nación

Continúa la angustiosa búsqueda de suboficiales del Ejército que desaparecieron en Puerto Jordán, Arauca

Los militares desaparecieron desde el pasado lunes 6 de junio.


El comando de la Fuerza de Tarea Quirón, unidad militar de la Octava División del Ejército Nacional, indicó que el pasado lunes 6 de junio, en horas de la tarde, recibieron un reporte sobre la desaparición del sargento viceprimero Jovan Rudas Sabogal y el cabo primero José Ángel Yate Yate, militares pertenecientes al Batallón Especial Energético y Vial n.° 16.

De acuerdo con el reporte del Ejército Nacional, los militares no retornaron a la unidad luego de salir con el propósito de adelantar actividades administrativas en el centro poblado de Puerto Jordán, municipio de Arauquita, Arauca.

Luego de lo ocurrido, dieron aviso a las autoridades competentes, por lo que iniciaron un plan de búsqueda y desplegaron un completo dispositivo para ubicar a los dos suboficiales.

“A esta hora se adelantan labores de investigación para establecer las circunstancias de tiempo, modo y lugar de lo sucedido. De igual forma, se mantiene comunicación con sus familiares y el acompañamiento permanente”, indicó el Ejército.

Vale recordar que en días pasados, dos hombres identificados como Jaime Alberto Jiménez Montoya, alias Pupis, y Leonardo Andrés Hernández Alarcón, alias Lucho, fueron capturados y asegurados por las autoridades en Arauca, luego de que se les vinculara con la presunta participación en la retención de diez empleados de una empresa de energía, en la capital de este departamento.

Según las investigaciones, alias Pupis y alias Lucho serían parte del Frente Martín Villa de las disidencias de las Farc, que delinque en esa zona y en el estado Apure (Venezuela), dedicados al narcotráfico y a extorsionar comerciantes y ganaderos de ambos países.

Después de la identificación, fueron aprehendidos en dos operativos distintos, el 6 y 11 de mayo. El primero, en la vía Arauca-Arauquita; el segundo, en Yopal, Casanare.

Los hechos habrían tenido lugar el 8 de junio de 2020, cuando los diez funcionarios de la empresa, que había sido contratada para adelantar un trabajo en las redes eléctricas de la Brigada 18 de Arauca, se movilizaba por zona conocida como La Esmeralda, jurisdicción del municipio de Arauquita (Arauca). Al parecer, los detenidos interceptaron el vehículo y procedieron a retener a los trabajadores.

La investigación de la Fiscalía logró evidenciar que, tras hacer descender a todos los empleados, retuvieron a un contratista y al conductor, quienes fueron llevados, con los vehículos, a una vereda conocida como Los Pájaros, donde exigieron a la empresa a la que estos trabajadores pertenecían, un pago del 5 % del valor del contrato y 20 millones por cada camioneta que se movilice por las vías del departamento.

Entre tanto, el resto de trabajadores fueron llevados a un hotel en La Esmeralda, detenidos en contra de su voluntad por otros disidentes, esto mientras los detenidos lograban obtener el dinero que habían pedido como extorsión; así pasaron cuatro días para que dejaran en libertad a los rehenes, quienes pudieron volver a sus hogares.

Ante esto, a alias Pupis le imputaron cargos por los delitos de toma de rehenes, hurto calificado y agravado y rebelión, mientras que a alias Lucho le allanaron los delitos de hurto calificado, extorsión y rebelión. Los cargos no fueron aceptados por los procesados, quienes fueron cobijados con medida de aseguramiento privativa de la libertad en establecimiento carcelario.