ÚLTIMA HORA flecha derecha

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 3/21/2020 4:25:00 AM

Coronavirus: así enfrentan la tragedia en Europa

Los líderes europeos enfrentan la prueba más dura desde la Segunda Guerra Mundial. Con el sistema sanitario colapsado, Italia, España, Alemania y Francia se convirtieron en los protagonistas de la peor pandemia de la historia reciente.

Coronavirus en Europa: La tragedia más difícil desde la Segunda Guerra Mundial Italia es el segundo país más afectado por el coronavirus en el mundo después de China, y el primero de Europa. El país ya alcanzó la cifra récord de muertes, y usan camiones militares para transportar los miles de cadáveres. Los sitios turísticos de una de las naciones más visitadas del mundo están desolados desde hace casi un mes. Foto: GETTY IMAGES
audio player
Escucha este artículo
ES EN

*El audio de este artículo está hecho con inteligencia artificial.

Hace tres meses, China anunció el brote de un nuevo coronavirus. El covid-19 apareció por primera vez en un mercado de Wuhan, una ciudad de 11 millones de habitantes. Apartir de ese momento, pocos sabían que comenzaba una pesadilla con un final incierto. Tan pronto se conoció la aparición de la enfermedad, varios países asiáticos decidieron restringir el ingreso a sus territorios, sobre todo de personas provenientes de Wuhan. Para entonces, tanto Europa como el resto del mundo veían al covid-19 como una gripa más, e ignoraban la necesidad de tomar medidas para evitar una posible propagación en sus naciones. No dimensionaron la gravedad del asunto hasta hace un par de semanas, cuando de espectadores pasaron a protagonistas de la tragedia.

El asunto en el viejo continente preocupa, y el crecimiento de los casos es exponencial. Inicialmente, China e Irán eran los territorios más afectados por esta pandemia, pero desde hace dos semanas, Italia, España, Alemania y Francia –en menor medida– entraron en la lista de los países con más casos del virus. ¿Por qué llegaron a este punto y cuáles son sus consecuencias?

El brote del coronavirus en Italia

El 29 de enero, dos turistas chinos dieron positivo por coronavirus en Roma. Habían aterrizado en Milán el 23 del mismo mes y, después de desplazarse en un bus turístico a la capital italiana, presentaron los síntomas de la enfermedad. El 6 de febrero apareció un tercer afectado: un joven repatriado de Wuhan a quien pusieron en cuarentena.

Italia es el segundo país más afectado por el coronavirus en el mundo después de China, y el primero de Europa. El país ya alcanzó la cifra récord de muertes, y usan camiones militares para transportar los miles de cadáveres. Los sitios turísticos de una de las naciones más visitadas del mundo están desolados desde hace casi un mes.

A pesar de conocer los tres casos, las autoridades italianas y los mismos ciudadanos hicieron caso omiso del problema y continuaron sus vidas normalmente. El 21 de febrero reportaron 16 nuevos contagios y la primera víctima mortal. Pero fue al día siguiente que empezó la tragedia. El 22 de febrero, 60 personas dieron positivo por coronavirus en Lombardía, la región más afectada de Italia, y de ahí en adelante el número ha aumentado desenfrenadamente hasta hoy.

Con 47.021 casos en total, Italia se convirtió, después de China, en el segundo país con mayor número de contagios. Ignorar la problemática desde sus inicios le pasó factura a este país que recibe cerca de 430 millones de turistas al año. Dentro de las ciudades más visitadas están Roma, con aproximadamente 29 millones de visitas anuales; seguida por Venecia y Milán, que reciben juntas más de 12 millones en el mismo lapso, según datos del Instituto Nacional de Estadística. En dos de estas tres metrópolis estuvieron los dos turistas chinos, los primeros casos positivos del país, sin prevención ni alerta alguna. Por ahora es imposible dimensionar cuántas personas, sin saberlo, pudieron contagiarse en este lapso.

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, decretó cuarentena obligatoria a los 60 millones de habitantes hasta el 3 de abril, con extremas medidas de control. Las personas deben guardar un metro de distancia entre ellas, y quien salga a las calles tiene que presentar un documento o explicación que justifique su salida, únicamente por motivos de fuerza mayor como salud, trabajo o una emergencia. “El encierro es muy difícil. En mi caso no puedo ni siquiera visitar a mi mamá en su casa porque toda la ciudad está vigilada por policías. Parece una película de terror y ciencia ficción”, le contó a SEMANA Chiara Catanese, una mujer confinada en Florencia.

La situación en Italia es crítica. El martes pasado, el país alcanzó la cifra récord en el mundo en número de muertes en un día, cuando reportó 475 víctimas fatales. Además, ya superó a China en decesos totales, con 4.032 al cierre de esta edición. Lombardía, la región al norte del país, es considerada zona roja. Los casos aumentan de a miles por día. Hasta el momento, en esta región se han infectado 22.264, de los cuales 2.549 han muerto y 4.295 se han curado.

La situación es cada vez peor en los hospitales. No hay camas suficientes, por lo que a los pacientes que salen de cuidados intensivos los trasladan de inmediato a otros municipios como Cremona, donde tienen un poco más de capacidad para atenderlos. A fin de enfrentar la problemática, Giuseppe Conte anunció que “300 médicos de toda Italia se desplazarán a las zonas más críticas del país para ayudar”. Además, Alberto Villani, presidente de la Sociedad Italiana de Pediatría, pidió a los italianos no usar las máscaras a menos que fuera estrictamente necesario, ya que los médicos y las enfermeras están quedándose sin estos implementos por la compra exagerada de los ciudadanos debido al pánico.

Al cierre de esta edición, Italia sumaba un total de 47.021 contagiados, de los cuales 4.032 murieron, 5.129 se curaron y 16.020 están en recuperación. Además, 2.655 están en cuidados intensivos y 19.185 son supervisados desde casa.

El caso en España

El caso del país peninsular también causa angustia. En cuestión de días se convirtió en el segundo territorio con más contagios de Europa, y el cuarto del mundo después de China, Italia e Irán. A la fecha suma 21.571 casos. El primero se reportó el 31 de enero. Se trataba de una persona que estuvo en contacto con un infectado en Alemania, procedente de Wuhan.

Los españoles le han encontrado el lado positivo a la cuarentena. Se encuentran en sus balcones a una hora específica todos los días para cantar, bailar, hacer ejercicio o practicar juegos de mesa.

Así como en Italia, en España no tomaron las medidas necesarias desde el primer momento, lo que llevó a reportar, en cuestión de semanas, un alud de contagios en el país. Los hospitales no dan abasto, y convirtieron las habitaciones individuales en unidades de cuidados intensivos. “Hemos cerrado todas las consultas externas para atender solo los casos urgentes. Los hoteles ya saben que tienen que tener camas libres porque se van a convertir en camas de hospitalización. Todos mis pacientes tienen coronavirus, y médicos especialistas han tenido que pasar a ser nuestros residentes por estos días para ayudarnos con la cantidad de gente”, indicó una médica colombiana radicada en España. A raíz de esta situación, el presidente Pedro Sánchez también decretó cuarentena casi total. Solo pueden salir quienes tengan asuntos urgentes o un trabajo que no puedan hacer en sus hogares. Los ciudadanos promueven quedarse en casa y, como en Italia, los españoles se encuentran a horas específicas en sus balcones para cantar, bailar, hacer gimnasia o incluso jugar bingo.

“Ya no solo tenemos el problema de coronavirus, sino que toda la gente que estaba en lista de espera para operación por cáncer, trasplante, corazón, está parada, y no sabemos hasta cuándo, porque necesitamos tener camas libres”, cuenta una médica del hospital de Cruces de Bilbao.

Al cierre de esta edición, España suma 21.571 casos en total, de los cuales 1.093 han muerto, 1.588 se han recuperado, mientras que 939 están en estado crítico.

Coronavirus en Alemania

Es el tercer país de Europa con más casos. Hasta el momento contabiliza 19.848 en total, y la cifra va en aumento. Las autoridades alemanas todavía no han decretado la cuarentena total como en los dos países anteriores, pero sí recomendaron a los ciudadanos abstenerse de salir a menos que sea indispensable. No obstante, aún se ven niños en los parques con sus padres, así como gente que se encuentra fortuitamente a pesar de que bares, colegios, restaurantes, clubes, teatros, bibliotecas y hasta lugares religiosos han cerrado.

Ante la grave situación, las autoridades sanitarias decidieron restringir las consultas presenciales salvo que los casos sean graves. Los médicos han puesto en marcha un programa para hacer pruebas autoservicio y descartar el contagio sin que las personas tengan que bajarse de los carros. La canciller, Angela Merkel, anunció que de acuerdo con las predicciones, cerca del 70 por ciento de los alemanes resultarán positivos por coronavirus. Además, al Gobierno le preocupan los más de 100.000 alemanes que están fuera del país y no han podido regresar por el cierre de fronteras. Han destinado 50 millones de euros para poner en marcha un puente aéreo y lograr el regreso de estas personas al país.

Al cierre de esta edición, Alemania reporta 19.848 casos, de los cuales 180 se han recuperado, 68 han muerto y dos están en cuidados intensivos.

Coronaviurs en Francia

Este país también se encuentra en una situación dramática. Con 12.612 casos en total, Francia se prepara para una situación nunca antes vista. La Dirección Nacional de Salud anunció el jueves que los médicos tendrán que escoger a quién salvar. El texto ‘Priorización del acceso a cuidados críticos en un contexto de pandemia’ describe un puntaje de fragilidad, con el cual pueden identificar qué paciente tiene mayor probabilidad de sobrevivir.

Francia también decretó cuarentena total y el Gobierno de Emmanuel Macron anunció medidas inéditas para mitigar el impacto en las personas por la crisis, como suspender arriendos y pagos de servicios.

Ante la crisis, el presidente Emmanuel Macron anunció medidas de tiempos de guerra para mitigar el impacto. Destinará 300.000 millones de euros para salvar a las empresas y asumirá los créditos de los franceses, así como suspender las cuotas de arriendo y pagos de servicios. Al igual que Italia y España, este país ordenó cuarentena total el mismo día que la Unión Europea cerró sus fronteras por primera vez en la historia, además de prohibir la entrada a ciudadanos de terceros países. Macron también suspendió las reformas en proceso, como la pensional, y anunció que los taxis y hoteles estarán únicamente a disposición de las autoridades sanitarias.

Al cierre de esta edición, Francia reporta 12.612 casos en total, de los cuales 450 fallecieron, 1.587 se han recuperado y 1.297 están en estado crítico. 

EDICIÓN 0

PORTADA

Especial: El angustiante ascenso al pico del covid en Colombia

El colapso del sistema hospitalario dejaría al país de cara a la fase más dolorosa y difícil de la pandemia: elegir a quién darle la posibilidad de vivir. En esta serie de reportajes interactivos vea la carrera ciudad por ciudad.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1993

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.
paywall