méxico

Video | Periodista fue asaltado en México mientras hacía una transmisión en directo

Responsables de robar al reportero llegaron al lugar en camionetas de alta gama cuando el comunicador cubría una noticia sobre un asesinato en una carretera.


Sorpresa, indignación y temor despierta al interior de la comunidad de periodistas de México el hecho sucedido el pasado miércoles en contra de un comunicador regional identificado como Jesús Manuel Loroña, quien fue objeto de un asalto por parte de hombres fuertemente armados que lo abordaron durante el cubrimiento de una noticia y lo despojaron de los equipos con los que realizaba su trabajo.

El hecho delictivo se presentó cuando el comunicador realizaba un informe en directo para un medio regional conocido como Radio La Kallejera by Noticias Río Altar, a través de las redes sociales, dando cuenta de la ocurrencia de un caso de asesinato, el segundo en ese día, en inmediaciones de una carretera interestatal del municipio de Oquitoa.

En el video se puede apreciar cómo, estando a una distancia ‘prudente’ de las autoridades que adelantaban el levantamiento del cadáver hallado, el periodista entregaba detalles del crimen, cuestionando la ola de inseguridad que afecta al lugar y manifestando su preocupación por la aparición de personas fallecidas.

No obstante, en ese mismo reporte, se aprecia como dos camionetas de ‘alta gama’ se aproximan al lugar por un camino polvoriento, y evadiendo la cinta de acordonamiento policial rompiéndola con los vehículos, de estos descienden hombres armados que interrumpen la transmisión y despojan al periodista de sus equipos, censurando a su vez la información que él estaba entregando.

En el informe, el periodista atacado afirmó que las autoridades forenses ya se encontraban en el punto realizando la investigación, advirtiendo a su vez que ese era el segundo caso de asesinato que se denunciaba el pasado miércoles en esa localidad, solicitando a la población que tomara las medidas de precaución necesarias, evitando la circulación por el sector e incluso infiriendo la pertinencia de quedarse en sus casas.

Dame el teléfono”, es la exigencia que se escucha cuando el periodista es abordado por los delincuentes, sobre quienes, hasta el momento, no se ha determinado si buscaban simplemente robar el celular del periodista o si, por el contrario, tenían como objetivo censurar la información o cubrimiento noticioso que este estaba desarrollando.

Tras lo ocurrido, el medio de comunicación al que está adscrito el hombre no se ha pronunciado oficialmente, pero en sus redes sociales si permanece la publicación con el informe en directo de lo ocurrido.

Vea aquí el video

En el video captado por el periodista atacado también se puede apreciar como el despojo del celular se realiza a pocos metros del lugar donde se encontraban varios miembros de las autoridades forenses y de seguridad del Estado de Sonora, quienes no reaccionaron frente al robo.

En declaraciones recogidas por medios mexicanos que dan cuenta del ataque contra la prensa, el comunicador afectado agradeció las voces de solidaridad que hasta el momento ha recibido por parte de colegas y otros pobladores, confirmando que tanto él como su familia se encuentran en buenas condiciones, no obstante, se ha trasladado a un ‘lugar seguro’, ante cualquier amenaza.

De acuerdo con la información de medios locales, pese a que en el momento de la transmisión el periodista notificaba sobre la ocurrencia de dos actos violentos que habían dejado dos víctimas mortales, en total, durante la jornada en esa ciudad, conocida como Altar, se registraron cuatro personas muertas por cuenta de acciones violentas relacionadas con enfrentamientos violentos entre miembros de una misma banda delictiva.

Los hechos violentos ocurridos en las recientes jornadas, y lo acaecido al periodista, siembran el temor en los habitantes del sector, lo que ha traducido en acciones como que los establecimientos comerciales comenzaran a cerrar más temprano y a que algunas escuelas de la zona decidieron cancelar clases para evitar eventuales actos peligrosos para los estudiantes.