tendencias

Mujer acudió al médico creyendo que tenía una alergia, pero le dieron un terrible diagnóstico

Lo que empezó como una simple comezón resultó ser el inicio de un calvario que ha tenido que vivir una joven británica. ¿Qué le pasó?


La salud es un tema que les compete a todas las personas. Pero a pesar de experimentar un cuadro sintomatológico, muchos no toman cartas sobre el asunto y deciden no percatarse de las complicaciones que se pueden generar en el organismo. Una joven mujer británica fue víctima de ello y lo que creía que era solo una alergia resultó en una grave afección.

Por medio de redes sociales April Grierson compartió su historia. La joven de 20 años no esperaba que su vida como maquilladora tendría un giro de 180 grados debido a una enfermedad que nunca pensó tener.

Las plataformas de interacción social dan cuenta de historias que se difunden y viralizan aceleradamente y el caso de Grierson se convirtió en un contenido tendencia a través de la aplicación china TikTok, en la que la británica contó que lo que realmente tiene es cáncer.

El año pasado, en junio de 2021, Grierson empezó a experimentar una serie de signos que le causaban molestia en su piel; una comezón que no entendía por qué tenía y que percibió en la mayoría de las partes de su cuerpo.

La primera acción que tomó la joven fue cambiar su jabón de uso diario, pero la incontrolable rasquiña continuaba. Después pensó que se trataba de una alergia al estar cerca de su perro, por lo que decidió alejarse de su mascota por un tiempo. Luego, al ver que seguía igual, dio su primer paso de consulta dirigiéndose hacia el doctor y, en ese momento, el dictamen arrojó que tenía sarna, una enfermedad cutánea que causa demasiada picazón.

Por lo general, los ácaros que producen la sarna suelen controlarse y Grierson pensó que todo tendría una solución pronta y tan solo se trataría de un mal episodio en su vida. No obstante, a pesar de que la joven tomó el tratamiento impuesto por los especialistas, los síntomas siguieron y a esto se le sumó la aparición de un raro bulto en su cuello. Lo que la asustaba es que dicha malformación crecía sin parar.

Al notar el cambio físico, la británica volvió al médico; el grupo que la atendió le hizo una serie de análisis y fue entonces cuando descubrió que su rasquiña no era una simple infección; April Grierson fue diagnosticada con linfoma de Hodgkin tipo 2, un tipo de cáncer que se forma en el sistema linfático, el cual forma parte del sistema inmune.

En efecto, desde ese momento su pensamiento se transformó, pues pasó de tener una vida saludable a tomar quimioterapias; todo con el objetivo de evitar que la expansión del tumor no siguiera prevaleciendo, ya que la masa se estaba entrometiendo en el pecho y la tráquea, una historia que a cualquiera le podría llegar a pasar.

Según declaraciones de la maquillista, la decisión por la que tomó la iniciativa de compartir su caso de vida se da porque debe haber una conciencia colectiva sobre cualquier signo, de igual forma, el apoyo que ha recibido por parte de los cibernautas le ha ayudado a ver la vida con esperanza.

Desde luego, April sigue aferrada a mejorar día tras día; se comprometió con su pareja sentimental, donó su cabello y ha congelado sus óvulos, puesto que uno de los efectos secundarios de las quimioterapias es la infertilidad y ella desea, en algún momento de su vida, tener hijos.

¿Qué es el linfoma de Hodgkin?

De acuerdo con Medline Plus, sitio web de la Biblioteca Nacional de Estados Unidos, el linfoma de Hodgkin es un cáncer del tejido linfático. Su detección se da en los ganglios linfáticos, el bazo, el hígado, la médula ósea y otros sitios.

El citado portal sostiene que la causa de este tipo de cáncer aún no ha sido descubierta y, en esencia, aparece en personas de 15 a 35 y de 50 a 70 años de edad. Además, si la persona es positiva del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) tiene más posibilidades de adquirir esta grave enfermedad.