mundo

Viruela del mono: ¿se avecina una pandemia global? Expertos hablan de los posibles escenarios a futuro

Aunque por el momento se ha controlado, no se puede descartar que exista una pandemia.


Desde la Organización Mundial de la Salud (OMS) anunciaron que no ven viable que la viruela del mono conduzca a una pandemia e indicaron que, por el momento, es incierto si las personas infectadas que no muestran síntomas pueden transmitir el virus.

“Por el momento no estamos preocupados por una pandemia global”, indicó la OMS, que además está considerando si este brote debe evaluarse como una “potencial emergencia de salud pública de interés internacional”.

Sin embargo, algunos expertos no descartaron otros escenarios, que puedan llevar a que nuevamente los ciudadanos deban vacunarse cuando haya alguien muy cercano contagiado, o que incluso esta enfermedad pueda convertirse en endémica, como ha sucedido en algunos países africanos, por lo que se prevén tres posibles escenarios.

Un brote controlado

Dice la Organización Mundial de la Salud que estos brotes son una situación atípica en países donde la viruela del mono no es endémica, como sucede en Europa y en Canadá. Según esto, este brote actual puede ser controlado. Esta afirmación la sustenta Rosamund Lewis, experta en viruela del mono de la OMS que aseguró: “Aún es posible detener esta pandemia antes de que se extienda”.

Además, Óscar Zurriaga, médico de la Sociedad Española de Epidemiología, y Raúl Rivas, catedrático del área de Microbiología y Genética de la Universidad de Salamanca, afirmaron al diario El País de España que “Las medidas de contención que se están poniendo en marcha –detección y aislamiento de casos– deberían ser suficientes para frenar al virus”.

El virus puede volverse endémico

Los expertos sanitarios europeos, sin embargo, aún tienen la preocupación de que el virus se convierta en endémico en Europa, como ya ha sucedido en varios países de África. Esto provocaría que haya brotes con mucha más frecuencia porque no se logró frenar el contagio.

Por eso es muy importante el aislamiento de los infectados, pero también de sus mascotas. Porque como el virus entre en contacto con otros animales, será mucho más difícil de controlar. Y es la razón por la que es tan relevante descubrir cuál es el origen de este brote”, afirmó Raúl Rivas.

Sin embargo, insistió que las características de la enfermedad en Europa y en África son muy diferentes, por lo que aún no se puede ser pesimista de pensar que en el resto del mundo se llegará a este punto y se espera que pueda quedarse en un brote controlado.

Lo más temido, una pandemia

El mayor temor es que la viruela del mono se convierta en el nuevo coronavirus, ante esto la directora Nacional de Epidemiología e Información Estratégica de la cartera de la salud de Argentina, Analía Rearte, manifestó: “Hoy el riesgo de que el virus de la viruela del mono sea pandémico es muy bajo, porque se trata de un virus que no tiene una alta transmisibilidad entre los seres humanos, según la evidencia científica hasta ahora. Pero como se observó con la pandemia del coronavirus, hay que estar atentos a los casos sospechosos, a su aislamiento y al seguimiento de los contactos estrechos”.

Por su parte, Mario Lozano, virólogo argentino de la Universidad Nacional de Quilmes, en entrevista con Infobae afirmó: “El virus de la viruela del mono tiene una tasa de evolución lenta a diferencia del coronavirus o el virus de la gripe. Por lo cual es muy poco probable que se convierta en un problema pandémico. Sin embargo, si se deja que el virus de la viruela del mono circule en los humanos y en animales, se favorecería la evolución y podrían aparecer variantes de preocupación. Hoy una pandemia no me parece un escenario probable”.

Hasta el 26 de mayo se han notificado a la OMS un total de 257 casos confirmados en laboratorio y unos 120 casos sospechosos en 23 países. Sin embargo, no se ha notificado ninguna muerte.