Home

Mundo

Artículo

Las vacunas siguen siendo la mejor estrategia para detener la pandemia.
Las vacunas siguen siendo la mejor estrategia para detener la pandemia. - Foto: Getty Images - Images By Tang Ming Tung

mundo

Según estudio, la tercera doisis de Pfizer aumenta anticuerpos contra ómicron

La variante, que se hizo predominante en el mundo en muy poco tiempo, es altamente transmisible gracias a sus casi 50 mutaciones.

Desde que se descubrió en el sur de África la ómicron y se tuvo evidencia de su alta transmisibilidad, todos los laboratorios que habían desarrollado vacunas contra la covid-19 empezaron a evaluar sus biológicos frente a esta variante, arrojando algunos resultados preliminares.

Ahora, un nuevo estudio que puso a prueba la eficacia de la vacuna de Pfizer/BioNTech contra ómicron señala que las tres dosis iniciales del preparado de la farmacéutica estadounidense podrían ofrecer un nivel suficiente de protección contra la infección.

La variante ómicron se hizo predominante en el mundo en muy poco tiempo, y es altamente transmisible gracias a sus casi 50 mutaciones que impiden, además, reconocer su comportamiento y poder predecirlo. No por el número de mutaciones sino por cómo se relacionan entre ellas, a esto se le conoce como epistasis.

El mundo sigue intentando contener el pico de contagios que ha producido la variante ómicron, que ya es predominante en el planeta, según la OMS. - Foto: istock

Dependiendo de cómo se comporten las mutaciones entre ellas, o sea qué tipo de epistasis tengan, se podría definir el comportamiento de las nuevas variantes. Sin embargo, esto es extremadamente difícil de predecir, ya que dos mutaciones pueden tanto sumarse como cancelarse entre ellas, dando paso a la posibilidad de que una variante sea más contagiosa o menos.

Esta característica de la variante implica también que el reconocimiento por parte de los anticuerpos neutralizantes se vea comprometido, ya que la mutación específica en la proteína de la espícula impide que las vacunas de diferentes tecnologías la ataquen directamente al ingresar al organismo.

El documento, publicado en la revista Science, detalla que investigadores analizaron los pseudovirus de Wuhan y de las variante beta, delta y ómicron en sueros de 51 participantes a los que se les aplicaron dos o tres dosis del biológico de ARN mensajero de Pfizer. Ahora, luego de haber inyectado dos dosis de la vacuna, los sueros tenían, según los investigadores, anticuerpos neutralizantes más de 22 veces reducidos contra ómicron, comparados con la cepa original.

El estudio expuso, a un mes de la aplicación de la tercera dosis de Pfizer, una multiplicación por 23 de los títulos de neutralización contra ómicron, esto comparado con los de las dos dosis anteriores, con títulos que guardaban similitud con los de neutralización contra el nuevo coronavirus después de dos dosis.

Con estos resultados preliminares los investigadores han sugerido que una tercera dosis de la vacuna de Pfizer es capaz de aumentar la inmunidad en cuanto a anticuerpos que el biológico le brinda al sistema inmune contra ómicron. Incluso, se puede afirmar, según los autores, que podría generar este mismo efecto en todas las variantes de preocupación.