antioquia

Onda tropical mantendrá las fuertes lluvias en Antioquia durante esta semana

Al menos 35 municipios del departamento han declarado la urgencia manifiesta para solventar los estragos que generaron las fuertes precipitaciones.


El Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo de Desastres de Antioquia (Dagran) advirtió que el paso de una onda tropical generará un aumento en los niveles de las precipitaciones en seis subregiones. En consecuencia, la entidad alertó a las poblaciones a prevenir las emergencias que ya acumulan 43 muertos en los últimos meses.

Las lluvias se tendrán desde este jueves hasta el domingo 3 de julio por este fenómeno natural que tiene alta probabilidad en consolidarse como un potencial ciclón tropical. Si bien podría impactar directamente a la zona Caribe, en el pronóstico de afectaciones también figuran algunos territorios de la región Andina, entre esos Antioquia.

En este departamento se sentirá la onda en los pueblos del Urabá, Occidente, Suroeste, Norte, Valle de Aburrá y Bajo Cauca con fuertes lluvias y vientos. En efecto, podría presentarse movimientos en masas y un aumento en los niveles de ríos y quebradas, originando crecientes súbitas, vendavales, avenidas torrenciales e inundaciones.

Ante esta predicción, la Gobernación de Antioquia ordenó fortalecer el monitoreo del territorio y preparar a los organismos de socorro para hacerle frente a los ciclones tropicales, tendiendo en cuenta la actual temporada de huracanes y su incidencia en las condiciones hidrometereológicas.

“Alertamos a los municipios, pero sobre todo acudimos al principio de la corresponsabilidad y el autocuidado de la comunidad. La gestión del riesgo es un compromiso de todos. Invito a los antioqueños a estar atentos, pues con el aumento en las precipitaciones”, dijo el director del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo, Jaime Enrique Gómez.

Con base en el informe del Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam), el ciclón tropical tiene una posibilidad del 70 % de formación dentro de las próximas 48 horas generando estragos, principalmente, en sectores de La Guajira, Cesar, Magdalena, Atlántico, Bolívar y en la Sierra Nevada de Santa Marta.

En esa zona del país, el cierre de junio estará acompañado de lluvias torrenciales, tormentas eléctricas con probabilidad de vientos fuertes y rachas e incremento en la altura del oleaje.

Emergencias por la temporada de lluvia en Antioquia

Esta semana se presentaron eventos asociados a la temporada de lluvias en los municipios de Heliconia, Ciudad Bolívar, Betania, Anzá, El Santuario y Medellín. Los organismos de socorro atendieron inundaciones, crecientes súbitas y deslizamientos de tierra.

Las situaciones más críticas se presentaron en el suroeste del departamento, donde varios movimientos en masa bloquearon los principales ejes viales afectando el tránsito desde y hacia la capital de Antioquia. Según la Gobernación, varios campesinos no pudieron movilizar sus cargas, lo que se tradujo en pérdidas millonarias.

Además, en esta subregión fallecieron dos personas por las emergencias vinculadas a las precipitaciones. En el barrio Ceferino de Heliconia murió María Amalia Toro, de 65 años, luego de que un deslizamiento se desprendiera sobre su vivienda. Sus familiares lograron salir a tiempo del inmueble, pero ella quedó atrapada por los escombros.

Mientras que en Betania fue arrastrado Gildardo Antonio Ríos, de 25 años, por un creciente súbita de la quebrada La Libia del corregimiento del mismo nombre. Su cadáver fue rescata por los organismos de socorro de esa localidad luego de trabajar en su búsqueda por varios minutos.

“Mucha solidaridad y fortaleza para sus familiares. A 43 aumenta el número de personas que han perdido la vida por eventos asociados a las lluvias. No bajemos la guardia”, comentó la dirección de Gestión del Riesgo de Antioquia.

Además, en las estadísticas de la Gobernación hay más de 170 mil personas afectadas y cerca de 4 mil viviendas han tenido alteraciones este año por las constantes precipitaciones, lo que lo ubica como uno de los territorios del país con mayores damnificados.