.
Estudio revelo que hay trabajos más emocionantes que otros. - Foto: Getty Images/iStockphoto

economía

El aumento del comercio electrónico y cambios de hábitos de usuarios, entre los desafíos del sector logístico para 2023

Expertos resaltan que las herramientas de Big Data son y serán fundamentales en los próximos años.

La reactivación de las economías en todo el mundo significó una transformación y un gran desafío para el sector logístico, pues factores como el aumento del comercio electrónico, la aparición del fulfillment, los cambios de hábitos de los usuarios y el desarrollo de nuevas tecnologías son algunos a los que se ha enfrentado las compañías de envío y que deberán seguir afrontando para optimizar sus procesos.

Cabe resaltar que para cualquier cadena de suministro, la logística se convirtió en un elemento central para que funcionen los diferentes procesos productivos y, a tientas de una posible recesión económica, es importante que este sector pueda ser más rápido y preciso a la hora de entregar los productos porque esto determinará también otros índices en el mercado.

En ese sentido, para María Blum, cofundadora y gerente general de One Easy Stop, las herramientas de Big Data son y serán fundamentales en los próximos años, puesto que permitirán tener datos de primera mano para mejorar el rendimiento y eficiencia de las etapas del proceso logístico.

En la última encuesta logística realizada por el Departamento Nacional de Planeación se encontró que la mayoría aseguraban la necesidad de que el sector implementará e hiciera uso de nuevas tecnologías.

Incluso, para el 2020 el 88,7 % de los encuestados utilizó por lo menos una de las siguientes herramientas: intercambio de datos; servicios en la nube; rastreo y seguimientos de pedidos; sistemas y aplicativos de gestión de bodegas, entre otros.

Sin embargo, las tecnologías no son lo único que será fundamental en el sector, también hay otros temas a los que se les debe prestar atención, y por esa razón, la directiva de One Easy Stop hizo un análisis del sector y destacó los cinco desafíos que deberán atender toda empresa de envíos durante el 2023:

Tecnologías: Si bien, ya se ha mencionado lo fundamental que será el uso de las tecnologías, cabe resaltar, cuáles serán las de mayor cabida para el próximo año. Por lo tanto, en principio se debería hablar de las herramientas de Machine Learning y de Inteligencia Artificial, ya que permitirán automatizar procesos relacionados con la distribución de productos, para que así, se haga de forma mucho más autónoma y libre de errores humanos.

A su vez, se deberá tener en cuenta las tecnologías del Internet de las Cosas (IoT), puesto que tienen la capacidad de poder conectar los dispositivos a Internet para que reciban, envíen, almacenen y procesen información. Lo que ayudará a conocer datos sobre rutas, tráfico, condiciones del producto en tránsito y emitir alertas cuando un vehículo esté descargando algún tipo de mercancía.

Nearshoring: Este es un mecanismo que está tomando fuerza en distintos sectores de la economía y se trata de una opción en la que la empresa transfiera sus procesos de negocio o de tecnología a terceros ubicados en destinos lejanos con el fin de reducir costos.

Algo fundamental y que será de gran utilidad en el sector, puesto que el aumento de la demanda de envíos de productos, requiere de una mayor eficiencia en procesos logísticos para la reducción de los costos.

Fulfillment: Si bien es un proceso que ya vienen entendiendo y aplicando diferentes compañías de envíos, va a ser fundamental, tener estrategias y mejorar sus procesos teniendo en cuenta el avance acelerado que está teniendo el comercio electrónico. Además, que hoy en día lo más valorado por los clientes es el cumplimiento en los tiempos y las condiciones de entrega.

Sostenibilidad: Los Objetivos de Desarrollo Sostenible, propuestos en la Asamblea General de las Naciones Unidas, es un tema que le atañe a todos y no es ajeno al sector, lo que ha generado que diferentes compañías de logística ya estén trabajando en desarrollar sistemas y tecnologías que hagan que sus operaciones sean más amigables con el ecosistema.

Un ejemplo de ello es el gigante de las tecnologías Amazon, se propuso que para 2040 al menos el 50 % de los envíos que realiza alcancen la neutralidad en las emisiones de dióxido de carbono. Mientras que DHL busca incrementar la eficiencia de carbono en sus transportes, y que lleguen a operar con soluciones limpias el 70% de sus servicios de primera y última milla.

Casilleros Internacionales: Con el crecimiento del e-commerce, este servicio cada vez tiene más acogida, pero, es importante masificar en las principales ciudades del mundo. Pues, le permite a los usuarios hacer una compra internacional y tener una dirección física para que se puedan guardar los productos y hacer los envíos.