mundo

Secreto de la corona: bajo confidencialidad se mantendrá el informe del presunto acoso de Meghan Markle

Un portavoz de la casa real británica anunció que no se publicará el reporte para proteger la privacidad de quienes participaron en su elaboración.


La polémica por las acusaciones de maltrato en contra de la actual duquesa de Sussex se encendió luego de que algunos trabajadores cercanos a la esposa del príncipe Harry denunciaran que eran sometidos a vejámenes. Como informó SEMANA hace poco más de un año, una de las personas que encabezaba el listado de denuncias era el entonces secretario de comunicaciones de la pareja, Jason Knauf, quien manifestó esta situación en 2018.

La noticia fue conocida por el medio internacional The Times. Pero Knauf no era el único, otros asistentes de la duquesa habían expresado la inconformidad y la actitud intimidante que demostraba muchas veces. Al respecto se abrieron investigaciones en la casa real británica.

Un informe sobre las acusaciones contra Meghan Markle por presunto acoso contra trabajadores de la familia real británica ha provocado cambios en la gestión de recursos humanos, pero sus detalles no serán publicados, según un alto responsable de la monarquía.

El Palacio de Buckingham lanzó una investigación el año pasado y recabó testimonios de trabajadores sobre sus experiencias con la duquesa de Sussex antes de que ella y su esposo, el príncipe Enrique, marcharan a California en enero de 2020.

Las imágenes que dejo el concierto Global Citizen.
El príncipe Harry y Meghan Markle de Gran Bretaña aparecen en el escenario del concierto 2021 Global Citizen Live en Central Park en Nueva York, EE. UU., 25 de septiembre de 2021. REUTERS / Caitlin Ochs - Foto: REUTERS

Durante una sesión informativa del informe financiero anual de la familia real, publicado el martes, una importante fuente del palacio indicó que los detalles de estas pesquisas no se divulgarán para proteger la privacidad de aquellos que participaron.

“Debido a la confidencialidad de las discusiones, no hemos comunicado el detalle de las recomendaciones”, indicó.

“Las recomendaciones se han incorporado a las políticas y los procedimientos cuando era necesario, y las políticas y los procedimientos han cambiado”, añadió.

Meghan y Enrique conmocionaron a la familia real cuando acusaron a algunos miembros de racismo durante una entrevista con la estrella televisiva estadounidense Oprah Winfrey.

Allí también negó las acusaciones de acoso, que emergieron en marzo de 2021 poco antes de la entrevista, y las tildó de una “calculada campaña de difamación”.

Estas acusaciones y la entrevista de los duques de Sussex agravaron la crisis de la familia, que ya se había visto sacudida por las revelaciones de los vínculos entre el príncipe Andrés con el fallecido magnate y pedófilo Jeffrey Epstein.

Las relaciones entre Enrique y su padre, el príncipe Carlos, se deterioraron, pero una fuente de la monarquía indicó que el heredero al trono tuvo un primer encuentro “muy emotivo” con su nieta Lili este mes.

Enrique y Meghan acudieron con un perfil bajo a las celebraciones del Jubileo de Platino de la reina Isabel II, acudiendo desde California con sus hijos Archie, de tres años, y Lili, de uno.

La inflación llega a Buckingham

La sesión informativa se celebró en ocasión de la publicación del informe 2021-2022 del Sovereign Grant, el monto que se paga a la monarquía para desempeñar sus funciones y mantener sus propiedades.

Este informe muestra que la pandemia todavía socava los ingresos generados por la familia real, que es inferior a la mitad de los niveles anteriores a la crisis sanitaria ante la caída de las visitas turísticas a los palacios.

El responsable de la gestión financiera de la familia, Michael Stevens, advirtió que sus finanzas pueden estrecharse debido a la inflación.

“Mirando en adelante, con la Sovereign Grant probablemente estancada en los próximos dos años, la presión de la inflación en los costos operativos y nuestra capacidad de generar ingresos suplementarios probablemente se constreñirán a corto plazo”, dijo.

La partida anual de la familia se elevó a 86,3 millones de libras durante el año fiscal que culminó en marzo de 2022, un pequeño aumento respecto al anterior. Este monto equivale al 15 % de los beneficios del patrimonio de la Corona.

*Con información de la AFP.