venezuela

Delegación estadounidense llegó a Caracas para ‘avanzar’ en agenda bilateral

La visita de los enviados del Gobierno Biden despierta especial expectativa, en tanto estos dos países no sostienen relaciones diplomáticas desde inicio de 2019, luego de que en unas polémicas elecciones se reeligiera como mandatario Nicolás Maduro Moros.


Expectativa ha despertado la confirmación, por parte de medios internacionales, del arribo este domingo a la ciudad de Caracas de una delegación del gobierno estadounidense de Joe Biden, que tendrá como objetivo ‘avanzar’ en los diálogos bilaterales, y en la construcción de una agenda común con Venezuela, que en algunos sectores despierta la esperanza de que sea el primer paso para el comienzo de la reconstrucción de las relaciones bilaterales.

El anuncio de la llegada de la delegación estadounidense a Caracas fue hecho por el mismo Nicolás Maduro, en el marco de la celebración del Día Nacional del Periodista, evento televisado este lunes 27 de junio de 2022.

Según detalló Maduro, esta delegación trabajará en “darle continuidad a las conversaciones iniciadas el cinco de marzo y para construir una agenda bilateral”, entre los dos gobiernos.

Maduro precisó que el encargado del recibimiento de la delegación del Gobierno de Estados Unidos es el presidente de la Asamblea Nacional de su país, Jorge Rodríguez.

La reunión previa que refiere Maduro ocurrió el pasado mes de marzo, en el medio de una vista de una delegación estadounidense que puso sobre la mesa el interés de su país de adquirir petróleo venezolano, en medio de la crisis energética que podría avizorarse como consecuencia de la guerra en Ucrania, y como respuesta a la necesidad de Estados Unidos de menguar su dependencia a los hidrocarburos rusos.

En aquel entonces, sobre la mesa también estuvo el tema de los ciudadanos estadounidenses detenidos por el régimen de Maduro, conversación que tuvo resultados tangibles pocos días después, pues dos de ellos fueron liberados y repatriados.

Las relaciones entre el gobierno estadounidense y el régimen de Caracas se encuentran rotas desde inicios del año 2019, cuando, tras unas cuestionadas elecciones, se proclamó como reelecto a Nicolás Maduro Moros.

En aquel entonces, el gobierno del entonces presidente Donald Trump decidió retirar su representación diplomática, señalando el no reconocimiento ni la legitimidad del gobierno de Maduro, advirtiendo que, en dichos comicios, la oposición no contó con las garantías para una legítima participación.

En consecuencia, Estados Unidos, y decenas de países más, incluido Colombia, habían comenzado a reconocer como presidente encargado al entonces presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó.

Desde aquel entonces, las relaciones entre el régimen de Caracas y Washington han estado marcadas por la imposición de una serie de sanciones por parte de Estados Unidos, para presionar la salida del poder de Nicolás Maduro.

En su momento, la delegación estadounidense también sostuvo reuniones con miembros de la oposición venezolana, abogando porque se retomaran las negociaciones entre las dos partes; las mismas que fueron suspendidas el año pasado tras la extradición a EE. UU. del señalado testaferro de Nicolás Maduro, el empresario colombiano Alex Saab.

Maduro también se refirió a la cumbre del G7 y envió un mensaje a Emmanuel Macron, presidente de Francia

En su intervención, Maduro citó una presunta frase pronunciada en el marco de la cumbre del G7 en Alemania, por el presidente de Francia, Emmanuel Macron, quien habría manifestado la importancia de restablecer a Irán y Venezuela al mercado petrolero. En ese sentido, Maduro advirtió que su país sí está en el mercado petrolero, pero que ha sido actualmente excluido de las ‘vitrinas occidentales’.

Yo le diría al presidente Macron que Venezuela está lista para recibir a todas las empresas que quieran venir a producir petróleo y gas para el mercado europeo... el camino está hecho, estamos preparados”.

Se abre una nueva etapa

Nicolás Maduro también se refirió al nuevo momento que con la llegada de Gustavo Petro a la presidencia de Colombia vivirán las relaciones bilaterales entre su país y el gobierno en Bogotá.

“Hago votos porque toda la sociedad colombiana y venezolana, nos pongamos en sintonía para la búsqueda de una nueva etapa entre nuestros pueblos”, refiriéndose a escenarios culturales y comerciales.

En ese sentido, Maduro afirmó que ‘la paz de Colombia es la paz para América Latina’, manifestando que está dispuesto a trabajar en la reconstrucción de la hermandad y la cooperación con su país vecino.