Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Manny Pacquiao
Manny Pacquiao - Foto: Getty Images

mundo

Manny Pacquiao promete construir una megacárcel para los corruptos si llega a ser presidente de Filipinas

El boxeador filipino buscará llegar a la Presidencia en las elecciones del próximo año, bajo los principios de “integridad, compasión y transparencia”.

El boxeador filipino Manny Pacquiao anunció que será candidato a las elecciones presidenciales de su país el próximo año, en las que buscará reemplazar al polémico Rodrigo Duterte, quien termina su mandato el próximo año.

El deportista participará bajo el aval del Partido Democrático Poder Popular (PDP-Laba), de izquierda, por lo que ha exaltado que varios de sus principios estarán enmarcados en gobernar con “integridad, compasión y transparencia”.

De igual forma, se ha proclamado como el candidato de los pobres, ya que conoce de primera mano la situación de las personas menos favorecidas del país porque él mismo estuvo en esa condición durante buena parte de su vida.

Acepté con valentía el desafío de postularme como presidente de Filipinas. Necesitamos progreso. Necesitamos vencer a la pobreza. Necesitamos que el Gobierno sirva a nuestra gente con integridad, compasión y transparencia. El tiempo es ahora. Estoy listo para enfrentar el desafío del liderazgo”, indicó en su cuenta de Twitter.

“Soy un luchador y siempre seré un luchador dentro y fuera del ‘ring’”, afirmó Pacquiao durante el congreso nacional de su partido, el cual se celebró en la ciudad de Quezon, en la que confirmó su nominación como candidato, luego de recibir el apoyo de varios dirigentes regionales de la colectividad.

“A lo largo de mi vida jamás he retrocedido en un combate, por los principios, por el honor del pueblo. Me he levantado, me he puesto en pie y he luchado”, aseguró Pacquiao en declaraciones que recoge la cadena de televisión filipina ABS-CBN.

“Aquellos que preguntan por nuestras aptitudes, ¿alguna vez has tenido hambre? ¿Sin comida? ¿Pidiendo prestado a un vecino o esperando las sobras de la cafetería?”, argumentó. “¿Conocen la sensación de un filipino que pelea en el boxeo? ¿Vencer a un oponente que es más grande y más fuerte para comprar comida?”, planteó. “¿Saben de las dificultades por las que habéis pasado y saben de lo cansados que estáis?”, explicó el boxeador.

De igual manera, el deportista, que es uno de los más populares en su país debido a sus ocho títulos mundiales, indicó que la gente del país “ha esperado demasiado para ver avances”. “Es hora de que ganen los oprimidos. Es hora de que nuestra gente, que ha caído en la pobreza, se recupere” concluyó.

Cabe mencionar que Pacquiao inició su carrera política en 2010, cuando fue elegido diputado por la provincia de Saranggani. Luego de dos periodos en este puesto, el boxeador se lanzó como candidato al Senado del país y obtuvo una curul en 2016.

Ahora espera convertirse en el nuevo presidente del país y dentro de sus propuestas de campaña está construir una megaprisión para los políticos corruptos, que es uno de los problemas que más afecta a los ciudadanos del país.