emergencia

Reportan emergencia ambiental por derrame de combustible en el río Oibita, en Santander

Las autoridades ya activaron un plan para detener el derrame de combustible al cauce del río.


Las autoridades del municipio de Oiba, en Santander, atienden una emergencia por el derrame de combustible al río Oibita, por cuenta de un accidente de un camión cisterna en la vía a Bogotá, reportó Blu Radio.

De acuerdo con la emisora, el camión se volcó sobre la vía arrojando más de 1.000 galones de combustible al afluente del recurso hídrico, lo que representa una grave emergencia ambiental, por el nivel de contaminación que puede generar.

Las autoridades activaron de inmediato un plan de acción para contener el derrame pero la Corporación Ambiental de Santander, CAS hizo un llamado a los habitantes de Oiba y los municipios aledaños a evitar el consumo del agua hasta que la emergencia esté contenida.

También se pidió evitar el riego de cultivos agrícolas para no contaminarlos.

“Miren cómo bajan manchas negras de combustible por el río, esto es una tragedia”, dice en un video que circula en redes sociales un campesino del sector, según reportó Blu Radio.

Las bocatombas de los acueductos de cinco municipios rurales fueron cerradas debido a la contaminación del río.

Alerta naranja en Santander por lluvias

El incremento de la ola invernal en Santander obligó a las autoridades departamentales a decretar la alerta naranja luego de que los alcaldes de 30 municipios del departamento declararan la calamidad pública.

De acuerdo con la Dirección Departamental de Gestión del Riesgo de Desastres (DGRD), en las localidades de Santa Bárbara, Mogotes y Simacota más de 500 familias resultaron damnificadas por el desbordamiento de quebradas.

“Tenemos a 1.200 habitantes de la zona rural incomunicados por la creciente súbita que se presentó en la quebrada Santa Rosa. También tenemos cuatro acueductos rurales afectados”, señaló alcaldesa de Simacota, Lucila Franco.

Entre tanto, el director de DGRD, César García, señaló que hay “más de 30 municipios que declararon la calamidad pública por lluvias, por diferentes afectaciones por desbordamiento de quebrada y deslizamientos de tierra”.

“Se realizó un Consejo Extraordinario de Gestión del Riesgo en Simacota. Se hizo el balance de las afectaciones y se estableció el Plan de Acción Específico para atender la emergencia y retornar a la normalidad, luego de la creciente súbita de la quebrada Santa Rosa”, señaló la entidad.

También se presentan emergencias en Puerto Wilches, Puerto Parra, Barrancabermeja, Encino, Guavatá, Guadalupe, Santa Bárbara, Rionegro, Albania y Capitanejo, debido al aumento del invierno.

Por su parte, Dudwing Villamizar, de la Defensa Civil en Santander, indicó que les pidieron a las comunidades “estar en alerta porque se podrían presentar avalanchas de quebradas y ríos por la intensidad de las lluvias”.

Hace apenas cuatro días, Gestión del Riesgo publicó un video sobre la difícil situación en el municipio de Simatoca.

“Una familia fue evacuada en el municipio de Simacota, tras el desbordamiento de la quebrada Santa Rosa, a causa de las fuertes lluvias. Desde la @DGRDSantander continuamos en comunicación con el #CMGRD, a la espera de la evaluación de daños y análisis de necesidades”, señaló la entidad en Twitter.

20.000 personas en riesgo por colapso de dique en Puerto Wilches

Entre tanto, se conoció que el muro que contiene las aguas del río Magdalena a la altura de Puerto Wilches, Santander, está a punto de colapsar, lo que tiene en riesgo a más de 20.000 personas por posibles inundaciones.

Así lo señaló el alcalde de esa localidad, Jairo Demis Toquica Aguilar, quien indicó que la situación se presenta en el sector de Puerto Perico, donde el dique se está erosionando.

“Ya van dos kilómetros de colapso, esto ha sido progresivo y cada día avanza más, estamos preocupados, hemos hecho llamado al Gobierno Nacional, a Gestión de Riesgo, el proyecto ya se viabilizó pero falta la asignación de los recursos”, indicó el funcionario a Vanguardia.

Agregó que “hay que evitar una tragedia, somos más de 20.000 habitantes en riesgo inminente, sobre todo en la cabecera municipal. Tenemos lecciones parecidas, hace doce años el dique colapsó, el agua se metió y afectó a la población de la cabecera”.

El mandatario señaló que la situación generó dificultades en la movilidad de la ciudadanía del sur de Bolívar.

“Puerto Wilches es un municipio de importancia económica para el país, productor de aceite e hidrocarburos, peor sobre todo hay que asegurar es la vida de la gente, asegurar la tranquilidad de las comunidades”, señaló.

Tras hacer un llamado de ayuda “al Gobierno Nacional, a la Unidad de Gestión de Riesgo y Desastre (por) apoyo inmediato para buscar solución definitiva”, señaló que autoridades locales necesitan “viabilidad urgente para minimizar este riesgo latente, es impresionante, da miedo”. Además, indicó que el proyecto para la recuperación del dique es de más de 15.000 millones de pesos.