sospechoso disparaba contra cinco personas que se encontraban en el lugar. Las víctimas se encontraban en la cuadra 8600 de South Damen Avenue, según la información de los medios locales.

Las informaciones indican que el sospechoso comenzó a disparar a medida que se iba acercando al callejón en el que estaban sus víctimas, luego de haber hecho los disparos huyó del sitio rápidamente. Sin embargo, los hechos siguen siendo parte de la investigación de las autoridades.

El tiroteo dejó un saldo total de cinco víctimas, cuatro de ellas heridas y una, lamentablemente, perdió la vida. El momento llenó de pánico a las personas de la localidad de Auburn Gresham en Chicago, la información de la policía indica que la víctima es un hombre de 29 años identificado como Tishawn Holliday. Continuarán la investigación para esclarecer los hechos y entender todo lo sucedido.

La muerte de este hombre fue reportada por el vocero del Departamento de Bomberos de Chicago. Además, se conoció que las autoridades locales no tienen identificados los nombres de las otras víctimas del tiroteo, pero que dos de ellas, de 30 y 24 años, fueron trasladados de urgencia al Centro Médico Crhist en Oak Lawin, ya que se encontraban en estado de gravedad.

Un sujeto más fue transportado al mismo centro médico, pero este no tiene heridas de gravedad. Pese a haber recibido impactos de bala, se encuentra en buen estado de salud.

El último de los heridos tiene 29 años de edad y fue trasladado al Centro Médico de la Universidad de Chicago y está bajo observación médica, según los reportes de las autoridades locales. El tiroteo habría ocurrido alrededor de las 3:20 hora local el sábado 11 de junio.

El jueves hubo otro tiroteo en Estados Unidos que dejó tres muertos

Una nueva de alerta de tiroteo centró la atención de las autoridades de Estados Unidos el pasado jueves 9 de junio, luego de que el departamento de Policía del Condado de Washington, reportara el llamado de aviso por parte de personas ubicadas en una empresa en Smithsburg, Maryland.

Según el reporte recogido por medios internacionales, las autoridades dieron aviso inicial de una la emergencia que se mantenía activa y en desarrollo, advirtiendo que “no existe peligro para la comunidad”, al informar sobre la ocurrencia de una situación de emergencia al interior de las instalaciones de una empresa conocida como Columbia Machine, ubicada en inmediaciones del 12900 de Bikle Road en Smithsburg.

Luego de la alerta inicial, emitida pasadas las 2:30 p. m., las autoridades entregaron un nuevo parte en el que precisaron que el hecho violentó dejó tres personas muertas y cuarto heridas, actualizando un primer reporte en el que si bien se refería la presencia de víctimas, no se precisaba el número de estas ni el grado de afectación.

Según detallan medios locales como la NBC, al atender la emergencia, se presentó un cruce de disparos entre agentes de la policía y el pistolero, hecho en el que este último resultó ser neutralizado, al recibir un impacto de bala por parte de uno de los agentes que atendieron al llamado de la comunidad.

De acuerdo con la información recabada por medios locales, después del enfrentamiento, el presunto atacante tuvo que ser enviado a un centro asistencial local, debido a las heridas que recibió en la confrontación con las autoridades.

Pese a que el pistolero fue remitido al centro hospitalario, aún se desconoce su estado de salud. Según los detalles entregados por las autoridades, el tirador fue herido en la espalda.

A través de un comunicado expedido por las autoridades locales en las redes sociales, la oficina del Condado de Washington confirmó que el atacante ya no representa un peligro para la comunidad.