bogotá

La dolorosa historia del niño de 11 años abusado sexualmente que solo pudo denunciar a través de sus dibujos

Los hechos ocurrieron en el colegio Manuela Ayala Gaitán en la localidad de Engativá.


Los colegios en Bogotá y el cuidado de los niños siguen en tela de juicio. Este miércoles 25 de mayo se reportó un nuevo caso de posible abuso sexual al interior de una institución educativa con un estudiante de quinto de primaria de tan solo 11 años de edad.

El posible caso de violencia sexual se dio en el colegio público Manuela Ayala Gaitán, en la localidad de Engativá, y fue detectado por una docente de la institución.

De acuerdo con lo reportado por la Secretaría Distrital de Educación, el día 23 de mayo una docente identificó un factor de riesgo con el estudiante al evidenciar dibujos en su cuaderno con contenido sexual explícito. Dicha señal hizo que la docente enviara al estudiante a orientación escolar.

La Secretaría precisó que el día 24 de mayo se generó el acompañamiento del estudiante, quien en el marco de un espacio de confianza manifestó que presuntamente estudiantes del colegio abusaron sexualmente de él en el colegio. Tal situación habría ocurrido en un baño hace uno o dos meses, según el estudiante.

Inmediatamente se conocieron los hechos, los directivos del colegio citaron a la madre del menor y a su esposo, a quienes, la docente orientadora así como la profesional del equipo de Prevención de Violencias Basadas en Género (VBG) de RIO-P, informaron la situación de la presunta violencia sexual.

Se generó un proceso de contención emocional y se priorizó la atención inmediata del niño a través del sistema de salud y el acompañamiento, para ayudarle al máximo a disminuir los sentimientos de culpa.

La Secretaría de Salud indicó, además, que el sistema familiar se trasladó hacia el hospital con remisión del área de orientación y también se reportó a la línea 123 para efectuar el acompañamiento de la Policía de Infancia y Adolescencia. Asimismo, la institución educativa hizo la respectiva remisión de la situación a la Fiscalía General de la Nación y a la Secretaría de Salud.

El miércoles 25 de mayo se realizó seguimiento telefónico con la madre de familia, quien informó que el estudiante fue dado de alta y que hoy se encuentra con él en las instalaciones del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en el proceso de realización de exámenes físicos y las respectivas valoraciones que tienen lugar desde las áreas de trabajo social y psicología.

La madre del estudiante manifestó en la llamada telefónica de seguimiento que este jueves 26 de mayo se presentaría en la URI para exponer el caso.

“Como secretaria de Educación, rechazó cualquier acto de violencia sexual contra niñas, niños y jóvenes de los colegios y reitero nuestra decisión indeclinable de llevar ante las autoridades a cualquier persona que vulnere sus derechos y atente contra su seguridad y bienestar”, dijo la secretaria de Educación, Edna Bonilla.

Y agregó que “desde la entidad se continuará en el proceso de acompañamiento a las familias, directivos, docentes y a nuestros docentes y orientadores que se convierten en líderes de la prevención y atención a este tipo de situaciones en los entornos escolares”.

“Para la Secretaría de Educación del Distrito la protección de las niñas y los niños de cualquier acto de violencia sexual es una prioridad, como también es fundamental para la entidad escucharlos para brindarles atención oportuna en casos en los que ellos y ellas sean afectados por la vulneración de sus derechos”, resaltó también la funcionaria.

Casos en manos de la Fiscalía

En el marco de las investigaciones que se adelantan en la Fiscalía con ocasión de los abusos a niños en colegios, recientemente el fiscal Francisco Barbosa y la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, entregaron los resultados y cifras de ese delito en la capital del país.

El fiscal Francisco Barbosa advirtió que son 12 los docentes que están en juicio y 18 en imputación de cargos por delitos relacionados con abuso sexual.

El jefe del ente acusador aseguró que actualmente tiene 163 casos en etapa de indagación y que de esos, al menos 75 ya cuentan con noticia criminal, con fiscales e investigadores asignados de manera exclusiva a atender los requerimientos de las víctimas.

“Como parte del trabajo investigativo, la Fiscalía constató que sobre 72 casos había denuncia, mientras que en 88 fue necesario abrir noticia criminal. De igual manera, en tres casos no había información suficiente para abrir indagación”, dijo el fiscal Francisco Barbosa.