política

Con “voluntad” de ser oposición, Rodolfo Hernández pide credencial para ser senador

Por medio de una carta al Consejo Nacional Electoral, el excandidato presidencial pidió su credencial.


Este miércoles, después de mucha incertidumbre, el excandidato presidencial Rodolfo Hernández confirmó que irá al Senado de la República. Por medio de una carta, el ingeniero le pidió al Consejo Nacional Electoral (CNE) que expida su credencial.

Para su solicitud, el ingeniero se basa en el Estatuto de la Oposición, ley que le da una curul en el Senado al segundo en una elección presidencial.

“Comedidamente, por este medio, reitero mi voluntad de ocupar la curul en el Senado de la República, a que se tiene derecho por haber sido el candidato a la Presidencia que siguió en votos a quien resultó electo”, dice la carta enviada a los magistrados.

A su vez, sugirió su voluntad de declararse en oposición al gobierno de Gustavo Petro: “Con la posibilidad de intervenir en las opciones previstas en el artículo 6 de la mencionada ley. Incluida la voluntad para declararse en oposición. Para lo cual, respetuosamente, solicito que se me expida la respectiva credencial”.

La breve carta, enviada a los magistrados del Consejo Nacional Electoral, da fin a la especulación sobre si el ingeniero aceptaría o no la curul en el Senado. Desde su derrota en segunda vuelta, se habla sobre la poca disposición de Hernández para labor legislativa.

Uno de los motivos por los que el ingeniero acepta la curul es para darle vida a su propio partido político con base en la Liga de Gobernantes Anticorrupción, la causa que lo llevó a la segunda vuelta presidencial.

En medio de su decisión, el ingeniero siempre ha dicho que no está interesado en hacerle oposición a Petro, proyectando un posible acompañamiento independiente a sus iniciativas. Sin embargo, SEMANA conoció que de su oposición dependería la construcción de su partido político.

Antes de la carta al CNE, el equipo jurídico de Hernández le insistió para que se declarara en oposición, si quiere darle vida jurídica a la Liga de Gobernantes Anticorrupción.

Para que eso ocurra, según le han dicho al excandidato presidencial, lo más viable es que él cumpla su verdadero papel de opositor, tal como lo expresa el Estatuto de Oposición que le garantiza una curul en el Senado y la Cámara a quienes queden segundos en las elecciones.

“Para que usted pueda ser un senador de oposición, con todas las prerrogativas de la ley, usted necesita estar representado por un movimiento. Y como Rodolfo Hernández es el único senador que llega al Congreso sin movimiento, el Consejo Nacional Electoral le puede otorgar una personería jurídica a la Liga de Gobernantes”, le dijo a SEMANA un asesor cercano a Hernández, quien pidió reserva de su identidad.

La idea es que, en menos de dos meses, la solicitud para que la Liga de Gobernantes se convierta en partido político esté radicada ante el Consejo Nacional Electoral. A dicha petición se le anexarán los estatutos del partido (directrices, principios, postulados) y la declaratoria del excandidato presidencial como senador de la oposición.

Después de su posesión como senador, otra posibilidad sería la renuncia de Hernández al Senado de la República con el fin de lanzarse en las elecciones de 2023. Con el resultado favorable de las elecciones presidenciales, el ingeniero no descarta aspirar a la Gobernación de Santander, un terreno en el que tendría todas las de ganar.

Rodolfo Hernández, hasta el momento, expresó su intención de convertirse en opositor. A pesar de ser un escenario incómodo, no significa que el ingeniero se convierta en el líder de la oposición o que deba rechazar todas las iniciativas de Petro.