nación

Polémica en Santander: un solo oferente se ha quedado con 15 contratos de la Gobernación

Los proyectos son adjudicados para la construcción de vivienda.


En aproximadamente 11 municipios del departamento de Santander, los proyectos que tienen como finalidad la construcción de vivienda rural o mejoramiento de estas han sido otorgados en los últimos meses a un solo oferente, advirtió el Comité de Transparencia por Santander.

De acuerdo con la entidad, la Gobernación estaría adjudicando la contratación con un pliego de condiciones casi imposible de cumplir por los oferentes. Esta situación habría llevado a que el consorcio Obras Colombia de Servicios Obracol SAS, cuya representante legal es Yiomara Marcela Ordóñez, y su suplente es su esposo, Luis Carlos Jiménez Rodríguez, haya obtenido 15 contratos.

“Hemos revisado unos procesos que tienen que ver con la construcción de vivienda rural, en la cual hemos encontrado un patrón muy característico en el departamento: en todos los municipios las observaciones han sido muy similares, sobre todo en la experiencia exigida a los proponentes que se tendrá en cuenta para esos proyectos”, explicó Marcela Pabón, miembro del comité.

San Gil, Charalá, Aratoca, Barbosa, Suaita, Gambita, Ocamonte, California, El Playón, Barichara y Carcasí conforman el abanico de municipios, donde las licitaciones en su mayoría solo tienen un único oferente. Así se ha dejado en evidencia de que, aunque esto no es ilegal, sí se estaría realizando de forma inadecuada en cuanto a las formas de participación plural de oferentes.

“Muy seguramente las condiciones que exigen en estos pliegos no son de fácil cumplimiento y, por ende, no son muchas las empresas que van a estar interesadas en participar. Entonces, mientras no existan garantías para la participación en igualdad de condiciones, se va a seguir presentando este fenómeno de un solo oferente por procesos”, agregó Pabón.

Dichos contratos tendrían una inversión entre los $ 1.800 millones a $2.000 millones de pesos, dinero que provee el Gobierno nacional a cada municipio para la construcción de vivienda rural.

“Son procesos de unas cuantías considerables, que muchas empresas estarían interesadas en participar y que tendrían las condiciones adecuadas para poder ofertar, pero en estos casos no lo hicieron y esto es lo que nos llama la atención”, sostuvo.

Según explica el Comité de Transparencia por Santander, esta situación se ha venido presentando con mayor frecuencia desde el 2019. Asimismo, según una investigación hecha por el diario Vanguardia de Santander, Luis Carlos Jiménez, uno de los representantes del consorcio, sería una persona muy cercana a la familia Aguilar, específicamente al excoronel Hugo Aguilar, quien fue gobernador del departamento de 2004. Desde entonces, este hombre ha estado en la lista de contratistas de la región.

“Desde esa época él (Luis Alfredo Jiménez) comenzó a ganarse contratos tanto en San Gil como en Bucaramanga, gracias al coronel. Después, junto con su mujer (Marcela Ordóñez) montaron una empresa experta en contratar obras en los municipios, de ahí que ha formado amistad no solo con los Aguilar, sino con el senador”, explica la investigación del diario regional.

Los contratos obtenidos por el consorcio Obras Colombia de Servicios Obracol SAS, en los últimos tres años, suman más de $ 24 mil millones.