Tendencias

Home

Nación

Artículo

Durante el primer semestre de 2022 se reportaron 2300 ataques (hurto de cable y daño a las redes) a la infraestructura en la capital vallecaucana, tanto en la zona urbana como en la rural.
Emcali dispone de 25 cuadrillas que se despliegan por toda la ciudad, atendiendo las reparaciones no previstas. - Foto: Cortesía Emcali

judicial

Atención | Procuraduría abrió investigación por millonarios sobrecostos en compras y contrataciones en Emcali

El gerente avaló la compra de televisores de 55 pulgadas a $43 millones y sillas ergonómicas de 17 millones de pesos. Hoy tuvo que presentar su renuncia.

SEMANA conoció en primicia el auto de la Procuraduría General con el que abre investigación disciplinaria por los millonarios sobrecostos que se presentaron en las Empresas Municipales de Cali (Emcali). En el documento de cinco páginas se advierte que se busca establecer las anomalías en los proceso de contratación, principalmente el relacionado con la Unión Temporal AMI.

La procuradora primera delegada para la contratación ordenó la práctica de pruebas para establecer las irregularidades en la celebración de estos contratos. Igualmente, se realizará una inspección en la sede de Emcali para recolectar información sobre el contrato. Así como una carpeta contractual que incluya necesariamente justificación de la contratación, estudio de mercado, solicitud de oferta, los informes de evaluación, adjudicación, contrato e informes de ejecución y cualquier otro documento que conforme los antecedentes del contrato.

El reciente contrato celebrado entre Emcali con la unión temporal AMI, deja en evidencia sobrecostos en varios ítems. SEMANA habló con el dirigente sindical de Sintraemcali, Jhoni Trejos, quien denunció la situación. Indica que un televisor de 55 pulgadas Smart LED fue cobrado por 42.897.987 pesos, mientras que en el mercado se encuentra en al menos 6 millones de pesos.

Asimismo, una silla ergonómica de uso intensivo 24/7 aparece en 17.968.474 pesos; una estación de trabajo tipo administrador en 49.327.594 pesos; un teléfono IP para estaciones de trabajo en 1.368.519 pesos.

“El proceso contractual se ajusta de tal manera que tratan de dejar a un único proponente, lo que pasó con la unión temporal AMI, una empresa que acumula contratos en Emcali cercanos a los $200 mil millones de pesos y además es una compañía que en las denuncias a nivel nacional está relacionada como una de las articuladoras del cartel de las energías renovables. Este es un proceso muy importante para Emcali, que va hasta 2028 y que tiene que ver con todo un tema que tiene el Gobierno nacional dispuesto; se trata de la medición inteligente”, afirmó el dirigente sindical.

Frente a esta situación, el organismo disciplinario le ofició a la Oficina Jurídica de Empresas Municipales de Cali (Emcali) que envié una certificación sobre el nombre, apellidos, identificación, fecha de vinculación a Emcali, tipo de vinculación (acto administrativo/contrato), el cargo desempeñado y dependencia a la cual se encontraba adscrito. Además de la remuneración básica devengada mensual (salario, horarios, etc.), copia del acto administrativo de nombramiento y posesión en el caso de los servidores públicos.

Frente a los particulares encargados de todas las etapas de planeación, celebración, ejecución y supervisión del contrato se pidió el acta de inicio y terminación de su vinculación, rol, función que cumplió, número telefónico registrado, dirección física y electrónica. Emcali tuene cinco días para la entrega de toda esta información.

La Procuraduría hizo especial énfasis en la necesidad de justificar el contrato, el estudio de mercadeo, la solicitud de oferta, informes de evaluación, adjudicación y documentación frente a la ejecución. “En caso de que dentro del proceso contractual utilizado por Emcali no e cuente con estudio de mercadeo, se deben recaudar todos aquellos soportes que sirvieron para determinar el valor del contrato”.

El polémico contrato

SEMANA tuvo acceso al contrato y conoció que el compromiso fue firmado el 21 de julio de este año con total conocimiento de Juan Diego Flórez, (quien renunció este miércoles a la gerencia de Emcali). Y también del representante legal de la unión temporal AMI 2022, Juan Camilo Ossa Hoyos, por un valor total de 215.879.358.926 pesos.

El contrato empezó desde el momento en que las partes estamparon sus firmas y va hasta el 31 de diciembre de 2028. En el documento se establece que Emcali deberá desembolsar año a año unos montos fijos, hasta cancelar el valor total del contrato.

El primer pago quedó establecido para este año por un monto de 23.695.031.047 pesos, de los cuales 15.119.099.000 pesos se pagarían de manera anticipada y “reembolsable”, mientras que el resto (8.575.932.047 pesos) se cancelarían por concepto de “pago de vigencia”. “Los pagos se realizarán dentro de los veinte a treinta días calendario contados a partir de la aceptación de la factura”, asegura el contrato.

Tal parece que el jugoso adelanto que Emcali debe hacer a la unión temporal AMI 2022 todavía no se ha desembolsado, pese a que el contrato se firmó en julio y sigue vigente.

“Lo que tenemos entendido es que este anticipo de 15 mil millones de pesos todavía no se ha desembolsado, pero nos parece muy grave que sin haberse dado este anticipo ya se estén viendo, en el mismo contrato, sobrecostos en elementos muy sencillos como el material para organizar un puesto de control”, dijo a SEMANA Jhoni Trejos.

Tras la publicación del informe periodístico, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina Gómez, dio a conocer, a través de su cuenta de Twitter, la renuncia del gerente de Empresas Municipales de Cali (Emcali), Juan Diego Flórez.

“El ingeniero Juan Diego Flórez batalló valientemente en entornos muy difíciles de pandemia y estallido social al frente de Emcali. Sus aciertos muchos y memorables, y hoy con dignidad y ante procesos a clarificar en personal bajo su mando decide presentar renuncia que he aceptado”, trinó.

El mandatario de los caleños continuó su mensaje: “Ahora debemos revisar todo lo denunciado en relación a adquisiciones, lo que significa una reingeniería total del personal a cargo Juan Diego. Gracias, sabes muy bien que conozco más tus aciertos que tropiezos. He decidido encargar al ingeniero Humberto Serna como gerente”, dijo.