rusia

Kremlin apartó de sus funciones al director de la agencia espacial rusa

El anuncio despierta expectativa, luego de que el Kremlin explicara que la remoción del cargo no se debe a insatisfacciones con su desempeño, sino, por el contrario, por el deseo de moverlo a otro cargo, en el que se espera que siga sirviendo a su país.


En medio de la tensión mundial que se mantiene por cuenta de la invasión que, desde el pasado 24 de febrero, adelanta Rusia en territorio de Ucrania, el líder del Kremlin anunció desde Moscú que, a través de un decreto, decidió remover de su cargo a Dmitri Rogozin, un reconocido funcionario, destacado por su nacionalismo y posiciones férreas, quien actualmente se desempeñaba como director de la agencia espacial rusa Roscosmos.

Pese a la sorpresa que se deriva de la decisión por la remoción de Dmitri Rogozin, desde Moscú se ha precisado que dicha remoción no está relacionada con inconformidades por parte del Gobierno frente al desempeño del funcionario, sino que, por el contrario, se da en el marco de una reorganización estatal, advirtiendo que el retirado líder será dispuesto en un nuevo cargo que será oportunamente revelado, lo que genera un halo de expectativa frente a la nueva misión que Putin le destinará.

“El nombramiento se producirá a su debido tiempo”, afirmó a la agencia Tass el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, en declaraciones que posteriormente fueron retomadas por medios internacionales, sin entregar mayores detalles sobre el futuro de Rogozin, pero recalcando en que la salida de este no está relacionada con eventuales insatisfacciones del Gobierno frente al trabajo desarrollado.

En ese mismo sentido, se dio a conocer que el funcionario removido ya tiene reemplazo, anunciando que el cargo dejado por Rogozin será ahora asumido por Yuri Borisov, de 65 años.

Sobre Borisov, medios internacionales han precisado que se trata de un funcionario del Kremlin, quien hasta el momento se venía desempeñando en el cargo de viceprimer ministro en temas relacionados con la milicia y la industria, un sector que también tenía bajo su jurisdicción una serie de temas referidos al sector espacial.

De igual manera, en el perfil de Borisov se afirma que el nuevo encargado de la agencia espacial rusa es un exmilitar que sirvió a los ejércitos soviéticos y rusos, durante cerca de dos décadas.

El desempeño de Rogozin

Sobre el exdirector de la agencia Roscosmos, de 58 años, los medios internacionales le han calificado como un hombre de posiciones férreas que muchas veces se convirtió en el centro de polémicas a través de las redes sociales, en referencia a sus publicaciones y a la emisión de mensajes ‘provocadores’.

Aunque el Kremlin ha afirmado que la salida de Roscosmos no estaría relacionada con insatisfacciones en el desarrollo de sus funciones, medios internacionales como la Agencia France-Press han versado sobre el tema, afirmando que durante los cinco años de permanencia en la Agencia Espacial, el funcionario no ha logrado “frenar el declive de la industria espacial rusa”, afirmando que la institución carga consigo un lastre referido a la corrupción.

De igual modo, otro de los flancos por los que es atacada Roscosmos, y en consecuencia sus directivos, es la falta de innovación al interior de la agencia, lo que le ha significado quedar rezagado frente al avance de otros países, incluso considerados socios estratégicos del régimen de Putin.

La salida de Rogozin, quien otrora también se desempeñó como embajador de su país ante la Otan, también se dio en el marco de las crecientes tensiones que sostiene su país con Occidente, derivadas de la guerra en Ucrania, en medio de señalamientos que afirman que Rusia ha violado los tratados internacionales y a lo que el funcionario ha respondido provocadoramente, advirtiendo los alcances destructivos que podría llegar a tener el uso de armas nucleares por parte de las fuerzas de Moscú.

De igual modo, como precisan los medios internacionales, la salida de Rogozín también se enmarca en las tensiones de un nuevo período de competencia entre las potencias de Occidente y Rusia, en materia de capacidades espaciales, siendo el gobierno Putin señalado de tener ‘ambiciones militares en el espacio’.

*Con información de la AFP.