nación

Dos menores heridas en accidente de Santander se encuentran en estado crítico

Los médicos hacen todo su esfuerzo por estabilizar a los pacientes y salvar sus vidas, después del fatídico accidente que cobró la vida de seis pequeños.


Luego del lamentable accidente ocurrido el pasado martes 22 de marzo en el municipio de San Andrés, en la provincia de García Rovira, Santander, en el que una ruta escolar recién contratada rodó 300 mts abajo con 21 estudiantes a bordo y un adulto, de los cuales fallecieron seis en el mismo siniestro y los otros 17 quedaron heridos, se conoció que dos de las víctimas se encuentran en estado crítico.

Algunos de los menores sufrieron traumatismos leves y otros golpes más fuertes, por lo que tuvieron que ser llevados a los diferentes hospitales de los municipios aledaños a San Andrés, bien sea en Málaga, Bucaramanga, el mismo San Andrés, o Piedecuesta, dependiendo de la gravedad de las mismas. Otros permanecieron en observación la noche del accidente y al día siguiente fueron dados de alta, mientras que otros se encuentran aún internados.

Las dos víctimas en estado grave están internadas en el Hospital Internacional de Colombia; se trata de una niña de 7 años y otra de 10, que están aún en la unidad de cuidados intensivos.

El director Médico del hospital HIC, Frank Serrato, en diálogo con Blu Radio aseveró que “la menor de 10 años presenta un trauma craneoencefálico severo. Pasó una noche relativamente estable bajo efectos de medicación, hoy se le realizará una tomografía de control y, de acuerdo con los hallazgos y a la evolución, se empezará un plan para despertarla y poder evaluar su condición neurológica”.

El médico añadió que “la menor de 7 años que ingresó sobre el mediodía ingresó con trauma toracoabdominal cerrado y ruptura de riñón y bazo, se le realizó procedimiento de radiología intervencionista para controlar sangrado, procedimiento que se logró con éxito y la pequeña se logró estabilizar”, actualmente se encuentra en cuidados intensivos estable y sedada.

Los otros menores que ingresaron fueron ya estabilizados y serán dados de alta en 24 o 48 horas; el doctor Serrato mencionó que a uno de los menores se le realizará una intervención quirúrgica de tipo plástica en la nariz. Sumado a estos, ingresó también una menor con fractura de cadera y es evaluada por los especialistas para completar su tratamiento.

Cabe destacar que la fiscalía y la Policía están investigando las causas del accidente. Oliden Riaño, director seccional de Fiscalías de Santander afirmó que hay “un grupo de investigadores y técnicos para adelantar las investigaciones y determinar cuáles fueron las causas que motivaron este accidente”.

Vale mencionar que el vehículo era modelo 1998 y tenía todos los permisos necesarios y la documentación al día. No obstante, era un bus que no debía estar operando y mucho menos transportando a estudiantes, quienes son más vulnerables que los mismos adultos.

La ley es clara en el numeral 105 de 1.993 en el artículo 6º en que se dicta que la vida útil máxima de los vehículos terrestres de servicio público de pasajeros y/o mixto será de 20 años, por tanto los vehículos que hayan cumplido la vida útil deberán sustituirse por nuevos. Lo que significa que ese bus ya había cumplido su tiempo de utilidad y no debió ser contratado su servicio.

Por su parte. el mayor general Juan Libreros, director general de tránsito y transporte, desmintió la posibilidad de que el siniestro se haya debido a fallas mecánicas en el vehículo. Por otro lado, los menores fallecidos tuvieron un homenaje póstumo en Santander.