mundo

Beyonce sorprende a sus seguidores con un remix junto a la ‘reina del pop’

Madonna y la intérprete de ‘Countdown’ hicieron una colaboración musical.


Beyonce sorprendió a sus fanáticos con The Queens Remix, una colaboración con la reina del pop, Madonna. La canción Break My Soul y el clásico titulado Vogue buscan hacer brillar aún más a las famosas.

El último video de Beyonce lanzado el 4 de agosto, por el momento, cuenta con más de 1 millón de reproducciones en YouTube.

“Ahora, me acabo de enamorar, y acabo de dejar mi trabajo. Voy a encontrar un nuevo impulso (...) me hacen trabajar muy duro. Trabajar a las nueve, y luego salir después de las cinco. Y trabajan mis nervios. Por eso no puedo dormir por la noche”, es un fragmento de la canción.

Además, cabe recordar que la intérprete de ‘Single Ladies’ hace pocos días lanzó su séptimo álbum, titulado ‘Renaissance’, catalogado como uno de los acontecimientos musicales del verano de Estados Unidos. En él, hace un llamado a bailar bajo las luces de las pistas de baile o en las playas, para olvidar el nuevo coronavirus.

Sin embargo, una canción en especial ha sido motivo de críticas y controversias.

La letra de una canción, calificada como ofensiva

Beyoncé eliminará de su nueva canción Heated un término despectivo para las personas en condición de discapacidad, aseguró el lunes un portavoz, tras protestas de activistas que lo consideraron ofensivo.

La megaestrella del pop estadounidense volverá a grabar el tema en el que originalmente cantaba la letra “Spazzin’ on that ass, spazz on that ass”. Co-escrito con el rapero canadiense Drake, el tema parece utilizar la palabra “spaz” en el sentido coloquial de perder temporalmente el control o actuar de manera errática.

Pero los defensores de las personas en condición de discapacidad señalaron que la palabra deriva de “espástico”. La espasticidad es un trastorno del movimiento que implica rigidez muscular y movimientos torpes, afección que padece el 80 % de las personas con parálisis cerebral.

En junio, la cantante estadounidense Lizzo volvió a grabar la canción Grrrls para eliminar el mismo término, luego de las quejas que recibió.

Las críticas que recibió

Hannah Diviney, activista australiana por la discapacidad, dijo que el uso de la palabra por parte de Beyonce “se siente como una bofetada en la cara, a la comunidad de discapacitados y al progreso que intentamos hacer con Lizzo. Supongo que seguiré diciéndole a toda la industria que ‘lo haga mejor’ hasta que los insultos desaparezcan de la música”, tuiteó.

Un lugar para soñar

En un post de Instagram publicado poco después del lanzamiento del álbum, Beyonce dijo que crear el álbum “me permitió un lugar para soñar y encontrar un escape durante un momento de miedo para el mundo”.

“Mi intención era crear un lugar seguro, un lugar sin juicios. Un lugar para liberarse del perfeccionismo y del exceso de pensamiento. Un lugar para gritar, liberar, sentir la libertad”, escribió.

“Hacer este álbum me permitió soñar y evadirme durante un periodo aterrador para el mundo. Me permitió sentirme libre y aventurera en una época en la que casi nada se movía”, anunció Beyoncé, a punto de cumplir 41 años, a sus 270 millones de seguidores en Instagram.

“Quería crear un lugar donde sentirme segura, sin prejuicios. Sin necesidad de perfeccionismos ni reflexiones profundas. Un lugar para gritar, relajarse y sentirse libre. Fue un bello viaje de exploración”, concluyó.

Desde Lemonade en 2016, su álbum más premiado, había publicado uno en vivo y una película sobre su actuación en el festival Coachella en 2018, titulados Homecoming.

Su canción Black Parade, que salió en medio de las masivas manifestaciones que suscitó el homicidio del afroestadounidense George Floyd por policías blancos en junio de 2020, fue aclamado por la crítica.

*Con información de la AFP.