mundo

La exigencia de Rusia a Ucrania para acabar con la guerra

Rusia criticó este jueves las “peligrosas” entregas de armas de países occidentales a Ucrania.


El Gobierno de Ucrania reveló que Rusia le informó que este jueves continuarán con sus ataques hasta que se cumplan sus demandas y que ello significa la rendición, algo que consideran “no es aceptable”, según manifestó Dmitro Kuleba, ministro de Exteriores de Ucrania, tras sostener una reunión con su homólogo ruso, Serguéi Lavrov.

“La narrativa amplia que me ha transmitido es que (Rusia) seguirá su agresión hasta que Ucrania cumpla sus demandas. Y esa demanda es la rendición, y eso no es aceptable”, indicó Kuleba en rueda de prensa.

El ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguéi Lavrov, criticó este jueves las “peligrosas” entregas de armas de los países occidentales a Ucrania, tras una reunión con su homólogo ucraniano.

“Quienes atiborran de armas a Ucrania tienen que entender, por supuesto, que cargarán la responsabilidad de sus actos”, dijo Lavrov a la prensa, al tiempo que denunció el reclutamiento de “mercenarios” extranjeros.

“Estos países crean un peligro colosal, incluso para ellos mismos”, aseguró.

Lavrov se refería en particular a las entregas de misiles tierra-aire portátiles que según él podrían utilizarse contra la “aviación civil”.

“Dónde irán estos miles de sistemas tierra-aire portátiles es una pregunta que hacemos a nuestros colegas de la UE”, añadió el diplomático ruso.

Sin embargo, no amenazó con tomar represalias contra los países occidentales que suministran armas a Ucrania.

Por otra parte, el Ministerio ruso de Defensa acusó el jueves a Estados Unidos de haber financiado un programa de armas biológicas en Ucrania y afirmó que había encontrado pruebas al respecto en laboratorios ucranianos.

“El objetivo de estas investigaciones biológicas financiadas por el Pentágono en Ucrania era crear un mecanismo de propagación secreta de patógenos mortales”, dijo en su comparecencia matinal ante la prensa el portavoz del ministerio, Igor Konashenkov.

Según él, Moscú recuperó “documentos remitidos por los empleados de laboratorios ucranianos”, evocando “la transferencia de biomateriales humanos recogidos en Ucrania hacia países extranjeros a petición de representantes estadounidenses”.

Konashenkov también citó un “proyecto estadounidense para la transferencia de agentes patógenos mediante pájaros salvajes migratorios entre Ucrania y Rusia y otros países vecinos”.

El portavoz aseguró que Estados Unidos preveía “realizar trabajos sobre los agentes patógenos de pájaros, murciélagos y reptiles en Ucrania en 2022″, así como la “posibilidad de propagación de la peste porcina africana y el ántrax”.

“En los laboratorios establecidos y financiados en Ucrania, estos documentos muestran que se realizaron experimentos con muestras de coronavirus de murciélago”, afirmó Konashenkov.

Estados Unidos y Ucrania desmintieron la existencia de laboratorios para producir armas biológicas en este país, que enfrenta desde el 24 de febrero una ofensiva de decenas de miles de soldados rusos.

Rusia ya acusó en 2018 a Estados Unidos de desempeñar en secreto experimentos biológicos en un laboratorio de Georgia, otra antigua república soviética que, como Ucrania, ambiciona ingresar a la Otan y la Unión Europea.

Para justificar su ofensiva, Moscú indicó que Ucrania quería dotarse del arma nuclear a la que había renunciado voluntariamente en los años 1990.

*Con información de AFP.

Por ser una noticia de interés mundial, todo el contenido sobre el conflicto entre Rusia y Ucrania será de libre acceso para nuestros lectores en todas las plataformas digitales de SEMANA.