valle del cauca

Reconocido líder ambiental fue asesinado en El Águila, Valle

El hombre cuidaba de perros y gatos sin hogar. Tras su muerte, realizarán un mural en su honor.


Javier Usechi, un reconocido líder ambiental de El Águila, Valle del Cauca, fue asesinado cerca a su vivienda.

De acuerdo con la Policía, un hombre armado lo interceptó en inmediaciones a su residencia, ubicada en la vereda El Salado de dicho municipio, donde le disparó con arma de fuego en repetidas oportunidades, el pasado sábado 6 de agosto.

La Policía, en coordinación con la Fiscalía General de la Nación, designó un grupo especial para adelantar para investigar el crimen y dar con el paradero del asesino.

Por ahora, autoridades no han entregado ninguna hipótesis sobre la muerte de Usechi, quien tenía 42 años. Sin embargo, Leonardo González, coordinador de estudios para el desarrollo y la paz (Indepaz), mencionó que en esa zona del norte del departamento “actúan estructuras y bandas especialmente asociadas al narcotráfico”.

“En el Valle del Cauca han sido asesinados 99 líderes desde la firma del acuerdo de paz, de los cuales 12 eran ambientalistas”, añadió.

Usechi era reconocido en la comunidad de El Águila por sus acciones y propuestas en defensa del medioambiente y de los animales. Su muerte ha causado consternación y repudio entre los habitantes del municipio. “Creó el Colectivo Social y Cultural Tatayamba, que también funciona como posada rural ubicada en el municipio de El Águila. Trabajó con la comunidad indígena emberá en Risaralda”, detalló Indepaz sobre el líder.

“Solo quiero pensar que es una pesadilla y que mi hermanito hoy está con vida, madrugando a cuidar de los animalitos, madrugando a dar sus buenos días llenos de la más linda energía que un ser humano puede tener”, lamentaron allegados del Usechi en redes sociales.

El cariño que le tenían en su municipio es tal que ya hay una propuesta para realizar un mural en su honor. Además, a través de Facebook se está adelantando una campaña para recoger alimentos para los animales que él cuidaba.

Los perros y gatos que el líder tenía bajo su tutela fueron puestos en adopción, ya que con su muerte quedaron a la deriva. Trascendió que familias de El Águila han empezado a tomar la iniciativa de acogerlos para darles un hogar.

“Solo queda agradecer a Dios por habernos permitido compartir contigo, fuiste un ángel enviado para los más desamparados, una voz para los animales que no pueden pedir ayuda”, aseguró otra habitante de El Águila.

Este año, con corte al 31 de julio, en todo el territorio nacional han sido asesinados 109 líderes sociales y defensores de los derechos humanos, de acuerdo con Indepaz.