Home

Pereira

Artículo

Menor fue rescatada en emergencia de Risaralda.
Menor fue rescatada en emergencia de Risaralda. - Foto: qradiochocó

nación

Video: la conmovedora historia de la niña rescatada con vida en medio de la tragedia en Puerto Rico, Risaralda

La menor viajó con su hermano de un año y su mamá, quienes murieron.

Saray Mosquera, de nueve años, sin duda se convirtió en la esperanza de los organismos de socorro y la comunidad en general de Puerto Rico, Risaralda, que en medio del desespero y la angustia buscan a los desaparecidos con vida. Ella, aferrada en los brazos de su mamá, en medio de tanto lodo, fue rescatada.

Los bomberos de Puerto Rico, el municipio más cercano al lugar de la lamentable emergencia, rescataron a la menor sobre las 2:00 de la tarde, como lo confirmó el gobernador de Risaralda, Víctor Manuel Tamayo.

“Sobre las 2:00 de la tarde se pudieron rescatar tres personas, entre ellas una niña que estaba abrazada al cuerpo de su madre, quien lastimosamente perdió la vida y su hermano de un año, quien también falleció”, sostuvo Tamayo.

El video que ya es viral en redes sociales, donde se ven a los bomberos cargándola llena de lodo, tiene consternado al país, pues esta se ha convertido en una de las peores tragedias que ha vivido Colombia en los últimos años.

Los organismos de socorro del departamento de Risaralda confirman que ya son 34 las víctimas mortales que deja el deslizamiento de tierra que cayó sobre un vehículo de transporte público que se movilizaba por las carreteras del municipio de Pueblo Rico.

Tras ser rescatada, la menor fue trasladada al hospital San Rafael de Pueblo Rico, donde fue valorada de manera preliminar. Sin embargo, minutos después, teniendo en cuenta la autorización de su padre, fue trasladada hasta el hospital San Jorge de Pereira.

Según la versión de David Mosquera, padre de la menor, en el viaje también iba su hermanito Tiago Mosquera, quien se habría aferrado a los brazos de su mamá y lastimosamente también falleció.

La emergencia ocurrió en la mañana de este 4 de diciembre cuando el automotor se movía por la zona rural de esta localidad, que salió desde Cali con destino a Condoto, Chocó. Ante la mirada de varios transeúntes, una montaña se empezó a desprender hasta que cubrió todo el automotor.

Entre las víctimas mortales hay menores de edad y adultos mayores. Las historias de cada uno son estremecedoras. De acuerdo con los testigos, varios de ellos fallecieron mientras pedían auxilio para ser evacuados de las latas y piedras que los tenían atrapados.

A la lamentable lista se sumaron las identidades de Guillermo Ibargüen Arboleda, un hombre de 44 años que trató de esquivar el deslizamiento antes de quedar bajo él. Sacó por una ventana a su hijo y, cuando trataba de salir por el mismo lado, fue sepultado.

Más tarde aparecieron los cadáveres de Samuel Elías Ayala Benítez, de 20 años, quien se montó al bus que tenía como destino final al municipio de Condoto, en el departamento de Chocó, como el resto de los 31 pasajeros que se embarcaron en la ciudad de Cali.

En una página que cuelga sobre el coliseo de Pueblo Rico se leen más nombres. Esa zona fue adecuada por las autoridades locales como una morgue. En bolsas de color blanco guardan los cuerpos, mientras los preparan para las debidas inspecciones técnicas.

Kevin Yoel Lozano, Tibisay Salazar Riascos, Juan David Ruíz Mosquera, Mayerly Mosquera Mosquera, Kelly Johana Rodríguez y Jorge Luis González Victoria.

Ahora bien, faltan otros cuerpos por identificar, labor a cargo de la Policía Nacional y el CTI de la Fiscalía. Sin embargo, la administración municipal ha dicho que las capacidades institucionales están desbordadas.

A las afueras de la morgue hacen estruendo los llantos de las familias de las víctimas. Muchas viajaron desde el departamento de Chocó con la esperanza de encontrar con vida a los allegados que esperaban con anhelo en los municipios de Condoto e Istmina.

Según se ha podido esclarecer, familias enteras se transportaban en el bus de servicio público que está adscrito a la compañía Arauca.

De momento, se reportó que solo ocho viajeros salieron con signos vitales estables y se encuentran en recuperación.