política

El 64 % está de acuerdo con la detención de Uribe; y el 47% con la Constituyente

La más reciente encuesta Pulso País indagó por la medida ordenada por la Corte Suprema de Justicia en contra del expresidente. En general, los colombianos sienten que el país va por mal camino.


La más reciente encuesta Pulso País, realizada por la firma Datexco para La W Radio, le preguntó a los colombianos por la detención domiciliaria del expresidente y senador Álvaro Uribe, ordenada por la Sala de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia.

Según los resultados, el 64 por ciento dijo estar de acuerdo con dicha detención domiciliaria, mientras que el 30 por ciento se mostró en desacuerdo. En la encuesta, la desfavorabilidad de Álvaro Uribe aumenta del 63 al 66 por ciento y su imagen favorable cae del 32 al 29 por ciento.

Llama la atención que el 47 por ciento de los encuestados se muestra de acuerdo con una Constituyente para reformar la justicia, que es la propuesta de la senadora Paloma Valencia, del Centro Democrático. El 43 por ciento dijo que no la apoyaba.

 

Contario a lo que se pensaba, la medida de la Corte no le jugó en su favor a Uribe.

Esto indica que más allá de la detención del senador, el país ha perdido la confianza en la justicia y las instituciones y concuerda en que debe reformarse. Precisamente, el 73 por ciento dice que la corrupción está en el sector público, mientras que el 21 por ciento considera que está en el privado.

Según la encuesta , solo el 26 por ciento de los consultados considera que el país va por buen camino. Uno de los principales problemas está en materia económica. La cifra de desempleo en el país ha alcanzado unos máximos históricos por la emergencia sobrepasando la barrera del 20 por ciento y cada día los colombianos manifiestan una mayor preocupación.

Según la encuesta, solo el 10 por ciento considera que su situación económica ha mejorado, mientras que el 41 por ciento dice que sigue igual y el 49 por ciento considera que ha empeorado. Este indicador ha sido uno de los que más ha variado con la llegada de la covid-19 al país en marzo.

Con este panorama tanto los mandatarios como los políticos y las instituciones terminan por verse afectados, ya que en últimas son quienes toman las decisiones y en quienes las personas descargan la mayor parte de la responsabilidad.

En comparación con la medición de junio, la favorabilidad del presidente Iván Duque cayó cuatro puntos (del 36 al 32 por ciento) y el desfavorable subió un punto (del 54 al 55 por ciento). Además, el 56 por ciento afirma no entender el modelo de país que el mandatario quiere para Colombia.

En el caso de vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, su imagen desfavorable es del 66 por ciento (aumentó un punto), mientras la favorable llega al 24 por ciento (bajó un punto).

En el caso de los ministros, en general todos subieron el puntaje pero siguen sin aprobar. La ministra del Interior, Alicia Arango, sacó 2,39 en una escala de 1 a 5. Uno de los que tiene mayor favorabilidad y ha sido una de las caras más visibles por el manejo de la pandemia es el ministro de Salud, Fernando Ruiz, quien obtuvo 2,74 en la misma escala y ha venido subiendo desde la llegada del covid-19 al país.

De los pocos que su desempeño bajó fue el ministro de Trabajo, Ángel Custodio Cabrera, cuya calificación pasó de 2,50 a 2,36. Eso un un reflejo del problema más serio que enfrentan los colombianos y que tiene ver con el desempleo.

De hecho, la encuesta revela que solo el 18 por ciento aprueba la gestión del Gobierno Duque para combatir el desempleo, mientras que el 74 por ciento la desaprueba.

Quienes sí han tenido un buen balance son, en su mayoría, los mandatarios locales. Sin embargo, la pandemia también les empieza a pasar una cuenta de cobro en favorabilidad.

Es el caso por ejemplo de la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, que tiene una favorabilidad del 70 por ciento (bajó 7 puntos respecto al último mes). El alcalde de Medellín, Daniel Quintero, registra una favorabilidad del 82 por ciento (bajó 6 puntos).

A pesa de que bajó, la popularidad de la alcaldesa Claudia López sigue siendo alta.

Jorge Iván Ospina, alcalde de Cali, tiene una imagen favorable del 54 por ciento, pero en junio era del 66 por ciento. El alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo, tiene una imagen favorable del 36 por ciento, mientras la desfavorable está en el 45 por ciento.

Con respecto al Congreso, la ciudadanía ha evidenciado que el Legislativo no ha avanzado en su tarea y eso se ve reflejado en su favorabilidad, que en estos meses ha sido una de las más bajas de su historia reciente. Según la medición, esta institución tiene una imagen favorable de solo el 17 por ciento y desfavorable del 74 por ciento.

Igualmente, se midió la imagen de algunos líderes políticos. La imagen desfavorable del senador Gustavo Petro subió del 44 al 52 por ciento, y su imagen favorable pasó del 46 al 34 por ciento.

La favorabilidad de Gustavo Petro bajó.

Por su parte, la imagen favorable de Sergio Fajardo es del 53 por ciento y la desfavorable llega al 34 por ciento. En el caso del senador Jorge Robledo, su imagen favorable es del 49 por ciento y su desfavorable del 37 por ciento.

La imagen de los Char ha terminado golpeada, luego de los señalamientos por presuntos hechos de corrupción que ha hecho en contra de sus integrantes la excongresista Aida Merlano, detenida en Venezuela. El exalcalde de Barranquilla Alejandro Char  tiene una imagen desfavorable del 67 (subió 13 puntos) y una imagen favorable del 23 por ciento (cayó12 puntos).

El exalcalde de Medellín Federico Gutiérrez presenta una favorabilidad del 52 por ciento. En el caso del exalcalde de Bucaramanga Rodolfo Hernández, su imagen favorable es del 49 por ciento. El exsenador Juan Manuel Galán tiene una imagen favorable del 57 por ciento, siendo uno de los líderes políticos con mayor aceptación.

Federico Gutiérrez habla sobre su aspiración a la Presidencia: