nación

Peatón murió dos días después de ser atropellado en Bucaramanga

La víctima, al parecer, habría intentado cruzar una vía sin percatarse que se aproximaba un vehículo.


Como Johan Manuel Hernández Molleda, de nacionalidad venezolana, fue identificado el hombre que perdió la vida en un centro hospitalario de Bucaramanga (Santander), luego de verse involucrado en un trágico accidente de tránsito. Las autoridades investigan lo ocurrido.

Luego de librar una intensa batalla contra la muerte, las fuerzas de Johan Manuel se agotaron y falleció en las últimas horas, en la Clínica La Merced. El fuerte impacto que recibió le provocó un trauma craneoencefálico que poco a poco deterioró su salud, según el reporte.

De acuerdo con las autoridades, el accidente ocurrió el pasado 25 de junio, cuando Hernández Molleda caminaba por la Avenida Quebradaseca con carrera 18 de la capital santandereana. Al parecer, el venezolano, de 42 años, intentó cruzar la vía sin percatarse que se aproximaba un vehículo a gran velocidad.

El hombre que conducía el carro, de placas BVB-856, no logró esquivarlo y terminó arrollándolo. El brutal golpe lazó a Johan Manuel sobre el asfalto, donde quedó inconsciente. Minutos después, una ambulancia arribó al lugar y lo trasladó hasta la Clínica La Merced, allí pasó sus últimos días.

Los médicos hicieron todo lo posible por salvarlo, pero Johan Hernández no respondió al tratamiento y el miércoles se reportó el fallecimiento. Personal de la Dirección de Tránsito de Bucaramanga acudió a la clínica y realizó el levantamiento del cuerpo, el cual fue llevado hacia la morgue de Medicina Legal.

Al parecer, la víctima habría llegado a la Ciudad Bonita hace dos años aproximadamente; sin embargo, se encontraba en condición de calle y al momento del accidente no portaba documentos que lo identificaran. El pasado jueves, 30 de junio, estaba programado el arribo de los familiares a Bucaramanga para reclamar el cuerpo.

Entre tanto, las autoridades adelantan las respectivas indagaciones para determinar cómo ocurrió exactamente este siniestro, así como la responsabilidad de los implicados.

Inseguridad desbordada en Bucaramanga

Preocupada y atemorizada se encuentra la comunidad del barrio Diamante II, de Bucaramanga, ante la “ola” de atracos que se han registrado en el sector. Los delincuentes atacan sin piedad y armados a cualquier ciudadano, por ello piden a las autoridades controles de seguridad más rigurosos.

De acuerdo con los residentes de la zona, en un lapso menor a 24 horas aproximadamente se registraron tres robos, al parecer, dos de estos habrían sido cometidos por ciudadanos de nacionalidad venezolana y quedaron captados en cámaras de seguridad.

“Se ha suscitado un sinnúmero de atracos a las personas, robos de celulares, la situación es terrible. Primero una pareja estaba en su moto y los atracaron, el novio de la chica reaccionó y los ladrones dejaron una moto abandonada. Luego en otro lugar atracaron a un señor al frente de su casa, le quitaron el celular. También a un mensajero, entregó a un local a dejar un paquete y le robaron la moto”, señaló el Junta de Acción Comunal del barrio.

“Reconocemos que son venezolanos por el acento. Estamos cercados por los ladrones, nos toca salir muy precavidos”, agregó.

Los residentes del barrio Diamante II hacen un llamado a las autoridades para que realicen mayores controles y patrullajes en el sector, toda vez que estos hechos pone en riesgo la vida de cualquier persona.