mundo

Tiroteo en una escuela de Texas dejó un herido y debieron cerrar la institución

El espacio de educación comunicó que los estudiantes fueron trasladados a un centro cívico para que se reencontraran con sus padres.


Las autoridades y organismos encargados de la seguridad de Estados Unidos, informaron este martes, 24 de mayo, que se detuvo en el Departamento de Policía de Uvalde, Texas, a una persona que es acusada de disparar y provocar el cierre de una escuela primaria.

Según los datos compartidos por los encargados del asunto, que está en materia de investigación, en el Distrito Escolar Independiente Consolidado de Uvalde se hizo un llamado sobre un tirador que, de forma activa, estaba en la institución Escuela Primaria Robb, lugar al que acuden a diario aproximadamente 600 estudiantes.

“Hay un tirador activo en Robb Elementary. La policía está en el sitio. Se necesita su cooperación en este momento al no visitar el campus. Tan pronto como se recopile más información, se compartirá. El resto del distrito está bajo un Estatus Seguro”, publicó la institución de educación en Twitter.

De acuerdo con la información preliminar, en un principio, no hubo informes de heridos. Sin embargo, debido al irresponsable accionar del acusado, las escuelas de este estado norteamericano fueron cerradas, tras la escucha de varios tiros en el aire por la zona.

En consecuencia, el cuerpo del Departamento de Policía de la Ciudad de Texas, manifestó que el peligro estuvo presente por vario tiempo. Además, a través de una publicación en Facebook, las autoridades calificaron el caso como una “escena policial activa”. Luego de la 1:00 p. m., se atrapó al responsable y está bajo custodia.

Por su parte, el Departamento de Seguridad Pública de Texas y el alcalde de Uvalde, Don McLaughlin, dijeron a Fox News que “una persona recibió un disparo y el agresor -quien corrió hacia la escuela- se atrincheró dentro del edificio”. No se comunicó cómo se encuentra el estado de salud de la víctima.

De igual manera, la escuela comunicó que los estudiantes fueron trasladados a un centro cívico de la ciudad para que se reencontraran con sus padres. Cabe mencionar que Uvalde está ubicado a 135 kilómetros al oeste de San Antonio.

Tiroteo en iglesia de California

Pareciera que los tiroteos en Estados Unidos no cesarán, pues cuatro personas heridas y una muerta fue el primer balance que entregaron las autoridades tras el tiroteo que se registró en la tarde del domingo 15 de mayo en la iglesia Presbiteriana de Ginebra en Laguna Woods del condado de Orange, cerca a la ciudad de Los Ángeles, en California (Estados Unidos). Las autoridades aseguraron que el principal sospechoso, un hombre de origen asiático, fue detenido.

Las primeras informaciones indican que el tiroteo se presentó durante el banquete de almuerzo tras el culto matutino. “Creemos que un grupo de feligreses detuvo al sospechoso y le amarraron la pierna con una cuerda con una extensión (...). Fue detenido cuando llegaron los alguaciles”, señaló el sheriff del Condado de Orange en una rueda de prensa.

El sheriff aseguró que las personas que estaban en el lugar hicieron “gala de un heroísmo excepcional” que evitó que la tragedia fuera aún mayor, protegiendo a las personas de su comunidad y deteniendo al autor del tiroteo.

“El sospechoso no resultó herido durante el incidente, fue detenido. Se cree que es un adulto asiático, masculino, sexagenario (...) no vive en el área, se está determinando su población de origen y si tenía algún nexo con la iglesia o la congregación”, aclaró.

El Sheriff también aclaró que luego del incidente se utilizaron “perros detectores de bomba en toda la iglesia para revisar con el fin de establecer que no hubiera otro aparato”. Los feligreses recibieron ayuda y orientación psicológica.

*Con información de AP.