legalización

Regular las drogas es la solución: Hablan los precandidatos presidenciales

Cuatro precandidatos hablan sobre la propuesta de Juan Manuel Galán de legalizar todas las drogas como método eficaz para acabar con el narcotráfico.


Una fuerte controversia estalló en los últimos días entre Juan Manuel Galán y el exvicepresidente Germán Vargas Lleras: el primero viene hace tiempo con la idea de regular todas las drogas de un solo tajo, lo que en su concepto acabaría con el narcotráfico y traería otros beneficios, como mayor tributación al país y un enfoque de la salud pública. Propone que el negocio quede en manos del Estado.

Juan Manuel Galán
Juan Manuel Galán - Foto: carlos julio martínez-semana

Por su parte, Vargas Lleras se fue contra esa idea, argumentando que, entre otras cosas, no podía creer que el hijo de Luis Carlos Galán hiciera esa propuesta. Considera que tumbaría las condenas, la extradición, y que no se puede hacer sin un consenso internacional, pues se afectarían alianzas clave para la economía, además de lo contraproducente que sería la circulación libre de dichas sustancias.

Germán Vargas Lleras
Germán Vargas Lleras - Foto: juan carlos sierra-semana

El capítulo y el debate no están cerrados, y, seguramente, el tema de cómo combatir el narcotráfico será una de las principales discusiones para las elecciones en 2022. Para calentar el panorama y saber qué piensan algunos de esa idea, SEMANA consultó a cuatro precandidatos de diferentes corrientes que exponen su punto de vista sobre la propuesta.

“Regular el mercado es el camino”: Roy Barreras

Roy Barreras
Roy Barreras - Foto: juan carlos sierra-semana

El senador ha sido enfático en que, de ganar, tomará las banderas del santismo y del acuerdo de paz de La Habana, y, por lo tanto, continuará con “el legado de Juan Manuel Santos”, quien ha dicho que cree que se deben regular todas las drogas. En ese sentido, Barreras tiene una opinión similar.

“El narcotráfico es la maldición de Colombia. Financia y genera todas las violencias, prostituye las instituciones. Pudrió la política”, asevera. El senador les pide a los padres de familia entender que la prohibición eleva los precios de las sustancias y ese es el origen del problema. “Hace a esos narcotraficantes y mafiosos poderosos, millonarios y sobornadores”, señala el candidato de La Fuerza de la Paz, su nuevo movimiento que integra el Pacto Histórico.

“No hay solución en la prohibición, la prohibición es el crimen. El alcohol y el tabaco también son drogas que hacen daño. No queremos que los jóvenes y niños consuman ni alcohol, ni tabaco, ni marihuana, ni cocaína. La diferencia está en que el Estado regula el alcohol y el tabaco”, enfatiza Barreras.

Dice que hoy el negocio del narcotráfico está en manos de las mafias y, por eso, la solución sería regularlo. “Hay que arrancarles de las manos el negocio a los mafiosos. Eso se hace regulando el negocio, invirtiendo esos millones perdidos en envenenamiento de glifosato y en una guerra fracasada, en la prevención del consumo y en la salud de nuestros hijos”.

Y concluye: “Regular el mercado es el camino. Esa es la convicción nuestra en el Pacto Histórico y eso es lo que seguramente haremos en el próximo gobierno”.

“Colombia no puede tomar decisiones unilaterales”: Jorge E. Robledo

Jorge Enrique Robledo
Jorge Enrique Robledo - Foto: jonathan chiquiza

El senador Jorge Enrique Robledo, candidato de Dignidad e integrante de la Coalición de la Esperanza, cree que las políticas de la lucha contra el narcotráfico se deberían enfocar en regular las drogas, pero aclara que debe ser una decisión concertada con otros países. Así entiende la propuesta de su compañero de coalición Juan Manuel Galán.

“Colombia no puede tomar decisiones unilaterales, y, mientras el narcotráfico sea un delito, debe ser enfrentado por el Estado, distinguiendo muy bien a los consumidores y a los campesinos que cultivan coca, que no son narcotraficantes, sino víctimas del narcotráfico”, asegura Robledo.

