Home

Nación

Artículo

Diego Trujillo
Diego Trujillo, actor colombiano. - Foto: Esteban Vega La-Rotta

nación

El angustioso llamado del actor Diego Trujillo para que se haga justicia por el feminicidio de María Mercedes Gnecco a manos de José Manuel Gnecco, su esposo

El acusado fue citado a audiencia preparatoria de juicio el 30 de noviembre de este año.

A propósito del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, el actor Diego Trujillo hizo un llamado especial pidiendo por justicia y atención al caso de feminicidio de María Mercedes Gnecco, asesinada por su esposo, quien también era su primo, José Manuel Gnecco.

“Hoy #25Noviembre quiero llamar la atención sobre el macabro asesinato de Ma. Mercedes Gnecco en octubre de 2021. El acusado de este miserable crimen es José Manuel Gnecco, quien era su primo y esposo; actualmente preso en la cárcel de la Picota”, se lee en la publicación.

A través de varias publicaciones, el actor colombiano explicó que el presunto asesino de María Mercedes Gnecco tendrá que presentarse a juicio la próxima semana, pero que, al parecer, su equipo de abogados intenta impedirlo.

“Gnecco deberá ser llevado a juicio el próximo 30 de noviembre y sin embargo la defensa está tratando de aplazar la citación para pedir casa por cárcel, aprovechando las vacaciones de los juzgados”, escribió Trujillo.

“Además de esta acusación, la Fiscalía ha descubierto un largo prontuario en contra de Gnecco, quien, entre otras canalladas, cobró el seguro de vida y la pensión de Ma. Mercedes, poco tiempo después de asesinada”, agregó el actor.

El pasado 4 de noviembre, la Fiscalía General de la Nación acusó formalmente al abogado José Manuel Gnecco Valencia por su presunta responsabilidad en el homicidio de su esposa y prima, ocurrido el pasado el 5 de octubre de 2021, en San Andrés Islas.

El ente investigador señaló que “la evidencia técnica recopilada da cuenta de que el crimen no fue perpetrado por un delincuente que intentó ingresar al lugar de residencia de la pareja, como lo aseguró el hoy procesado. Por el contrario, una prueba de balística y la reconstrucción de los hechos en 3D permitieron identificar la trayectoria del proyectil que le causó la muerte a la víctima y establecer que fue disparado dentro de la vivienda y a muy corta distancia”.

La Fiscalía General de la Nación demostró por medio de la investigación que “la mujer y su esposo estuvieron solos en el inmueble, el cual estaba asegurado por sistemas de monitoreo y cerca eléctrica que no se activaron ni dan cuenta de la posible entrada de otras personas”.

Asimismo, la Fiscalía también logró constatar que la escena del crimen habría sido alterada y que el abogado Gnecco Valencia en ningún momento socorrió a su cónyuge.

Dicho esto y con las pruebas expuestas, “un fiscal especializado de la Delegada para la Seguridad Territorial acusó al abogado por los delitos de homicidio agravado; fabricación, tráfico, porte o tenencia de armas de fuego; falsedad ideológica de documento privado, y ocultamiento, alteración o destrucción de elemento material probatorio”.

En la investigación se estableció que, mientras María Mercedes Gnecco permanecía en la casa con su esposo, recibió un disparo que le causó la muerte. De esta manera, se desvirtuó la versión del hombre, quien aseguró que delincuentes que habrían intentado ingresar al inmueble atacaron a la mujer al verse descubiertos.

El 30 de junio de este año las autoridades desmintieron la versión del hombre. La versión que contó a las autoridades el acusado (José Manuel Gnecco) hablaba sobre una posible intrusión de personas a la vivienda en la que se encontraba en San Andrés. Gnecco Valencia indicó que, al percatarse de la presencia de estas personas, decidió ir a buscar un arma traumática que tenía en su casa y mientras la estaba buscando escuchó un disparó. Cuando fue a ver qué había pasado, encontró a su esposa con una herida que afectó sus órganos vitales, causándole la muerte. Entre la versión dijo que los hombres habrían disparado al notar que María Mercedes se habría asomado por la ventana de la cocina.