Ocurrió en el sector de Quebrada Seca.
Ocurrió en el sector de Quebrada Seca. - Foto: Tomada de Facebook.

nación

La conmovedora historia de dos hermanos que murieron arrastrados por un río en Santander

Los jóvenes se movilizaban en una motocicleta.

La temporada de fuertes lluvias ha dejado consecuencias devastadoras en el departamento de Santander. En lo corrido de este año, la ola invernal ha cobrado la vida de más de 13 personas en la región, solo en las últimas horas dos hermanos perdieron la vida tras ser arrastrados por la corriente e un río.

Los habitantes de El Peñón, uno de los municipios más afectados, llora la muerte de dos hermanos que fueron arrastrados por una creciente. Los jóvenes se dirigían hacia su vivienda cuando ocurrió la tragedia, indicaron las autoridades.

La emergencia se registró en la vía que conduce del corregimiento del Otoval hacia el casco urbano, por allí transitaban Gilberto y Camila Jerez Castañeda, a bordo de una motocicleta. Al parecer, a mitad de camino a los jóvenes los sorprendió un fuerte aguacero que, a su vez, aumentó el caudal del río.

Los hermanos, con el propósito de llegar a su destino, continuaron el recorrido y en el sector conocido como Quebrada Seca la creciente súbita los arrastró. El hecho ocurrió la tarde del pasado lunes 28 de noviembre.

Camila y Gilberto desaparecieron ante la mirada atónita de algunos testigos, quienes no pudieron hacer nada por ellos. La emergencia de inmediato fue reportada ante las autoridades y organismos de socorro, que acudieron al lugar para iniciar las labores de búsqueda junto con familiares y amigos.

Luego de largas jornadas de búsqueda, los hermanos Jerez Castañeda fueron hallados muertos a más de un kilómetro donde fueron vistos con vida por última vez, la noticia fue confirmada por el alcalde de El Peñón, Bercely Quiroga, quien envió un mensaje de solidaridad a la familia.

“Lamento profundamente el fallecimiento de los hermanos Gilberto y Camila. Con profundo respeto, expresamos nuestro sentimiento de solidaridad y sentidas condolencias a familiares y amigos. Descansen en Paz”, expresó el mandatario local.

Los hermanos Gilberto y Camila Jerez Castañeda, según se conoció, se dedicaban a los deportes y actividades culturales en El Peñón, donde hoy la comunidad se encuentra de luto y los recuerda como jóvenes serviciales y muy alegres.

“Me embarga la tristeza puesto que fueron mis estudiantes cuando estuve por esas tierras y puedo confirmar que eran dos jóvenes geniales y sobre todo muy humildes. Fortaleza para toda la familia”, indicó una docente de la región.

Cabe recordar que los habitantes del sector norte de Bucaramanga (Santander) reportaron, el reciente lunes el hallazgo de un cuerpo a orillas del río Suratá. De acuerdo con las primeras versiones, se trataría de un hombre que había sido reportado como desaparecido días atrás.

La impactante escena fue descubierta en inmediaciones del barrio Villa Helena, donde residentes de la zona que estaban caminando cerca al afluente avistaron el cuerpo de un hombre enredado entre las piedras de la orilla, el cual se encontraba en alto grado de descomposición.

De inmediato la situación fue reportada ante las autoridades. Minutos después al sitio acudió personal de la Policía de Rescate de Bucaramanga, quienes se encargaron de realizar la inspección técnica y levantamiento del cadáver, en medio del proceso los agentes hallaron documentos de identidad.

Se trataría de Jhonny José Pérez Rojas, un hombre 30 años y de nacionalidad venezolana, quien había sido reportado como desaparecido desde el pasado viernes 25 de noviembre, cuando cayó al río en medio de la búsqueda que se adelantaba para encontrar a Jinm Alexander Ortiz Sandoval.

Al parecer, por un presunto descuido, Jhonny José fue arrastrado por la corriente del río Suratá y aunque testigos del hecho habrían intentado auxiliarlo, no fue posible evitar que desapareciera entre las aguas del afluente.