Aun así, cuestiona que luego de 50 años haya quienes crean que la lucha contra las drogas no ha fracasado y, por ende, es importante un cambio de enfoque. “El problema no es tanto teórico como práctico. En la teoría, lo que dice Milton Friedman, Premio Nobel de Economía, es irrefutable, pero lo otro es cómo se ejecuta”, dice el senador.

La tesis de Friedman a la que se refiere Robledo habla de que, si se regulan las drogas, se le quitará el negocio a las mafias, teniendo de precedente la prohibición del alcohol en Estados Unidos el siglo pasado. De llegar a la presidencia, el senador afirma que continuará luchando contra el narcotráfico, pero buscaría alternativas. “Mientras las leyes sean las que son, y las políticas internacionales sean las que son, mi gobierno las cumplirá. Pero es importante hablar del tema”, aclara.

“No es una sola fórmula la que permita combatir los negocios ilegales”: Paloma Valencia

Paloma Valencia
Paloma Valencia - Foto: león darío peláez-semana

La senadora, en la baraja de candidatos del Centro Democrático, cree que el camino no es legalizar las drogas. Por el contrario, se debe combatir en todas sus escalas. La solución, desde su perspectiva, es atacar todos los frentes mediante diferentes estrategias, sabiendo que el problema no es el narcotráfico, sino los grupos ilegales.

“El problema de las drogas no es que sean legales o ilegales, son los grupos ilegales que las controlan. Por ejemplo, está el negocio del oro, que es un negocio legal, sin embargo, financia violencia”, asegura.

Valencia piensa que se debe atacar la destrucción de los laboratorios y de los insumos, recurrir a la extradición y la extinción de dominio, la persecución de los capitales y de los testaferros. “No es una sola fórmula la que permita combatir los negocios ilegales, tiene que ser una serie de actividades que permitan realmente reducir la productividad de esos negocios. Y, por supuesto, también hay que incluir la fumigación”, señala la senadora.

De llegar a la presidencia, recurriría al glifosato y a las demás herramientas que tenga a la mano para combatir el narcotráfico. Además, dice que esto debe ir acompañado de un programa social que le permita al Estado llegar a los territorios a brindar oportunidades y alternativas para los campesinos. No permitiría la dosis mínima, pues considera irracional que existiera cuando se está luchando en todos los frentes contra este problema.

Otro argumento para no regular las drogas, afirma, es que ante la comunidad internacional esto traería problemas. Afectaría la economía de Colombia por ir en contravía de los principales socios comerciales del país. “Al día siguiente bloquean todos los productos de los mercados colombianos”, sentencia.

Opina que legalizarlas generaría una competencia innecesaria entre el Estado y los grupos ilegales para controlar los cultivos. “Es quebrar al Estado colombiano”, alerta.

“Para Colombia es mucho menos dañino despenalizar las drogas”: Enrique Peñalosa

Enrique Peñalosa
Enrique Peñalosa - Foto: guillermo torres-semana

El precandidato y exalcalde de Bogotá Enrique Peñalosa no está del todo de acuerdo con despenalizar las drogas, pero cree que podría causar beneficios para el país. Según él, esta falta de regulación permite la presencia de mafias y otros problemas.

“La ilegalidad de las drogas lleva a que en Colombia haya organizaciones criminales poderosas, corrupción y destrucción de selvas y bosques”, le dice el exalcalde a SEMANA.

Considera que para el país sería mejor regularlas, pero no es algo que se pueda hacer de la noche a la mañana. “Para Colombia es mucho menos dañino despenalizar las drogas. Pero no es algo que podamos hacer por nuestra cuenta, ignorando a la comunidad internacional”, agrega.

Por eso, su idea sería concertar con países avanzados para convencerlos de los beneficios que esto traería y los problemas que está generando. “Es posible que haciendo entender a los países avanzados el daño que se hace a la selva, que les interesa más que el daño que se hace a los colombianos, podamos avanzar en su despenalización”, afirma. Piensa que así se podría acabar con el negocio. “La producción legal serviría a Colombia, acabando con la inmensa fuente de recursos que tienen las empresas criminales vinculadas a esa actividad”, asegura Peñalosa.