orden público

Masacre en el Cauca: cuatro muertos por un posible ajuste de cuentas, según Policía

En el hecho, murieron cuatro personas y otra más resultó herida.


La Policía Nacional reveló las primeras hipótesis del asesinato de cuatro personas que se movilizaban en un vehículo particular, tras ser abordadas por hombres armados en zona rural del municipio de Morales, en el Cauca.

Las víctimas fueron interceptadas en inmediaciones de la vereda San Rafael, donde los criminales las obligaron a bajar del vehículo y luego les dispararon a quemarropa.

Según los reportes de las autoridades, los ocupantes del vehículo fueron abordados por varios sujetos desconocidos que portaban armas de fuego, quienes preguntaron por un sujeto conocido con el alias de ‘Kiko’.

Los delincuentes procedieron a sacar un banco de imágenes para cotejarlas con los rostros de los ocupantes del vehículo y posteriormente, sin mediar palabra, procedieron a asesinar a estas cuatro personas y dejar otra más herida, a pocos metros de la caseta comunal de la vereda.

Tras el ataque, los agresores incineraron el vehículo en el que iban las víctimas y dejaron un cartel muy cerca de los cuatro cuerpos (dos hombres y dos mujeres), en el cual se lee: “Se hace limpieza de ladrones (de) carros y motos columna Jaime Martínez”; este frente pertenece a las disidencias de las extintas Farc.

Las víctimas fueron identificadas como Francy Janeth Mamian Luligo, Víctor Fabio Tovar Joyas, Jhon Harold Álzate Ríos y Yina Paola Caldon Gómez.

Por su parte, la persona herida es Diego Eimer Lugo Cometa, quien fue trasladado a un centro asistencial y, según las autoridades, presenta anotaciones por tráfico de armas, concierto para delinquir, receptación y hurto calificado.

De acuerdo con el reporte de la Policía, al parecer estos sujetos se dedicaban al hurto de vehículos y motocicletas en la zona.

Por ello, se tiene como primera hipótesis que el hecho se habría ejecutado como un “ajuste de cuentas”.

El alcalde del municipio de Morales, Víctor Felix Sabogal, manifestó que se descartó que las personas asesinadas sean residentes de la zona.

“Lo que me comentan es que no son del municipio y ya nos contactamos con la Policía, el Ejército y la Fiscalía para que hagan los trámites correspondientes al levantamiento de los cadáveres”, indicó Sabogal.

Cabe recordar que este es el segundo hecho violento que se presenta en el Cauca en menos de una semana. Tres campesinos fueron asesinados la noche del pasado lunes, primero de agosto, en la vereda La Chinchera del corregimiento Cajamarca, en el municipio de Mercaderes, sur del departamento.

Esta masacre ocurrió cuando sujetos armados abrieron fuego contra las víctimas, que fueron identificadas como Cristian Andrés Caicedo Hoyos, de 27 años; Diego Mauricio Majín, de 45 años, y Apolinar Montero, al parecer, después de haber sido secuestrados por un grupo al margen de la ley.

Se conoció que los hombres, oriundos de Argelia (Valle del Cauca), habrían llegado a Mercaderes en busca de trabajo en el sector agrícola; sin embargo, fueron retenidos por sujetos armados que los dejaron sin vida en un vehículo tipo campero.

El alcalde de Mercaderes, Fernando Díaz, se pronunció sobre el trágico suceso, asegurando que en el hecho resultó herida una persona que llegó hasta el hospital del municipio. “Haciendo indagación con personas de la zona se conoció que las víctimas tenían familiares en el corregimiento de Esmeraldas de Mercaderes. Se está averiguando si ellos se estaban desplazando hasta esa localidad”, dijo.

La Fiscalía General de la Nación asumió las investigaciones para esclarecer este hecho de violencia y ubicar a los responsables.