Tendencias

Home

Mundo

Artículo

La viruela del mono es la nueva enfermedad que tiene en alerta a la OMS. Esto es lo que se sabe del virus.
España y Brasil ya han reportado casos de muertes por viruela del mono. Son los primeros casos de decesos ´por la enfermedad fuera de África. - Foto: Getty Images/iStockphoto

españa

España confirma primer caso de fallecimiento de paciente con viruela del mono

Aunque las autoridades no han revelado mayores detalles, se sabe que el paciente pertenecía a la comunidad de Valencia. Este viernes Brasil también reportó el primer caso de muerte por la enfermedad.

En el mismo sentido que lo hicieron este viernes las autoridades brasileñas, este 29 de julio el Ministerio de Sanidad de España reveló que en su territorio también se presentó el primer caso de muerte asociada a la enfermedad conocida como viruela del mono, patología originada en los años 70 en África, pero que, desde hace algunos meses viene reportando una masiva expansión mundial, haciendo que incluso la Organización Mundial de la Salud decretara la alerta sanitaria mundial por la rápida expansión del virus.

Sobre la primera muerte reportada en España, medios locales han advertido que esta no fue objeto de un amplio despliegue por parte de las autoridades locales, sino que, por el contrario, fue reportada a través de un ‘dato escondido’ en un informe emitido por la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica, en el que se hace un balance sobre los efectos y alcances de la enfermedad en ese territorio.

El informe fue revelado a la opinión pública este viernes, donde se señala que actualmente en ese país se han detectado 3.750 pacientes diagnosticados con la enfermedad, de los cuales un 3,25 requirió ser hospitalizado, lo que traduce en 120 casos, refiriendo allí también el único caso de muerte.

Este sería el primer caso de muertes originadas por la propagación de la viruela del mono en Europa, y se suma a un caso más reportado en la misma fecha por Brasil. A su turno, la OMS ha informado sobre otros cinco casos; no obstante, estos se presentarían al interior del continente del que es endémico, lo que elevaría el balance mundial a siete muertes informadas.

Pese a que el caso en España ha sido incluido dentro de las estadísticas, las autoridades sanitarias de ese país no han entregado mayores detalles sobre la identidad o datos básicos de la víctima, desconociéndose así la edad, el género y la localización, e incluso si contaba con preexistencias médicas.

No obstante, según recogen medios españoles, posteriormente se conoció un pronunciamiento por parte de las autoridades de la Comunidad de Valencia, en los que reconocen que el paciente fallecido correspondía a un hombre de su territorio.

En ese mismo sentido, se ha detallado que la persona que murió había desarrollado un fuerte cuadro de encefalitis, a consecuencia del caso de contagio, y actualmente se analizaría el caso para determinar si el deceso está relacionado directamente con el caso de contagio.

De acuerdo con la OMS, actualmente España es uno de los países más golpeados por la enfermedad, registrando un aproximado de 4.300 casos confirmados del virus, estadística distante a la presentada por el país.

Por el contrario, en el caso del hombre fallecido en Brasil, las autoridades sanitarias sí han reconocido que se trata de un paciente que residía en la localidad de Uberlandia, y tenía 41 años.

Además, en el caso del paciente brasileño, se ha afirmado que el paciente presentaba problemas de salud referidos a la capacidad de inmunidad, además de encontrarse en un proceso de tratamiento oncológico, lo que había significado que se encontraba en una situación de salud delicada al momento de contraer la enfermedad.

En ese sentido, el informe también ha detallado que el paciente se encontraba interno en Belo Horizonte, ciudad al sureste del Brasil, aclarando que el deceso se presentó tras un shock séptico, ocurrido tras ser internado en la UCI.

Actualmente, Brasil reporta 3.000 casos de la enfermedad, tras la detección del primer contagiado a comienzo del pasado mes de junio.

Teniendo en cuenta las características de la mayoría de la población contagiada, siendo estos hombres que han sostenido encuentros homosexuales o bisexuales en más del 95 % de los casos, la OMS recomendó que sea esta población la que lidere la lucha contra la enfermedad y establezca cuidados especiales entre sus miembros para evitar la adquisición y propagación del virus.

En ese mismo sentido, el director de la OMS también llamó a emprender campañas para luchar contra “el estigma y la discriminación” que han comenzado a padecer los miembros de dicha población.

Durante lo corrido de la presente semana, en Europa se conoció que en Países Bajos emprendieron una campaña especial para vacunar a los miembros de la población catalogada como de mayor riesgo.