Home

Nación

Artículo

El hecho se presentó el miércoles 17 de agosto.
La mujer fue capturada por agentes de la Policía Nariño. - Foto: Cortesía Policía Nacional

nación

Aterrador: madre ahogó a sus dos hijas en una quebrada en Nariño

Gracias al llamado de la comunidad, la mujer fue capturada en las últimas horas.

Un estremecedor caso de asesinato en contra de dos menores de edad, ocurrido sobre las 5:30 p. m. del miércoles 17 de agosto, sacudió al departamento de Nariño, luego de que una madre, supuestamente desesperada por falta de recursos económicos, ahogara a sus hijas en una quebrada de la vereda Peñas Blancas, ubicada en el municipio de La Unión.

Además de la frialdad con la que la mujer habría perpetrado el acto, se conoció que las niñas tenían uno y siete años de edad. A su vez, familiares de la agresora han declarado que cuenta con antecedentes legales, asimismo por el maltrato al que sometía a sus hijas en repetidas ocasiones, sin embargo, la madre argumentó que sufre de depresión.

Según el informe de las autoridades, la mujer de 25 años, una vez cometió el crimen, se desplazó hasta la vivienda de un familiar y le contó lo sucedido, motivo por el cual fue retenida por la comunidad, quienes dieron inmediato aviso a la Policía.

“La ciudadana, al percatarse de que una de las niñas aún tenía signos vitales, es trasladada de inmediato a las instalaciones hospitalarias, donde debido a su estado crítico fallece. La colaboración de los habitantes de la zona y la inmediatez de las autoridades permitió la captura de esta ciudadana, quien fue puesta a disposición de la Fiscalía General de la Nación por el delito de homicidio”, indicó la Policía Nariño.

Sobre el terrible suceso, el secretario de Gobierno de Nariño, Amilcar Pantoja, le dijo a SEMANA que: “Desde cualquier punto de vista, es una desgracia total que una madre haya terminado con la vida de sus propias hijas; el departamento con tantos hechos de violencia sumado a la violencia de carácter intrafamiliar es muy lamentable. La Fiscalía está adelantando las respectivas investigaciones del caso”, aseguró.

Finalmente, la Policía indicó que a través del grupo de Protección a la Infancia y Adolescencia, está realizando el acompañamiento a los familiares de las personas relacionadas en este suceso.

Un hecho similar se presentó Minnesota, Estados Unidos, donde una mujer identificada como Molly Cheng, ahogó a sus tres hijos en un lago, antes de que decidiera acabar también con su vida.

Aseguran que todo ocurrió horas después que el esposo de la mujer muriera también por suicidio. Los cuerpos de los pequeños, quienes tenían tres, cuatro y cinco años, fueron hallados junto al de Molly Cheng en un lago llamado Vadnais.

Por lo tanto, las autoridades estadounidenses indicaron que las muertes estaban siendo investigadas como un triple asesinato-suicidio.

Además, el Departamento del Sheriff del condado de Ramsey indicó que la mujer se comunicó con la Policía e indicó que su esposo, Yee Lee, se había quitado la vida tras dispararse con un arma de fuego. Pasaron unas horas, hasta que uno de los familiares de Cheng también se comunicó con la Policía para informar que ella estaba planeando quitarse la vida, junto a sus hijos menores de edad.

Con esa información, las autoridades rastrearon el celular de la mujer hasta el lago, donde finalmente fueron hallados todos los cuerpos. La causa de la muerte de los niños fue ahogamiento y asfixia, según determinó el médico forense del condado de Ramsey.

Madre ahogó a su bebé en la bañera

Un aterrador caso de asesinato en contra de un menor de dos años, ocurrido en agosto del año pasado, sacude al Reino Unido, luego de que, tras la correspondiente investigación, se conociera que el menor objeto del filicidio fue asesinado por su madre, de 35 años, quien al momento de ser requerida por las autoridades había reconocido su crimen; no obstante, posteriormente lo había negado ante los estrados judiciales.

Uno de los hechos que causó mayor curiosidad a las autoridades es que, al momento de requerir a la mujer, esta argumentó que el asesinato de su hijo había estado motivado por la necesidad de adelantar un ‘sacrificio’, con el objeto de proteger al menor ‘enviándolo al cielo’, pues, según la mujer, el niño estaba sufriendo una extraña posesión demoniaca.

El hecho estremecedor ocurrió cuando la madre, en medio de su rutina diaria de cuidado de su hijo, decidió segar la vida del niño, ahogándolo en una bañera, en hechos ocurridos al interior de la vivienda familiar que habitaban, en la localidad de Bridgend, Gales del Sur, en Reino Unido, motivada por lo que ella llamó la necesidad de un ‘sacrificio’ para poner fin con la ‘acción del diablo’ sobre el niño.

Según recogen medios locales, la investigación judicial reveló que la mujer aprovechó el baño y, tras distraer al niño con algunos juguetes, optó por sumergirlo en el agua, infringiendo presión para evitar que el menor lograra volver a salir a flote, causando así la muerte por ahogo, tal y como consta en el reporte de los agentes policiales, quienes acudieron a la vivienda de la mujer, luego de ser alertada por la abuela del fallecido.

Algunos medios internacionales informaron que tras asesinar al menor, la madre buscó a la abuela del niño, para comunicarle que lo había ahogado, pidiéndole que entrara al cuarto de baño, donde ella pudo constatar lo ocurrido, motivando entonces la necesidad de dar parte a las autoridades.

Al ser presentada ante las autoridades judiciales, la mujer reconoció ser la responsable del crimen; no obstante, negaba haber ahogado al niño, en un hecho que despertó la curiosidad de las autoridades, por lo que se determinó la práctica de un estudio psiquiátrico a la mujer, para soportar que esta realmente se encontraba trastornada y padecía una enfermedad mental.

En virtud de lo anterior, la mujer de 35 años fue declarada culpable del delito de “homicidio involuntario por responsabilidad disminuida”, dada la patología mental que padece.