nación

Le quitaron la vida a reconocido ganadero en Ansermanuevo, Valle; un familiar mató a su asesino

El hombre fue asesinado cuando se encontraba en su finca.


En una finca ubicada en el municipio de Ansermanuevo, norte del departamento de Valle del Cauca, fue asesinado el pasado martes, 16 de agosto, a eso de las 9:40 a. m., el ganadero Óscar Fernando Salas, de 39 años de edad.

Se conoció que los presuntos asesinos ingresaron por una zona boscosa del predio e interceptaron al hombre, causándole varias heridas con arma de fuego.

Según información preliminar, en el hecho también resultó lesionado un familiar de Salas, quien se encontraba en la finca al momento del ataque; se trata de un joven de 22 años de edad que fue trasladado a un centro asistencial del municipio de Cartago, donde recibió atención.

Asimismo, se conoció que el joven herido, en medio del forcejeo con uno de los delincuentes, quien sería menor de edad, lo atacó con otra arma de fuego y le generó la muerte al instante.

Durante la inspección al sitio por parte de las autoridades encontraron un arma de fuego, un celular y seis vainillas calibre 9mm. Según medios locales, la finca en la que se presentó el asesinato, se encuentra en proceso de extinción de dominio y fue alquilada por parte de la Sociedad de Activos Especiales (SAE) al ganadero Óscar Fernando Salas.

Cabe recordar que a inicios del presente mes de agosto una pareja fue asesinada cuando iba como pasajera en un bus de transporte público en el municipio de Ansermanuevo (Valle del Cauca).

Sobre el trágico hecho, se conoció que dos hombres armados se subieron al automotor de la empresa Transnovita, que se dirigía al municipio de El Águila y habría salido de Cartago, y dispararon en repetidas ocasiones contra la humanidad de una mujer identificada como Alejandra Osorio Escobar, de 21 años de edad, y su pareja sentimental, Davison Styven Bustamante Giraldo, de 25 años.

En el infortunio también resultó gravemente herida una mujer que sería la hermana de Alejandra; las autoridades la identificaron como Natalia Osorio Toro.

Al parecer, la pareja asesinada estaba casada, sin embargo, sus allegados aseguran que desconocen sí tenía amenazas. Al lugar, llegó personal de la Sijín para realizar el levantamiento de los cuerpos que fueron llevados hacia la morgue de Cartago.

Masacre en Toro, Valle

En pleno desarrollo de las fiestas municipales de Toro, Valle del Cauca, asesinaron a tres personas que departían en un bar.

Hasta el establecimiento comercial, ubicado cerca a la antigua plaza de mercado, llegaron a bordo de dos motos hombres armados que, sin mediar palabra, abrieron fuego indiscriminadamente.

Las víctimas eran dos hombres y una mujer, entre ellos un padre y su hija. Este ataque sicarial dejó tres personas heridas que fueron remitidas a un centro asistencial.

El alcalde Juan Carlos Escudero emitió un comunicado en el que asegura que estos crímenes no están relacionados con las festividades del municipio.

“Se desconoce el motivo de los hechos sucedidos. Ya las instituciones correspondientes están investigando”, explica la comunicación. Entre tanto, lamentó lo ocurrido y se solidarizó con la familia de las víctimas.

El Departamento de Policía Valle del Cauca confirmó la designación de un grupo especial de investigación que trabajará de la mano con la Fiscalía General de la Nación para esclarecer los crímenes.

Por el hecho, se realizó un consejo extraordinario de seguridad con presencia de las autoridades policiales y militares. De esta reunión salieron varias conclusiones que fueron comunicadas por el alcalde Juan Carlos Escudero. Según el mandatario, serán cuatro las estrategias con las que se espera dar con la captura de los asesinos.

“Aumentaremos un cuadrante (de Policía) permanente en nuestro municipio, tendremos un cartel con la silueta de los más buscados y habrá grupo especializado, integrado por la Fiscalía General de la Nación y la Policía, trabajando en la investigación”, aseguró.

Adicionalmente, la recompensa por información que conduzca a los responsables subió de valor. En principio, se ofrecieron 30 millones, pero Escudero confirmó que ahora el monto llegará hasta los 40 millones.

“La Gobernación aportará 30 millones de pesos y el municipio de Toro 10 millones de pesos, para un total de 40 millones a quien nos brinde información de este hecho”, explicó.