Tendencias

Home

Cali

Artículo

Una vez más se registraron desórdenes en el kilómetro 18, en Cali. Decenas de motos y carros obstaculizaron el paso en este concurrido sector. Denuncian que esta práctica está acompañada de consumo de alucinógenos.
Estos desórdenes provocan congestión vehicular en esta importante vía del Valle del Cauca. - Foto: Pantallazo video autor anónimo

nación

Piques ilegales en Cali estarían causando traumatismos en el kilómetro 18

La problemática situación se ha vuelto parte del panorama en ese sector.

Una vez más se registraron desórdenes en el kilómetro 18 (Vía al Mar), en Cali. Decenas de motocicletas y carros obstaculizaron el paso en este concurrido sector.

Esta situación, que ya se ha convertido en parte del panorama, volvió a repetirse este domingo, 2 de octubre.

La denuncia fue realizada por varios internautas a través de redes sociales, quienes aseguran que cada fin de semana se presenta esta práctica, en la que además incluyen competencias de ‘stunt’, la cual consiste en hacer acrobacias en motocicleta.

La denuncia no fue ajena para la administración municipal, por lo que el secretario de Movilidad de Cali, William Vallejo, se pronunció en las últimas horas: “Esta es una tarea que nosotros venimos realizando prácticamente a diario, a pesar de que la percepción es que hay un descontrol total sobre el sistema en materia de invasión de los carriles”, dijo inicialmente sobre los motociclistas que ocupan el carril del Sistema de Transporte Masivo MIO, al igual que el de la ciclorruta.

El funcionario indicó que en los últimos meses se han hecho 162 operativos que han arrojado un poco más de 4.600 notificaciones. “En lo corrido del año se han notificado 8.360 personas por invasión del carril y solamente en el mes de septiembre se hicieron 1.030 notificaciones que equivalen al 13% del total. De esas, 806 corresponden a motociclistas, es decir, el 78% de las notificaciones. Y del total de vehículos inmovilizados, más del 90% corresponden a motocicletas”, precisó.

Vallejo aseveró que es constante la invasión de los carriles por este tipo de vehículos (motocicletas). “Hemos determinado tener una presencia constante y estamos articulando acciones en conjunto con la Policía, en las cuales hemos venido trabajando en los últimos 15 días con muy buenos resultados. Hemos hecho indagaciones al gobierno nacional para que se nos permita la utilización de sistemas automáticos de detección de infractores a los carriles del MIO”, indicó.

En ese sentido, esperan utilizar equipos de fotodetección para notificar de manera automática a los infractores, pues, a pesar de la presencia de los agentes de tránsito en los distintos corredores, prevalece la conducta.

“Más de 800 personas sancionadas no es una cifra pequeña, pero obviamente lo que vemos a diario en la calle es muchísimas más personas utilizando el carril del sistema, incluso en horas donde no existe congestión y no habría una razón ‘justificada’ de utilizar estos carriles, que es la excusa que más presentan”, dijo.

De otro lado, William Vallejo afirmó que la Secretaría de Movilidad hace presencia en el kilómetro 18, sin embargo, lo que se ha presentado es un incremento en el número de personas que suben a altas horas de la noche cuando se reduce la presencia de la autoridad.

“Es algo que hemos dialogado con la Policía. Estamos buscando la manera de tener unas estrategias diferentes. Aunque hacemos los puestos de control y durante la mayor parte del día existe una presencia robusta tanto de la autoridad de tránsito como de la autoridad policial, a altas horas de la madrugada continúa ocurriendo este tipo de eventos que nuevamente ponen en riesgo la vida, no solamente de quienes de manera irresponsable participan de ello, sino de quienes utilizan el corredor mientras estos irresponsables están realizando estas acciones”, dijo.

El funcionario aseguró que están revisando la posibilidad de tener mayor presencia de la autoridad en horas de la madrugada.

“El personal de la Secretaría de Movilidad, tanto como la Policía, tiene unas limitaciones. Eso implica un replanteamiento en los horarios en los que se prestan algunos servicios y tendremos que revisar cómo vamos a hacer eso en conjunto con Policía y por qué no, con el apoyo del Ejército que ha sido vital en las últimas dos semanas su presencia”, concluyó.