regiones

Amenazan de muerte a trabajadores de Emcali por aumento en tarifa de servicios públicos

Las amenazas también van dirigidas contra un CAI de Policía de la Nueva Floresta, en el oriente de la ciudad.


Empleados de las Empresas Municipales de Cali (Emcali), entidad encargada del suministro de servicios públicos en la capital del Valle del Cauca, fueron víctimas de amenazas de muerte por incrementos en el costo de los recibos.

Las intimidaciones llegaron en mensaje de correo electrónico enviado a un mail de Emcali bajo el asunto “amenaza”.

Las amenazas van dirigidas a los funcionarios que laboran en el barrio Nueva Floresta, oriente de Cali, por los altos valores de los servicios de agua potable y energía. Según el mensaje, una oficina de sicariato autodenominada como La 8, que opera en barrio El Rodeo, está detrás de las intimidaciones.

“Recibimos un panfleto en un correo electrónico de una banda sicarial. Amenazan no solo con la muerte de los trabajadores, sino también con bombas al CAI de la Policía y otro tipo de expresiones fuertes”, dijo el gerente de Emcali, Juan Diego Flórez, en entrevista con Caracol Radio.

Estas amenazas fueron puestas en conocimiento de la Fiscalía General de la Nación. “Reportamos a la Secretaría de Seguridad y Justicia y al equipo interno de seguridad de Emcali, y hemos extremado las medidas de seguridad hasta donde nos corresponde”, añadió Flórez. Tanto el correo como la dirección IP desde la que fue enviada la amenaza fueron puestos en conocimiento de las autoridades para su investigación.

La misiva intimidatoria amenaza con asesinar a los trabajadores y decapitarlos, asimismo, plantar explosivos contra la Policía del sector de Nueva Floresta. “No vamos a permitir que se sigan burlando del pueblo”, asegura la amenaza.

“Emcali rechaza de manera enérgica esta clase de amenazas y pide a las autoridades brindar las medidas de seguridad para garantizar la integridad de empleados y trabajadores”, expuso Flórez en un comunicado emitido por la entidad.

Amenazan concejala

La semana pasada también se registró una amenaza en Cali. En este caso la intimidación estuvo dirigida a la concejala Ana Erazo por sus posiciones ideológicas y políticas.

Durante una sesión plenaria del Concejo de Cali fueron emitidas amenazas contra Ana Erazo, integrante de dicha corporación, al parecer por sus posiciones “feministas y revolucionarias”.

Ana Erazo, concejal víctima del improperio, denunció los hechos en un comunicado divulgado en sus redes sociales. Allí asegura que el jueves, 21 de abril, en plena sesión, una mujer ingresó al hemiciclo del Concejo de Cali y la amenazó.

“Mientras el secretario James Agudelo hacía su exposición respecto al debate que se le cita, la concejala Ana Erazo Ruiz tuvo que interrumpir la intervención (minuto 43 de la transmisión de la plenaria) para denunciar ante los micrófonos del Concejo que una persona que se encontraba en el recinto se acercó a su puesto para amenazarla y constreñirla”, relató Erazo en la comunicación.

En Twitter, fue compartido el momento en el que presuntamente la mujer emite la amenaza. Y aunque no se escuchan claramente las palabras lanzadas contra Erazo, sí queda en evidencia la interrupción de la sesión plenaria.

“Mucho cuidado con lo que vas a decir, estamos mamados de tus indirectas feministas y revolucionarias” fueron, según la cabildante, las palabras textuales de la mujer contra ella.

El hecho fue atendido por la Policía dentro de las instalaciones del hemiciclo y denunciado ante la Fiscalía, dijo Erazo. “Ante este grave hecho pedimos acompañamiento y condiciones de seguridad para la concejal Ana Erazo, extendido para todas las y los concejales de la ciudad”, solicita en el comunicado.

La cabildante pidió, además, mejores controles de la Policía dentro del hemiciclo del Concejo de Cali. “No puede pasar que personas que ejercen un liderazgo y hacen un trabajo por y para la comunidad se vean en escenarios que ponen en peligro su vida y la integridad de todos los que hacen parte de las unidades de trabajo”, argumentó.

Erazo cierra diciendo que no se dejará atemorizar por las amenazas y continuará ejerciendo su labor como concejal. “No permitiremos que en el marco de la época electoral que nos convoca el odio y la violencia opaquen la política que hemos desarrollado, la de la vida y el amor por el pueblo”, afirmó.