Tendencias

Home

Nación

Artículo

Capturan en el Dorado a mujer que pretendía transportar 8 kilos de droga hacia París
Las autoridades indicaron que la mujer se encuentra recibiendo atención médica. - Foto: Policía Metropolitana de Bogotá

nación

Capturan en El Dorado a mujer que pretendía transportar más de un kilo de cocaína hacia París

La mujer fue detectada por sus comportamientos “sospechosos”.

Este 30 de septiembre, las autoridades lograron la captura de una mujer de 32 años de edad que fue señalada de transportar droga con destino a París, Francia, a través del aeropuerto internacional El Dorado. La detenida enfrenta cargos por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

Según explicó la Policía Metropolitana de Bogotá, los hechos sucedieron en la puerta ocho (8) del segundo nivel del aeropuerto. La mujer, mientras hacía su recorrido por el lugar, actuó con una “actitud sospechosa”, por lo que las autoridades estuvieron pendientes de su comportamiento.

Tras llegar al aeropuerto, la mujer habría hecho la fila para realizar el respectivo check-in en su aerolínea y luego de la revisión de sus documentos se dispuso a pasar por el filtro de seguridad en Migración; empero, cuando logró llegar a la sala de espera, fue directamente al baño, en actitud sospechosa, y justo antes de abordar el avión fue llamada aparte por funcionarios de la Estación Aeropuerto.

En ese momento, según relata la Policía, los agentes le habrían pedido que se dispusiera para un registro de su equipaje, y en ese momento fue que se encontraron ocho pequeños paquetes con 1,25 kilogramos de cocaína, lo que alarmó a las autoridades y la mujer fue puesta bajo custodia inmediatamente.

Una señora pretendía viajar con 1.250 gramos (1,25 kilogramos) de cocaína, a la ciudad de París, en Francia. Esta persona, gracias al entrenamiento de nuestros policías en el aeropuerto El Dorado, y en perfilación criminal, es sorprendida y llevada a las oficinas de antinarcóticos, en donde gracias a la autorización de la Fiscalía, se practica una inspección corporal... y se encuentra esta cantidad de droga”, indicó la Policía Metropolitana.

Hasta el momento, las autoridades no han revelado la identidad de la mujer en cuestión, pero se informó que esta fue llevada a un centro de asistencia médica para evaluar su salud.

Incautaron más de 10 mil dosis de marihuana y base de coca en Cali

Unidades del Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes, adscritas a la estación de policía Mariano Ramos, incautaron 1.550 dosis de base de coca y al menos nueve kilogramos de marihuana en un asentamiento subnormal, ubicado en la Comuna 16 de Cali.

Las sustancias fueron descubiertas al interior de bolsas plásticas abandonadas en vía pública, donde se vienen intensificando los controles policiales contra la comisión de delitos. En el lugar también fue incautada una motocicleta.

“Se pudo establecer que minutos antes, un hombre, al notar la presencia de las autoridades, huyó del lugar, dejando abandonados los estupefacientes y el vehículo en el que al parecer transportaba la droga”, señaló la Policía Metropolitana de Cali.

El estupefaciente estaba avaluado en aproximadamente 20 millones de pesos. Con su incautación, las autoridades evitaron que al menos diez mil dosis llegaran a las calles de la ciudad y que afectaran a niños, niñas y adolescentes.

Por otra parte, se incautaron 15 kilogramos de marihuana que ocultos en cajas de cartón iban a ser enviados a Norte de Santander en la modalidad de encomienda.

En esta oportunidad fue el canino Simón en apoyo de su guía, el que detectó la sustancia gracias a su olfato especializado en narcóticos.

Recientemente, la Policía tuvo otro operativo positivo, con la desarticulación de la banda Los Indios, que tenía azotado el barrio El Rodeo de Cali con la venta de estupefacientes. Diez de sus presuntos integrantes fueron capturados, vendían dosis de cocaína, marihuana y bazuco en entornos escolares y zonas residenciales del sector en mención.

De acuerdo con la investigación de las autoridades, Los Indios guardaban los estupefacientes dentro de una vivienda de ese barrio y luego la distribuían entre sus consumidores. En promedio, vendían 10.000 dosis semanales, obteniendo ganancias de 150 millones de pesos.