mundo

Agencia espacial europea revela fotografías del “ojo de Marte” de 30 kilómetros de ancho

La ESA afirmó que en la superficie del cráter se ven canales que pudieron haber transportado agua hace miles de años.


Un cráter de unos 30 kilómetros de ancho con forma de ojo fue captado por la misión Mars Express perteneciente a la Agencia Espacial Europea (ESA). Según informaron en su comunicado, dentro de la cavidad habría canales que “evocan imágenes de venas que recorren un globo ocular humano”.

El cráter estaría ubicado en la zona Aonia Terra, según informó la ESA, insistiendo en que la fotografía fue tomada este 25 de abril, y que se observaron diferentes colores alrededor de la cavidad. Se estima que los canales que tiene la superficie podrían haber transportado agua hace unos 3.500 o 4.000 millones de años desde la superficie del planeta.

ESA/DLR/FU Berlín, CC BY-SA 3.0 IGO
Los diferentes colores del cráter afirman que la superficie está compuesta por diferentes materiales y minerales. - Foto: ESA/DLR/FU Berlín, CC BY-SA 3.0 IGO

De estos canales se informó que: “Parecen estar parcialmente llenos de un material oscuro y, en algunos lugares, parecen estar elevados sobre la tierra circundante. Hay una variedad de posibles explicaciones para esto. Quizá sedimentos resistentes a la erosión se asentaron en el fondo de los canales cuando el agua fluyó a través de ellos. O tal vez los canales se llenaron de lava más adelante en la historia de Marte”, explicando por qué se verían desde arriba de un gris oscuro.

Con respecto a los colores de la superficie del “ojo de Marte”, la ESA afirma que sería la evidencia de que esta estaría formada por diferentes tipos de materiales, y agrega que “en esta región se pueden ver muchas colinas: estas torres de roca con la parte superior plana se crean cuando el agua, el viento o el hielo desgastan gradualmente la tierra”, recalcando la topografía de la zona.

Es de recordar que la misión Mars Express de la ESA ha estado estudiando Marte desde 2003 y su objetivo es tomar imágenes de la superficie del planeta, buscar diferentes tipos de minerales que se puedan formar, así como el análisis de la atmósfera y el entorno.

“La cámara estéreo de alta resolución (HRSC) de la misión, responsable de estas nuevas imágenes, ha revelado mucho sobre las diversas características de la superficie de Marte, con imágenes recientes que muestran todo, desde crestas y surcos esculpidos por el viento hasta volcanes, cráteres de impacto, fallas tectónicas, canales de ríos y antiguas piscinas de lava”, explicó la ESA sobre las funciones y resultados de la misión en Marte.

La Nasa designó un equipo especial para investigar ovnis

La posibilidad de visitas extraterrestres a la Tierra se está tomando cada vez más en serio en Estados Unidos: la Nasa anunció el jueves el lanzamiento en otoño boreal de una investigación sobre objetos voladores no identificados, más comúnmente llamados por el término ovni.

No hay evidencia de que estos fenómenos tengan un origen extraterrestre, subrayó la agencia espacial estadounidense, pero el tema no puede ser más importante, porque atañe tanto a la seguridad nacional como a la del tráfico aéreo.

Después de los organismos de inteligencia, el año pasado, la Nasa ahora se ha lanzado a investigar la cuestión. “Uno de los resultados de este estudio sería hacer entender a todos (…) que el proceso científico es válido para tratar todos los problemas, incluido este”, dijo en una conferencia de prensa Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la Nasa.

Señaló que él mismo decidió iniciar esta investigación, dirigida por eminentes científicos y expertos aeronáuticos.

Mientras que las sondas y los ‘rovers’ de la Nasa recorren zonas del sistema solar en busca de fósiles de microbios antiguos, y sus astrónomos buscan las llamadas “firmas tecnológicas” en planetas distantes detrás de signos de civilizaciones inteligentes, esta es la primera vez que la agencia investigará fenómenos inexplicables en los cielos de la Tierra.

Programados para comenzar a principios de otoño boreal, los trabajos deberían durar nueve meses y conducir a un informe que se hará público.